ACUERDO 402 DE 2008 

(Julio 2)

“Por el cual se establecen criterios de distribución de los recursos de la vigencia 2008 provenientes del impuesto social de municiones y explosivos de la subcuenta de promoción de la salud del Fosyga”.

El Consejo Nacional de Seguridad Social en Salud,

en uso de sus facultades legales conferidas por el artículo 218 de la Ley 100 de 1993 y en el numeral 1º del artículo 6º del Decreto 1283 de 1996, y

CONSIDERANDO:

Que el artículo 224 de la Ley 100 de 1993 creó el impuesto social a las municiones y explosivos y estableció que el Gobierno reglamentará los mecanismos de pago y el uso de estos recursos, el plan de beneficios, los beneficiarios y los procedimientos necesarios para su operación;

Que en desarrollo de lo anterior, el artículo 27 del Decreto 1283 de 1996 definió que dichos recursos ingresarán a la subcuenta de promoción de la salud del Fosyga y se destinarán para la financiación de campañas de prevención de la violencia y promoción de la convivencia pacífica a nivel nacional y territorial;

Que de conformidad con el artículo 219 de la Ley 100 de 1993, la subcuenta de promoción de la salud hace parte de la estructura del Fondo de Solidaridad y Garantía;

Que el artículo 218 de la Ley 100 de 1993 establece que corresponde al Consejo Nacional de Seguridad Social en Salud determinar los criterios de utilización y distribución de sus recursos;

Que según el informe anual del Instituto Nacional de Medicina Legal y Ciencias Forenses, durante el 2007 se registraron 13.913 casos de maltrato infantil, de los cuales 34,2% el maltrato fue cometido por el padre y el 28.2% por la madre. De las 50.397 denuncias realizadas en el centro nacional de atención al ciudadano del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar en el año 2007, se presentaron 20.781 por maltrato físico a menores de edad, 14.232 por negligencia, 4.111 por maltrato psicológico, 236 por maltrato a niños en gestación, 6.020 maltrato por abuso y explotación sexual, 3.012 maltrato por abandono, 625 por explotación laboral y 480 por mendicidad.

Que la Ley 1098 de 2006 por la cual se expide el Código de la Infancia y la Adolescencia, en su artículo 7º define la protección integral de los niños, niñas y adolescentes como “el reconocimiento como sujetos de derechos, la garantía y cumplimiento de los mismos, la prevención de su amenaza o vulneración y la seguridad de su restablecimiento inmediato en desarrollo del principio superior. La protección integral se materializa en el conjunto de políticas, planes, programas y acciones que se ejecuten en los ámbitos departamental, distrital y municipal con la correspondiente asignación de recursos financieros, físicos y humanos”;

Que el artículo 10 de la misma ley señaló que para los efectos de ese código se entiende por corresponsabilidad, la concurrencia de actores y acciones conducentes a garantizar el ejercicio de los derechos de los niños, niñas y adolescentes. La familia, la sociedad y el Estado son corresponsables en su cuidado y atención.

Que en razón a las altas cifras de maltrato infantil se considera conveniente apoyar el desarrollo de acciones que generen cambios en los comportamientos, actitudes y prácticas violentas que ejercen los adultos hacia los niños y niñas, así como apoyar procesos de sensibilización y detección temprana del maltrato infantil en la red de prestadores de servicios de salud, educadores familiares, madres comunitarias y los demás adultos a los que se refiere el documento técnico que fija los lineamientos del proyecto, con el fin de mejorar la identificación de factores de riesgo, diagnóstico oportuno y orientación a las familias en el cuidado y buen trato a niños y niñas en la primera infancia;

Que el Ministerio de la Protección Social y el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar, ICBF, han elaborado el documento técnico, soporte del presente acuerdo;

Que existe apropiación presupuestal disponible en el presupuesto de gastos de inversión del Fosyga, subcuenta de promoción de la salud, de acuerdo a la certificación expedida por la dirección general de financiamiento del Ministerio de la Protección Social;

Que el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar, ICBF, cofinanciará la realización de los proyectos territoriales a través del recurso humano calificado de las direcciones regionales y de los programas que lleva a cabo dicho organismo en las diferentes zonas del país;

Que el presente acuerdo, de conformidad con lo establecido en el artículo 16 del Acuerdo 31 del CNSSS, cuenta con concepto previo favorable de la oficina jurídica del Ministerio de la Protección Social por considerarlo ajustado a las normas vigentes;

ACUERDA:

ART. 1º—Destinación de los recursos provenientes del impuesto a las municiones y explosivos. Los recursos del impuesto social a las municiones y explosivos de la vigencia 2008 se destinan al desarrollo de proyectos territoriales para el “Diseño e implementación de una estrategia de información, educación y comunicación para promover el trato digno y la identificación oportuna de riesgos de maltrato infantil y abuso sexual en la primera infancia”, dirigida a padres y madres de familia, madres comunitarias, educadores familiares del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar, ICBF y profesionales que prestan servicios de atención en instituciones públicas y privadas del sector salud, en las ciudades capitales y la siguiente ciudad con mayor número de habitantes de los departamentos seleccionados conforme a los criterios de distribución señalados en el artículo segundo del presente acuerdo.

PAR.—Los proyectos de que trata el presente artículo, se desarrollarán de acuerdo con los lineamientos establecidos en el documento técnico elaborado conjuntamente por el Ministerio de la Protección Social y el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar, el cual forma parte integral del presente acuerdo.

ART. 2º—Criterios de distribución. Los recursos disponibles de la vigencia 2008, provenientes del impuesto social de municiones y explosivos de la subcuenta de promoción de la salud del Fosyga, por valor de mil trescientos millones de pesos ($ 1.300.000.000.00), serán distribuidos por partes iguales entre cinco (5) entidades territoriales departamentales seleccionadas de la siguiente manera:

a) Dos (2) departamentos que hayan realizado proyectos de este mismo programa con recursos de las vigencias 2004 ó 2006 y hayan demostrado impactos importantes y los mejores resultados según el informe elaborado por el Ministerio de la Protección Social, que garanticen la sostenibilidad de las acciones;

b) Dos (2) departamentos que no hayan sido objeto de asignación de recursos en las vigencias anteriores conforme a los criterios establecidos en el artículo segundo del Acuerdo 371 de 2007 del Consejo Nacional de Seguridad Social en Salud, CNSSS;

c) Un (1) departamento con el más alto índice de necesidades básicas insatisfechas, NBI para el año 2007.

ART. 3º—Ejecución de los recursos. Los recursos de que trata el presente acuerdo, serán asignados en su totalidad para el desarrollo de los proyectos territoriales para el “Diseño e implementación de una estrategia de información, educación y comunicación para promover el trato digno y la identificación oportuna de riesgos de maltrato infantil y abuso sexual en la primera infancia”, para lo cual el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar apoyará la ejecución de dichos proyectos con recurso humano calificado a nivel territorial.

ART. 4º—Seguimiento y evaluación. El Ministerio de la Protección Social y el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar, ICBF, conformarán un comité técnico que se encargará de brindar asistencia técnica permanente, seguimiento y monitoreo al desarrollo de los proyectos territoriales y presentarán al Consejo Nacional de Seguridad Social en Salud, CNSSS, un informe final de ejecución e impacto de la estrategia implementada.

ART. 5º—Vigencia. El presente acuerdo rige a partir de la fecha de su publicación en el Diario Oficial, y deroga las disposiciones que le sean contrarias.

Publíquese y cúmplase.

Dado en Bogotá, D.C., a 2 de julio de 2008.

Ministerio de la Protección Social 

Instituto Colombiano de Bienestar Familiar 

Diseño e implementación de una estrategia de información, educación y comunicación para promover el trato digno, la identificación oportuna de riesgos de maltrato infantil y el abuso sexual en la primera infancia, dirigida a padres de familia, cuidadores y profesionales del sector salud.

Documento técnico

Bogotá, D.C., diciembre de 2008.

Justificación

Según el Instituto Nacional de Medicina Legal y Ciencias Forenses (1) , 13.913 casos de maltrato infantil fueron estudiados por el sistema médico legal colombiano durante el 2007. De estos, 11.315 fueron dictaminados por médicos forenses y 2.598 por otros profesionales de la medicina. El total de casos, comparándolo con el de 2006 (13.540), es muy similar, 373 dictámenes más que no representan una diferencia estadística significativa entre los dos años. En 2005 se presentó el mayor número de casos durante los últimos diez años.

En cuanto a la distribución sociodemográfica, de la misma manera que en años anteriores, la población de niños y niñas pertenecientes al grupo entre 10 y 14 años es el que contiene el porcentaje más representativo de malos tratos físicos con un 32,6% del total de casos. Sin embargo, la tasa para el presente año establece que los menores más vulnerables a recibir una lesión física, producto de violencia intrafamiliar, son los que están en el rango de edad comprendido entre los 15 a 17 años con una tasa de 102,6 por 100.000 habitantes.

Con referencia a la escolaridad, de la misma manera que en 2006 (3.366), los menores que se encontraban cursando la secundaria fueron los más afectados durante el 2007 con el 33% (3.769 casos) del total.

Los papás son los principales victimarios de sus hijos. Así lo demuestran los datos de maltrato infantil 2007, en donde aparecen con el 62,4%, 34.2% fueron cometidos por el padre y 28.2 % por la madres. Situación que no ha cambiado con el transcurrir de los años. Una mirada hacia atrás nos revela como los progenitores lastiman a sus hijos en la casa, situación que, por preocupante que parezca, no sorprende a entidades y personas encargadas del tema del maltrato infantil, pues se mantiene como una constante en el tiempo. La explicación a esta situación se encuentra en las relaciones de poder dadas en la familia en las que niños y adolescentes llevan la peor parte.

La intolerancia, con el 55,5% de los casos (6.280), es la razón de la violencia que mayor número registró durante el 2007. En cuanto al mecanismo causal, 7.716 menores de edad fueron lastimados con objetos contundentes, tales como: puños, pies, correas o cinturones, causando en la víctima politraumatismo que, según el diagnóstico topográfico de la lesión, ocupa el primer lugar con el 28,3% (3.204) casos.

Con relación al día en que se cometen más casos de maltrato hacia los menores de edad, se encontró que los domingos registraron un mayor porcentaje de hechos 15,5%. Es el día en que los menores pasan mayor tiempo con sus papás y en sus viviendas, dato que coincide con los mayores registros de posible agresor, escenario y actividad desarrollada por la víctima en el momento de la lesión. En cuanto a esta última, el 19,8% de las víctimas realizaban una actividad vital o de descanso. Otro 19% se encontraba llevando a cabo alguna labor en el hogar.

Como se mencionó anteriormente, los hogares son el escenario más frecuente en donde los niños fueron lastimados con una diferencia de casos bastante alta con respecto al segundo, la vía pública. El porcentaje de hechos registrados en viviendas fue del 81,4%. El hogar ha sido durante años, y contrario a cualquier imaginario, el lugar en donde más inseguros están los menores de edad. Septiembre, con 938 casos, fue el mes en el que más fueron lastimados los menores, seguido de enero con 905. En cuanto a la hora, los victimarios prefirieron las noches (32,2%) y las tardes (29%).

El maltrato infantil se presenta en todos los niveles socioeconómicos, sin importar la cultura propia de cada región ni las características en las que enmarcan su diario vivir, el maltrato se da tanto en la zona urbana como en la rural. Se presenta mayor porcentaje (92%) con 9.847 casos en el perímetro urbano; en la zona rural se registran 589 casos (6%). El maltrato varía de acuerdo con circunstancias, costumbres y factores en cada región.

De las 50.397 denuncias realizadas en el centro nacional de atención al ciudadano del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar en el año 2007, se presentan 20.781 por maltrato físico a menores de edad, 14.232 por negligencia, 4.111 por maltrato psicológico, 236 por maltrato a niño en gestación, 6,020 maltrato por abuso y explotación sexual, 3.012 maltrato por abandono, 625 por explotación laboral y 480 por mendicidad.

La violencia intrafamiliar es entendida como un fenómeno complejo y multicausal en el que se conjugan diferentes factores: individuales, familiares, sociales y culturales. Se constituye en un grave problema de derechos humanos y de salud pública porque afecta, directamente, a la población en su integridad física y mental y obliga al Estado a generar esfuerzos interinstitucionales e interdisciplinarios que permitan intervenir en los diferentes contextos en que se hallan inmersas las familias, para lo cual se propone generar una alianza entre el Ministerio de la Protección Social y el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar, y apuntarle a este propósito.

La responsabilidad por mejorar la calidad de vida de los colombianos y transformar las formas violentas de resolución de conflictos al interior de las familias, convoca a la sociedad y al Estado a buscar alternativas que permitan dirimir, de manera concertada y pacífica, dichos conflictos reforzando los factores protectores que inciden en la promoción de la convivencia, la democracia familiar y autoestima, trabajando los factores desencadenantes de la violencia intrafamiliar.

De acuerdo con dicho compromiso este proyecto se orienta a propiciar acciones de promoción de la convivencia y prevención de la violencia física, psicológica y sexual en los niños y niñas, a través de estrategias de información, educación y comunicación con padres y madres de familia, madres comunitarias, educadores familiares y prestadores de servicios de salud, de tal manera, que se refuercen conocimientos sobre trato digno y se transformen actitudes de los adultos significativos (2) frente a pautas de crianza, especialmente dirigidas a la primera infancia.

La primera infancia brinda oportunidades únicas para cambiar el curso del desarrollo de niños y niñas porque en esa etapa, hay una interacción muy fuerte y propicia para el desarrollo de competencias y habilidades sociales. Diversos estudios han demostrado que los años preescolares constituyen un período óptimo para prevenir las manifestaciones violentas y agresivas y para modificarlas con programas de prevención primaria y secundaria que logren impactar, de manera simultánea, a los diferentes contextos de socialización (Eming Young, 2003) (3) .

En el marco de política de primera infancia y de los lineamientos para su política educativa, se promueven el “cuidado y acompañamiento afectuoso e inteligente del crecimiento y el desarrollo del niño mediante la creación de ambientes de socialización seguros y sanos”. Ambientes en los que cada niño pueda encontrar las mejores posibilidades para el sano y vigoroso desenvolvimiento de su singularidad, en los que se reconozca la formación de la confianza básica y el fortalecimiento del vínculo afectivo como ejes fundamentales del desarrollo infantil.

De acuerdo con lo anterior, el Ministerio de la Protección Social y el ICBF se comprometen a desarrollar procesos de transformación cultural y de formación dirigidos a madres comunitarias, padres y madres de familia, educadores familiares y profesionales del sector salud, a través de actividades informativas, comunicacionales y de formación que generen cambios en los comportamientos, actitudes y prácticas violentas que ejercen los adultos significativos frente a los niños y niñas en la primera infancia. De igual forma, es necesario que los profesionales del sector salud reciban contenidos de formación sobre las competencias y obligaciones del sector, la identificación de factores de riesgo, diagnóstico oportuno y orientación a las familias en el cuidado y buen trato a niños y niñas de 0 a 6 años.

Objetivo general

Promover el trato digno y la identificación oportuna de riesgos de maltrato infantil y abuso sexual en la primera infancia a través de una estrategia de información, educación y comunicación, dirigida a padres y madres de familia, educadores familiares, madres comunitarias y profesionales del sector salud.

Objetivo específicos

• Brindar conocimientos sobre trato digno e identificación de factores de riesgo de maltrato y abuso sexual asociados a la primera infancia, a través de una estrategia de formación dirigida a padres y madres de familia, educadores familiares y madres comunitarias.

• Proveer herramientas técnicas a personal de la salud para la identificación de factores de riesgo, diagnóstico oportuno y pautas de orientación para la prevención y atención de maltrato infantil y abuso sexual durante la primera infancia.

• Reforzar pautas de crianza y conocimientos sobre trato digno a niños y niñas de 0 a 6 años a través del desarrollo de una estrategia comunicacional masiva a nivel regional.

• Evaluar los cambios generados por la estrategia de información, educación y comunicación en los diferentes beneficiarios del proyecto.

Población objeto

• Padres y madres de familia de niños y niñas menores de 6 años que asisten a hogares comunitarios de bienestar de las ciudades capitales y segundas ciudades con mayor número de población de los departamentos seleccionados.

• Madres comunitarias de los hogares comunitarios de bienestar del ICBF en las ciudades seleccionadas.

• Educadores familiares del ICBF en las ciudades seleccionadas.

• Profesionales que prestan servicios de atención en el sector salud (público y privado) en las ciudades seleccionadas.

Criterios para la selección de los departamentos:

Se seleccionarán cinco (5) entidades territoriales departamentales de la siguiente manera:

a) Dos (2) departamentos que hayan realizado proyectos de este mismo programa con recursos de las vigencias 2004 ó 2006 y hayan demostrado impactos importantes y los mejores resultados según los estudios anteriores y posteriores a la implementación del programa, que garanticen la sostenibilidad de las acciones;

b) Dos (2) departamentos que no hayan sido objeto de asignación de recursos en las vigencias anteriores conforme a los criterios establecidos en el artículo segundo del Acuerdo 371 de 2007 del Consejo Nacional de Seguridad Social en Salud, CNSSS;

c) Uno (1) departamento con el más alto índice de necesidades básicas insatisfechas, NBI para el año 2007.

Fases de ejecución

El proyecto se desarrollará durante 10 meses, a través de las siguientes fases:

1. Selección de familias, agentes educativos comunitarios y profesionales de la salud y levantamiento de las siguientes líneas de base.

• Conocimientos, actitudes y prácticas de interrelación de padres/madres de familia hacia niños y niñas.

• Conocimientos, actitudes y prácticas profesionales del sector salud frente al maltrato infantil y el abuso sexual.

• Conocimientos, actitudes y prácticas de agentes educativos comunitarios frente al maltrato infantil y el abuso sexual.

Para el levantamiento de esta línea de base se tomarán como insumos los instrumentos aplicados en el proyecto “Modelo de atención para la prevención, detección y atención de la violencia doméstica”, desarrollados durante el año 2006-2007 por el ICBF con el apoyo del BID.

2. Desarrollo de estrategia de formación.

Se conformarán grupos de padres y madres de familia, madres comunitarias y educadores familiares, así como de profesionales del sector salud, en cada una de las ciudades seleccionadas. Mediante una metodología pedagógica de tipo participativo se brindarán los contenidos de formación.

Para padres de familia, madres comunitarias y educadores familiares. Se realizarán sesiones educativas por grupos en las 10 ciudades seleccionadas para brindar herramientas de manejo de los comportamientos propios de la primera infancia y evitar las situaciones de maltrato hacia los niños y las niñas. Posterior a la capacitación, los educadores familiares conformarán grupos con los padres y madres de familia de los niños de los hogares comunitarios de bienestar para fortalecer y hacer seguimiento a la aplicabilidad de los conocimientos adquiridos.

Para profesionales del sector salud. Se realizarán actividades de formación sobre las competencias y obligaciones del sector salud frente a la prevención y atención del maltrato infantil y el abuso sexual, se entregarán herramientas para la identificación de factores de riesgo, diagnóstico oportuno y orientación a las familias en el cuidado y buen trato a niños y niñas de 0 a 6 años.

Los niños y niñas detectados en riesgo de maltrato serán remitidos con sus familias a los programas de promoción y prevención de la respectiva EPS.

3. Diseño e implementación de la estrategia de comunicación.

Con los contenidos trabajados en la estrategia de formación y validados por los padres y madres de familia sobre factores de riesgo y factores protectores en maltrato infantil y abuso sexual en niños, niñas entre los 0 y 6 años, se diseñarán las piezas de la estrategia comunicacional.

A través del establecimiento de contratos y alianzas con canales regionales de televisión, cadenas radiales comerciales y emisoras comunitarias, se difundirá la estrategia en forma masiva en los cinco departamentos de las ciudades seleccionadas.

4. Evaluación.

Se realizará una evaluación final sobre conocimientos, actitudes y prácticas de interrelación de padres/madres de familia hacia niños y niñas, de profesionales del sector salud y de los agentes educativos comunitarios frente al maltrato infantil y el abuso sexual, con el objeto de medir el efecto de la estrategia de información, educación y comunicación en la población sujeto de intervención de las 10 ciudades seleccionadas.

Resultados esperados

• 875 padres y madres de familia de niños y niñas menores de seis años, con conocimientos sobre pautas de crianza apropiadas para el manejo de situaciones relacionadas con el proceso de desarrollo propio de la primera infancia.

• 750 madres comunitarias y educadores familiares del ICBF con conocimientos sobre pautas de crianza apropiadas para el manejo de situaciones relacionadas con el proceso de desarrollo propio de la primera infancia.

• 375 profesionales del sector salud que prestan servicios de atención en IPS (públicas y privadas), formados en la identificación de factores de riesgo, diagnóstico oportuno y dando orientación para la prevención del maltrato infantil y el abuso sexual en la primera infancia a padres y cuidadores que lleguen a consulta (Guía de atención Res. 412/01).

• 5 Estrategias de comunicación diseñadas e implementadas, a través de diferentes medios masivos, en los 5 (cinco) departamentos de las ciudades seleccionadas.

• 5 Documentos con los resultados de evaluación de los cambios generados por la campaña de comunicación masiva y la estrategia de información y educación en la población beneficiaria del proyecto.

Propuesta operativa

Se conformarán 80 grupos distribuidos de la siguiente manera:

En cada una de las ciudades capitales se conformarán 10 grupos distribuidos así: 4 para padres y madres de familia o cuidadores, 4 para madres comunitarias y educadores familiares y 2 para profesionales de la salud integrados cada uno por 25 personas. En las 5 ciudades serían 50 grupos, para un total de 1.250 personas.

En cada una de las ciudades intermedias se conformarán 6 grupos distribuidos así: 3 para padres de familia o cuidadores, 2 para madres comunitarias y educadores familiares y 1 para profesionales de la salud integrados cada uno por 25 personas. En las 5 ciudades serían 30 grupos, para un total de 750 personas.

CiudadesPadres y madres de familiaMadres comunitariasEducadores familiaresProfesionales de saludTotal
Capitales de los 5 dtos. seleccionados4 grupos de 25 personas
25 x 4= 100
100 x 5= 500
3 grupos de 25 personas
25 x 3= 75
75 x 5= 375
1 grupo de 25 personas
25*5=125
2 grupos de 25 profesionales
2 x 25= 50
50 x 5= 250
1.250
Segundas ciudades de departamento con mayor número de población3 grupos de 25 personas
3 x 25= 75
75 x 5= 375
1 grupo de 25 profesionales
25*5=125
1 grupo de 25 personas
25*5=125
1 grupo de 25 profesionales
25 x 5= 125
750
Totales8755002503752.000

Total beneficiarios directos: 2.000

Beneficiarios indirectos:

• 6.500 niños y niñas asistentes a los hogares comunitarios de bienestar del ICBF y sus padres

• 7.500 familias beneficiarias de los educadores familiares

• 1.800 niños y niñas hijos de los padres de familia directamente formados

• Niños y niñas asistentes a los servicios de salud y sus familias

• Población total de las 10 ciudades seleccionadas y de otros municipios de los departamentos a los que llegue la estrategia comunicacional masiva

• Niños, niñas y sus padres atendidos por los profesionales de la salud.

Sesiones de sensibilización, información y formación por departamento:

Con los grupos de padres de familia, madres comunitarias y educadores familiares se desarrollarán 4 sesiones de 4 horas para cubrir un total de 16 horas. Para el sector de los profesionales de salud, se desarrollarán dos talleres de 8 horas cada uno para un total de 16 horas.

A los educadores familiares se les realizarán dos sesiones adicionales (de 3 horas cada una) para fortalecerlos en la técnica de la visita domiciliaria, para el seguimiento a las familias beneficiarias del proyecto.

Los contenidos de la capacitación tendrán como insumo el modelo de atención para la detección, prevención y tratamiento de la violencia doméstica en el marco de cooperación con el proyecto BID-ICBF, así como los contenidos para el diseño e implementación de la estrategia de comunicación.

Total sesiones de formación

PoblaciónNúmero total de gruposSesiones por grupoTotal
Padres y madres de familia354140
Madres comunitarias y educadores familiares306180
Profesionales de salud15230
 8012350

Total de sesiones del proyecto: 350

Presupuesto solicitado

Fuente de financiaciónMonto
Impuesto social a las municiones y explosivos de la subcuenta de promoción del Fosyga, vigencia 2008$ 1.300.000.000
El ICBF aportará recursos en especie a través de las acciones educativas y de seguimiento a las familias que se desarrollarán a través del programa educadores familiares y hogares comunitarios de bienestar$ 2.329.842.500
Total$ 3.629.842.500

Nota: Los valores se ajustaron de acuerdo con los costos de las modalidades-ICBF para el 2008.

Cronograma de actividades

ActividadMes
123456789101112
Ajuste de propuesta y presentación al CNSSSX           
Elaboración de resolución de asignación de recursosX           
Conformación de comité o equipo técnico MPS-ICBFX           
Elaboración de lineamientos técnicos para la presentación de proyectosX           
Comunicación de asignación de recursos, solicitud de proyectos y de datos de cuentas bancariasX           
Mesa de trabajo con los delegados de las secretarías de salud y de las direcciones regionales del ICBF X          
Evaluación de proyectos, emisión de conceptos técnicos X          
Giro del 50% de los recursos asignados X          
Elaboración de planes de trabajo con entidades territoriales X          
Seguimiento a procesos de contratación en las entidades territoriales  X         
Primer informe de ejecución presentado por las secretarías de salud. Giro del 25% de los recursos   X        
Segundo informe de ejecución      X     
Tercer informe de ejecución. Giro del 25% de los recursos         X  
Informes finales           X
Acompañamiento técnico y monitoreo XXXXXXXXXXX

(1) Forensis, 2007 Instituto de Medicina Legal y Ciencias Forenses.

(2) Personas que intervienen en forma directa en el desarrollo y cuidado de los niños y las niñas, tales como: padres y madres de familia, cuidadores, miembros cercanos de la familia, maestros, etc.

(3) Young, Mary Eming. Especialista en desarrollo infantil, Human Development Netwok Education Group, Banco Mundial, Aprendizaje temprano, ganancias futuras. En; Primera infancia y desarrollo. El desarrollo de la década. ICBF, Alcaldía Mayor de Bogotá, DABS, Save the Children Reino Unido, Unicef, Cinde, 2003.

_______________________________________________