Auto 7872 de octubre 7 de 1992 

CORTE SUPREMA DE JUSTICIA 

SALA DE CASACIÓN PENAL

IMPEDIMENTO DE MAGISTRADO

TRÁMITE

EXTRACTOS: «La Sala de Decisión que venía conociendo del presente proceso está compuesta por los Magistrados Olarte Gamboa, Quevedo Díaz y Fajardo Vargas; se declararon impedidos dos de ellos, los primeros, y el último, él solo, fue quien les rechazó el impedimento. Pues bien, dispone el artículo 106 del Código de Procedimiento Penal:

“IMPEDIMENTO DE MAGISTRADO. Del impedimento manifestado por un magistrado conocen los demás que conforman la sala respectiva. Aceptado el impedimento del magistrado, se complementará la sala con quien le siga en turno y, si hubiere necesidad, se sorteará un conjuez. Si no se aceptare el impedimento, tratándose de magistrado de Tribunal Superior o de Tribunal Nacional, se pasará el proceso a la Corte Suprema de Justicia para que dirima de plano la cuestión....”.

Y el 107:

“IMPEDIMENTO CONJUNTO. Si la causal de impedimento se extiende a varios integrantes de la sala, el trámite se hará conjuntamente”.

A su turno, el 109, ordena:

“ACEPTACIÓN O RECHAZO DE LA RECUSACIÓN. TRÁMITE. ... Si la recusación versa sobre magistrado y el recusado no la aceptare, decidirán los restantes de la sala...”.

Claramente se consagra, entonces, que sobre la procedencia de una manifestación individual de impedimento de Magistrado, se pronuncia un número plural de sus colegas y que un procedimiento similar se sienta si de recusación se trata, pues tampoco es un exclusivo miembro, una sola persona la legalmente llamada a juzgar la procedencia o no de la misma.

El artículo 107 se limita a señalar el trámite para la declaratoria del impedimento, cuando el mismo cobija a varios Magistrados, pero no precisa el procedimiento subsiguiente, esto es, no especifica lo que ha de hacerse cuando se trata de dos (2) de los tres (3) miembros que conforman la respectiva sala, o cuando son todos los que se declaran impedidos.

Pero lo que sí resulta patente de toda la normatividad referida al instituto de los impedimentos y recusaciones es lo ya indicado y que ahora se reitera, así: un solo Magistrado no está autorizado para rechazar el impedimento que manifestó un colega suyo, sino que ello es decisión de los que le siguen en sala (dos), lo que comporta que si son dos los que se declaran impedidos menos podrá uno solo disponer su procedencia o improcedencia.

Y lo atinado, consecuentemente, es que el restante integrante de la sala, componga otra con los dos magistrados que sigan en turno de la sala siguiente, la que será la autorizada para pronunciarse sobre la decisión de sus colegas».

(Auto de octubre 7 de 1992. Radicación 7872. Magistrado Ponente: Dr. Yesid Ramírez Bastidas).

___________________________________________