CARTA CIRCULAR 165 DE 2000 

(Marzo 21)

Ref.: Información de las deudas por efecto de la reliquidación.

En la oficina de atención al público de esta superintendencia, hemos recibido numerosas inquietudes de usuarios de créditos hipotecarios para vivienda, las cuales nos llevan a impartir las siguientes instrucciones, con el fin de que los beneficiarios de los alivios de la Ley 546 de 1999, cuenten con información suficiente para conocer su magnitud y el comportamiento de su deuda con la aplicación de los mismos (en el caso de los deudores al día a quienes se aplicó el alivio de manera automática) y aquéllos que se encontraban en mora al 31 de diciembre de 1999, puedan tomar decisiones que, en no pocos casos, comprometen el patrimonio familiar.

Para estos efectos, las entidades deberán remitir, a más tardar el 24 de abril de 2000, a todos los deudores que se encontraban en mora el 31 de diciembre de 1999, un extracto donde aparezca el valor total de la deuda a 31 de marzo de 2000, indicando el monto correspondiente a capital, el valor de los intereses corrientes y el de los moratorios, así como el saldo en que quedaría la misma una vez aplicados los beneficios de la ley. Este extracto deberá indicar el valor de los intereses que serían condonados y la aplicación del alivio a las cuotas vencidas, en primer lugar y, de ser el caso, al capital.

Igualmente, se deberá invitar al deudor para que antes del 3 de mayo del año en curso se acerque a la entidad para hacer efectivo su derecho y conocer el sistema de amortización que mejor se acomode a su capacidad de pago.

A los deudores cumplidos, deberá informarse sobre la posibilidad de elegir un nuevo sistema de amortización, e indicarles que la entidad tiene a su disposición toda la información relativa a la reliquidación de su crédito por si desea consultarla. Como en muchos casos la reliquidación se efectuó, pero sólo para determinar el monto del alivio y no el de las amortizaciones pendientes, las entidades deberán, a la mayor brevedad, hacer claridad sobre esta materia, con el fin de evitar que las deudas perciban que no obstante ser menos su deuda, las cuotas se incrementan.

Considera esta superintendencia de la mayor importancia fortalecer los servicios de información y atención a los deudores de las entidades, especialmente para aclarar a los usuarios de crédito el comportamiento futuro de su obligación y de sus cuotas, tal como lo ordena la Ley 546 de 1999.

N. del D.: La presente circular va dirigida a representantes legales y revisores fiscales de las entidades vigiladas.

_______________________