Auto 2013-00699 de mayo 9 de 2013

CORTE SUPREMA DE JUSTICIA 

SALA DE CASACIÓN CIVIL

Ref.: Expediente 110010203000-2013-00699-00

Magistrado Ponente:

Dr. Fernando Giraldo Gutiérrez

Se decide lo pertinente dentro del radicado de la referencia.

Bogotá, D.C., nueve de mayo de dos mil trece.

Antecedentes:

1. Víctor Manuel Linares Valencia y Luz Mireya Beltrán Galindo buscan el cambio de radicación de los procesos de sucesión de Tito Livio Tarache Mariño y Juan Pablo Tarache González, que se adelantan ante el Juzgado Promiscuo de Familia de Paz de Ariporo (fls. 1 al 45).

2. La Corte, en auto de 8 de abril de 2013, dispuso librar comunicación al funcionario de conocimiento, poniéndolo al tanto de lo pretendido (fls. 48 al 51).

3. Esa autoridad presentó escrito manifestándose, al cual anexó cuatro juegos de copias informales tomadas de la sucesión intestada de Tito Libio Tarache Mariño, en 4, 8, 59 y 141 folios (fls. 53 al 55).

Consideraciones

1. El cambio de radicación, contemplado en los artículos 30 a 32, en sus numerales 8º, 6º y 5º, respectivamente, de la Ley 1564 de 2012, es una de las innovaciones del Código General del Proceso, que entró a regir a partir del 1º de octubre de 2012, de conformidad con el numeral 4º del artículo 627 ibídem.

2. Tales preceptos establecen la posibilidad de que se remita un proceso o actuación de carácter civil, comercial, agrario o de familia, de un despacho a otro, al interior de un mismo distrito judicial, en cuyo caso es competente para decidir la respectiva Sala del Tribunal Superior correspondiente.

Sin embargo, cuando las condiciones son tales que se requiere el traslado de un diligenciamiento de la naturaleza referida a otro distrito, debe ser sometido a discreción de esta Sala, como ocurre en el presente caso.

3. En relación con el trámite que se le debe impartir, este queda delimitado por el artículo 30 ídem, numeral 8º, que en sus incisos segundo y tercero establece que cuando en el lugar en donde se esté adelantando el pleito existan circunstancias que puedan afectar el orden público, la imparcialidad o la independencia de la administración de justicia, las garantías procesales o la seguridad o integridad de los intervinientes, a la solicitud se adjuntarán las pruebas que se pretenda hacer valer y se resolverá de plano por auto que no admite recursos.

Pero si el motivo consiste en “deficiencias de gestión y celeridad de los procesos”, es necesario obtener concepto previo de la Sala Administrativa del Consejo Superior de la Judicatura, sin que ello implique su obligatoriedad.

4. Entre los motivos aducidos por los suplicantes, además de amenazas contra su vida, están los que denominan “grave enemistad” con el titular del despacho de conocimiento, carencia de jurisdicción, omisión injustificada a tramitar un incidente de desembargo, “graves galimatías procesales”, “consuetudinaria violación al debido proceso”, “otro acto de venganza” y “primacía domiciliaria”.

Tales inconformidades están relacionadas con falencias procesales, que requieren de un examen por parte de los funcionarios encargados de administrar la Rama Judicial, para que, en la forma como se dejó advertido, se pronuncien antes de tomar la determinación a que haya lugar.

5. En vista de que las normas adjetivas citadas no señalan un lapso para la rendición del informe, así como la perentoriedad de la solución, se concederán diez (10) días para el efecto, conforme lo autoriza el artículo 119 del Código de Procedimiento Civil.

6. Sobre el particular la Sala tiene previsto que “la decisión sobre el cambio de radicación de un determinado asunto, ‘cuando se adviertan diferencias de gestión y celeridad de los procesos’ debe contar, previamente, con el concepto de la Sala Administrativa del Consejo Superior de la Judicatura (…) Por ello, se dispone que dicho organismo, en el término de diez (10) días, emita su opinión alrededor de la petición de cambio de radicación a que se contraen estas diligencias” (auto de 7 de marzo de 2013, Exp. 2012-02646-00).

7. Lo dicho por el Juez Promiscuo de Familia de Paz de Ariporo se tendrá en cuenta en su debido momento.

Decisión

En mérito de lo expuesto, la Corte Suprema de Justicia, Sala de Casación Civil,

RESUELVE:

1. Pedir a la Sala Administrativa del Consejo Superior de la Judicatura que, en diez (10) días, emita concepto sobre el cambio de radicación formulado por Víctor Manuel Linares Valencia y Luz Mireya Beltrán Galindo, respecto de los procesos de sucesión de Tito Livio Tarache Mariño y Juan Pablo Tarache González, que en la actualidad cursan ante el Juzgado Promiscuo de Familia de Paz de Ariporo.

2. Incorporar al plenario el memorial remitido por el titular del despacho de conocimiento, con sus anexos, los que se apreciaran por su mérito oportunamente.

3. Ordenar a secretaría que:

a) Libre el correspondiente oficio, anexando copia del petitorio.

b) Controle el plazo otorgado y acucie, sin necesidad de auto que se lo imponga, el cumplimiento de lo aquí dispuesto.

c) Recibida la respuesta, ingrese con prontitud las diligencias a despacho.

Notifíquese.

Magistrado: Fernando Giraldo Gutiérrez.