ACUERDO 1 DE 1999 

(Abril 8)

“Por el cual se acuerdan los procedimientos de acceso a los recursos que ofrece el Forec, para la rehabilitación y reconstrucción de las viviendas afectadas de los damnificados del terremoto del 25 de enero de 1999, adicionales a los subsidios por relocalización”.

El Consejo Directivo del Fondo para la Reconstrucción y Desarrollo Social del Eje Cafetero,

en uso de sus facultades legales en especial las que le confieren los decretos 197 y 350 de 1999, y

CONSIDERANDO:

Que la junta directiva del Fondo de Garantías de Instituciones Financieras expidió la Resolución 3 de marzo 29 de 1999, por medio de la cual se establece el cupo de que trata el artículo 1º del Decreto 196 de 1999;

Que por medio de los decretos 196 y 350 de 1999, el Gobierno Nacional dictó disposiciones para hacer frente a la emergencia económica, social y ecológica causada por terremoto ocurrido el 25 de enero de 1999;

Que el consejo de administración del Fondo Fiduciario para la Promoción y Reconstrucción en el Eje Cafetero, creado por el artículo 11 del Decreto 350 de 1999, expidió el Acuerdo 1 de 1999 estableciendo el subsidio directo a otorgar a los propietarios de los inmuebles afectados en los municipios establecidos en los decretos 195 y 223 de 1999;

Que es necesario reglamentar los diferentes esquemas de acceso a los recursos que ofrece el Forec para la rehabilitación y reconstrucción de las viviendas afectadas por el terremoto en el Eje Cafetero,

ACUERDA:

ART. 1º—Proceso de identificación de afectados y valoración del daño. Para ser beneficiario de los recursos del Fondo para la Reconstrucción y Desarrollo Social del Eje Cafetero (en adelante Forec), establecido en los decretos 196 y 350 de 1999, el propietario o poseedor de la vivienda afectada, deberá seguir los siguientes pasos:

1. El aspirante a ser beneficiado con los recursos del fondo solicitará a la administración delegada de la zona en la cual se encuentra la vivienda afectada la valoración del daño y la determinación del monto máximo del cual es sujeto para crédito.

2. La administración delegada deberá certificar:

a) Que el aspirante y su vivienda fueron efectivamente afectados por el terremoto del 25 de enero de 1999;

b) El tipo de intervención que debe realizarse sobre la vivienda; es decir, si es reparación o reconstrucción, y en este último caso si es necesario relocalización, y

c) El valor de la vivienda, para efectos del subsidio a la tasa de interés del cual será sujeto según el Decreto 196 de 1999, y, con base en el daño sufrido, el monto máximo de crédito que una entidad bancaria podrá ofrecerle.

ART. 2º—Elección del beneficiario. El beneficiario elige entre ser beneficiario del subsidio directo o ser beneficiario de crédito subsidiado. Las alternativas son mutuamente excluyentes.

ART. 3º—Operación del esquema de subsidio directo. Si el propietario o poseedor de la vivienda afectada decidió tomar el subsidio directo voluntariamente o no es sujeto de crédito, procederá en la siguiente forma:

1. Si el costo de la reparación es mayor al 30% del valor de la vivienda debe presentar planos de la reparación que cumpla con normas de sismorresistencia, para verificación de la administración delegada de la zona.

2. Si el valor de la reparación es mayor al subsidio, el propietario debe garantizar los recursos complementarios o redefinir el proyecto.

3. El Forec asigna subsidio directo (emite carta con derecho a cobrar el subsidio).

4. El propietario de la vivienda puede autoconstruir o elegir directamente el reparador y firmar contrato con éste.

5. Los desembolsos del subsidio se realizarán de la siguiente manera, previo visto bueno de la interventoría:

a) 30% como adelanto de la obra;

b) 40% a la mitad de adelanto de la obra, y

c) 30% al finalizar la obra.

6. La interventoría de avance de la obra estará a cargo de la administración delegada de la zona.

ART. 4º—Solicitud de crédito. Si el propietario o poseedor de la vivienda afectada desea ser beneficiario del crédito subsidiado debe realizar solicitud de crédito ante una entidad hipotecaria. En caso que el propietario o poseedor de la vivienda afectada no sea sujeto de crédito, sólo podrá optar por el subsidio directo.

ART. 5º—Operación del esquema de crédito cuando la vivienda existente es considerada garantía admisible por las entidades hipotecarias.

1. Si el costo de la reparación es mayor al 30% del valor de la vivienda, se debe presentar planos de la reparación que cumpla con normas de sismorresistencia, para verificación de la administración delegada de la zona.

2. El propietario de la vivienda puede autoconstruir o elegir directamente el constructor y firmar contrato con éste.

3. Los desembolsos del crédito se realizarán de acuerdo con el procedimiento que defina la entidad hipotecaria.

ART. 6º—Operación del esquema de crédito cuando la vivienda es no considerada garantía admisible.

1. El propietario de la vivienda deberá obtener de una entidad hipotecaria una certificación de crédito máximo que la entidad está dispuesta a otorgarle, según su capacidad de pago, y el porcentaje máximo a financiarle del valor final de la vivienda a reconstruir.

2. Si el crédito máximo que la entidad está dispuesta a otorgarle es inferior al costo de la reconstrucción o reparación de la vivienda, o este costo es mayor al valor final de la vivienda planeada multiplicado por el porcentaje máximo a financiarle, el propietario deberá contar y aportar los recursos complementarios congelándolos en una cuenta vigilada por una entidad hipotecaria o reducir las especificaciones de la vivienda a reconstruir o acogerse al subsidio directo.

3. Mientras se construye la vivienda el propietario tendrá un crédito del Forec con hipoteca sobre el bien futuro, la cual será endosada (cuando la vivienda esté terminada) a la entidad hipotecaria.

4. Para la reconstrucción de las viviendas, la administración delegada de la zona elegirá y contratará (por medio de contratos de obra) las ONG que coordinen los procesos de autoconstrucción o las firmas privadas que adelanten directamente la reconstrucción. En cualquier caso, se debe garantizar la participación de la comunidad afectada que desee involucrarse directamente en las obras de reconstrucción.

5. Con la entidad elegida para adelantar el proceso, se firma un contrato de obra, a ser financiado hasta en un 100% por el Forec. El beneficiario puede contratar obras adicionales.

6. Una vez finalizadas las viviendas serán entregadas a las familias y la hipoteca se endosará a favor de una entidad de crédito.

ART. 5º—Vigencia. El presente acuerdo rige a partir de su expedición.

Dada en Santafé de Bogotá, D.C., a 8 de abril de 1999.

(Nota: Complementado por el Acuerdo 2 de 2000 del Fondo para la Reconstrucción y Desarrollo Social del Eje Cafetero).

__________________________________________________________________