ACUERDO 7 DE 1999 

(Julio 28)

“Por el cual se adoptan medidas complementarias para la reconstrucción de vivienda de propietarios y poseedores en la zona del Eje Cafetero”.

El Consejo Directivo del Fondo para la Reconstrucción y Desarrollo Social del Eje Cafetero,

en uso de sus facultades legales en especial las que le confieren los decretos 197 y 350 de 1999,

ACUERDA:

ART. 1º—Beneficiarios del subsidio directo. El subsidio directo beneficia a personas naturales propietarias o poseedoras, de inmuebles afectados por el sismo del 25 de enero de 1999, que figuren en el censo del Ministerio de Desarrollo Económico.

ART. 2º—Utilización del subsidio. El subsidio sólo podrá utilizarse en los municipios que resultaron afectados, de conformidad con los decretos 195 y 223 de 1999.

ART. 3º—Número de subsidios por beneficiario. En el caso que exista pluralidad de propietarios o poseedores sobre una misma unidad de vivienda, se entregará un subsidio directo por dicha unidad. Sólo hay lugar al pago de un subsidio directo por unidad de vivienda. Cuando se trate de inmuebles que resulten afectados y exista pluralidad de propietarios o poseedores y sean varias las unidades afectadas se procederá a otorgar subsidio por cada unidad sin exceder de un subsidio por propietario o poseedor por unidad de vivienda.

ART. 4º—Valor del subsidio directo. El subsidio directo se adjudicará en pesos, teniendo en cuenta el valor del salario mínimo legal mensual vigente a la fecha de su aprobación por parte del consejo directivo y no es sujeto de ajustes. En el evento de haber recibido pago de compañías de seguros el valor del subsidio será la diferencia entre el valor total del daño y el valor reconocido por la compañía de seguros hasta 34 smlm.

ART. 5º—Plazo del desembolso. El plazo máximo para solicitar el desembolso del subsidio o su saldo es de 12 meses contados a partir de la fecha de su aprobación o de la entrega de la carta.

PAR. 1º—Previo al primer desembolso del subsidio, el beneficiario firmará ante la gerencia zonal un pagaré por el valor del subsidio, el cual será devuelto o anulado una vez finalizada cabalmente la obra. La gerencia zonal deberá informar al Fondo para la Reconstrucción y Desarrollo Social del Eje Cafetero los eventos en los cuales se debe hacer efectivo el pagaré.

PAR. 2º—Los desembolsos del subsidio en la forma establecida en el artículo 3º del Acuerdo 01 emanado del Fondo para la Reconstrucción y Desarrollo Social del Eje Cafetero del 18 de abril de 1999, también procederán para el caso de adquisición de vivienda en proceso de construcción.

ART. 6º—Endoso y autorización de administración del subsidio a favor de la gerencia zonal. El beneficiario podrá endosar y/o autorizar el giro del subsidio y la administración del mismo a favor de la gerencia zonal, para que ésta coordine los procesos de reparación, autoconstrucción o reconstrucción dirigida.

ART. 7º—Reconocimiento de reparaciones ya realizadas. Podrán acceder al subsidio directo hasta por 34 smlm de que trata el Acuerdo 01 emanado del Fondo para la Reconstrucción y Desarrollo Social del Eje Cafetero del 18 de abril de 1999, los propietarios o poseedores de inmuebles afectados que hayan financiado de sus propios recursos la reparación o reconstrucción del inmueble, respetando las normas urbanas de construcción existentes y las normas sobre sismorresistencia.

PAR. 1º—El valor del daño, en el caso de inmuebles asegurados, será el certificado por la compañía de seguros. Para los inmuebles que no se encontraban asegurados, el valor del daño será aquel que establezca la gerencia zonal, para lo cual el propietario o poseedor deberá adjuntar las evidencias fotográficas y facturas que sirvan de soporte para dicha evaluación.

PAR. 2º—Cuando la reparación o reconstrucción haya sido realizada con créditos comerciales, los predios que resultaron afectados, de conformidad con el censo elaborado por el Ministerio de Desarrollo se podrá acceder a cambiar su deuda a un crédito subsidiado en los términos de los decretos 196 y 350 de 1999.

ART. 8º—Inversión de los recursos complementarios. Si el proyecto de reparación o reconstrucción es superior al subsidio reconocido, los recursos complementarios que deban ser aportados por el propietario o poseedor, deberán ser invertidos con antelación al primer desembolso del subsidio.

ART. 9º—Zonas comunes. En los casos de bienes sometidos al régimen de propiedad horizontal la evaluación del daño comprenderá las áreas privadas y lo correspondiente a la afectación porcentual de áreas comunes que corresponda al inmueble afectado o al propietario del inmueble afectado.

ART. 10.—Exoneración del avalúo del inmueble. No se requerirá el avalúo del inmueble cuando:

• Desde el proceso de identificación, el propietario o poseedor opta por el subsidio directo y la vivienda ha sufrido pérdida total, caso en el cual tendrá como valor del daño sufrido 34 smlm.

• Desde el proceso de identificación, el propietario o poseedor opta por el subsidio directo y los daños sufridos por la vivienda superan el equivalente a 42.5 slmv.

• Una estimación preliminar del valor de la vivienda arroja un valor, antes de los daños sufridos por el terremoto, inferior a 106 smlm o superior a 148 smlm.

ART. 11.—Presentación de planos. El requisito de presentación de planos con cumplimiento de normas sismorresistentes se limitará a aquellas viviendas en relación con las cuales las evaluaciones realizadas por parte del municipio o por el censo del Ministerio de Desarrollo haya calificado su daño o estado como rojo o severo.

ART. 12.—Programa de vivienda para arrendatarios. De conformidad con los decretos 196 y 350 de 1999 tendrán prioridad para los programas de vivienda de arrendatarios, quienes se encuentren viviendo en alojamientos temporales, y se hayan inscritos en el censo elaborado por la Red de Solidaridad Social, y dentro de éstos deberán ser atendidos, en primer lugar, los afiliados a las cajas de compensación y, en segundo lugar los no afiliados.

ART. 13.—Personas autorizadas para realizar las reparaciones o reconstrucciones. La reparación o reconstrucción de la vivienda que acceda a un subsidio directo o un crédito subsidiado superior a 9 smlm e inferior a 43 smlm, o cuando el valor de las obras sea superior al 30% del valor de la vivienda, deberá ser dirigida por personas con experiencia mayor a dos años en estas áreas, ya sean maestros de obras o que cuenten con un título técnico o universitario en ingeniería civil, arquitectura, construcción. Cuando el valor de las obras sea igual o superior a 43 smlm, la reparación o reconstrucción deberá ser dirigida por personas con un título profesional universitario en ingeniería civil o en arquitectura, con más de cinco años de experiencia.

En el caso de personas jurídicas, los requisitos se aplicarán tanto a la entidad como a los profesionales que directamente dirijan las obras.

Estas personas se podrán inscribir, demostrando su capacitación y experiencia en las gerencias zonales, las cuales tendrán disponibles listados de ellas para que los propietarios o poseedores de las viviendas afectadas realicen libremente su selección.

ART. 14.—Complementariedad entre otras fuentes de donación y los recursos del Gobierno Nacional. Otras fuentes de auxilios o donaciones, de acuerdo con lo que determine el donante, cuando sean dirigidas a los propietarios o poseedores de viviendas podrá beneficiar a aquellos pertenecientes a los estratos 1 y 2 respecto de los cuales el subsidio directo no ha cubierto completamente el daño sufrido por la vivienda, para cubrir la parte faltante, en igual proporción a los aportes propios que dicho propietario o poseedor realice. Así mismo, cuando existan seguros que hayan sido utilizados antes que el subsidio directo o el crédito subsidiado, ninguno de estos dos últimos podrá ser superior al valor que resta para cubrir el daño sufrido.

En todo caso, ningún afectado por el terremoto podrá recibir un subsidio directo que provenga del Fondo para la Reconstrucción y Desarrollo Social del Eje Cafetero, mayor a 34 smlm ni mayor al daño sufrido. Se entenderán por subsidio no solamente los recursos monetarios sino también los aportes en lotes, materiales, etc.

Publíquese.

Dado en Santafé de Bogotá, D.C., a 28 de julio de 1999.

___________________________________________________________