Auto 2014-00014 de abril 25 de 2014

CONSEJO DE ESTADO 

SALA DE LO CONTENCIOSO ADMINISTRATIVO

SECCIÓN QUINTA

Radicación: 11001-03-28-000-2014-00014-00

Consejera Ponente:

Dra. Susana Buitrago Valencia

Electoral - Auto que resuelve súplica

Actor: Jose Leonardo Bueno Ramírez

Demandado: Álvaro Uribe Vélez

Bogotá, D.C., veinticinco de abril de dos mil catorce.

EXTRACTOS: «Para resolver se considera:

De conformidad con el inciso cuarto del artículo 276 del Código de Procedimiento Administrativo y de lo Contencioso Administrativo, la Sala es competente para conocer y decidir el recurso ordinario de súplica que se interpuso contra el auto de la señora Consejera Ponente, que rechazó la demanda de nulidad electoral. En dicha demanda, presentada el 13 de marzo de 2014, se solicitó que se anule el “acto administrativo” mediante el cual se elige al señor Álvaro Uribe Vélez, como Senador de la República para el período 2014-2017, por el movimiento Centro Democrático.

Como el actor no anexó el acto administrativo que dice demandar, la ponente, previo a pronunciarse sobre la admisión de la misma, solicitó al Consejo Nacional Electoral que remitiera copia auténtica del mismo. Esta entidad respondió en oficio del 26 de marzo de 2014, que no se ha producido acto alguno en el que se declare al señor Álvaro Uribe Vélez, electo Senador de la República. Esta información condujo al rechazo de la demanda por parte de la Consejera de Estado doctora Lucy Jeannette Bermúdez Bermúdez en auto de 3 de abril de 2014. Es esta la decisión que se suplica y que la Sala resuelve.

El demandante es consciente de la inexistencia del acto administrativo de elección; pese a ello, pero de manera confusa refiere que si bien no existe en forma escrita, se cuenta con “la voluntad ficta o presunta del correspondiente acto administrativo”. La Sala toma en consideración frente a tal argumento novedoso y extraño del suplicante, que el artículo 139 del Código de Procedimiento Administrativo y de lo Contencioso Administrativo es perentorio cuando dispone lo siguiente:

“ART. 139.—Cualquier persona podrá pedir la nulidad de los actos de elección por voto popular o por cuerpos electorales, así como de los actos de nombramiento que expidan las entidades y autoridades públicas de todo orden. Igualmente podrá pedir la nulidad de los actos de llamamiento para proveer vacantes en las corporaciones públicas (...)”.

Entonces es requisito sine qua non, indispensable, para demandar la nulidad de una elección por voto popular, que esta haya sido efectivamente declarada por la autoridad competente. Debe constar en acto administrativo, de forma expresa. No ser tácita ni inferida ni presunta. Pero en el caso, como lo señaló el auto atacado en súplica, no existe acto administrativo en el que se haya declarado la elección del señor Álvaro Uribe Vélez como Senador de la República.

Así lo certificó el 26 de marzo de 2014 el Consejo Nacional Electoral, autoridad pública que en virtud del numeral 8º del artículo 263 de la Constitución Política, es el ente competente para declarar la elección de los congresistas. Comoquiera que para el 14 de marzo de 2014, fecha en que se presentó la demanda, no existía el acto de elección, ni a la fecha actual se cuenta en el expediente con prueba en tal sentido que varíe ese estado de cosas, no es posible demandar la nulidad de un acto administrativo que no ha nacido a la vida jurídica.

Por lo tanto, resulta inadmisible y no es de recibo el primer argumento del suplicante.

Tampoco procede la pretensión subsidiaria consistente en que se disponga “la suspensión del proceso” (sic) mientras se produce la declaratoria de esa elección, y se le ordene a la Registraduría Nacional del Estado Civil que remita copia de tal acto. Es mínima carga en cabeza del demandante, cuando solicita la nulidad de un acto administrativo, que demuestre la existencia de este. No existe en el ordenamiento jurídico colombiano la posibilidad de iniciar un contencioso electoral fundado en una demanda de nulidad contra un acto de elección presunto, a voces del demandante, esto es, posible de producirse, pero que todavía no se ha materializado, que no tiene aún vida legal.

Y, se repite, en el expediente no existe acto administrativo, expedido por autoridad competente, en el que se haya declarado elegido al señor Álvaro Uribe Vélez, como Senador de la República.

En consecuencia, el auto de la Consejera Ponente del 3 de abril de 2014, en el que rechazó la demanda por las razones aludidas, será confirmado.

En mérito de lo expuesto, el Consejo de Estado, Sala de lo Contencioso Administrativo, Sección Quinta,

RESUELVE:

1. CONFIRMAR el auto del 3 de abril de 2014 por medio del cual el despacho de la Consejera Ponente rechazó la demanda de nulidad electoral propuesta por el señor José Leonardo Bueno Ramírez.

2. En firme esta providencia, devuélvase el expediente al despacho de origen.

Notifíquese y cúmplase».