Secretaría de Educación

CIRCULAR 1 DE 2016

(Agosto 4)

Asunto: Atención educativa a estudiantes con discapacidad.

La Secretaría de Educación del Distrito expidió el 21 de julio del presente año la Resolución 1293 de 2016 “Por la cual se establece el proceso de gestión de la cobertura 2016 - 2017 en los niveles de preescolar, básica y media del Sistema Educativo Oficial de Bogotá”. En el marco de lo expedido en la mencionada resolución, los siguientes acápites precisan los cambios introducidos en relación con la atención educativa de los estudiantes con discapacidad, en consonancia con la normatividad nacional.

1. Marco legal nacional

A nivel nacional en los últimos 20 años se ha producido el marco normativo relacionado con la realización del derecho a la educación de las personas con discapacidad, el cual es de obligatorio cumplimiento por parte de las distintas entidades territoriales. A continuación, se mencionan los principales apartados de las normas principales:

1.1. Derecho a la educación y prestación del servicio educativo a las personas con discapacidad

Ley 1346 de 2009, Por medio de la cual se aprueba la Convención sobre los Derechos de las personas con Discapacidad, adoptada por la Asamblea General de la Naciones Unidas el 13 de diciembre de 2006

Artículo 1º. Propósito. El propósito de la presente convención es promover, proteger y asegurar el goce pleno y en condiciones de igualdad de todos los derechos humanos y libertades fundamentales por todas las personas con discapacidad, y promover el respeto de su dignidad inherente.

Las personas con discapacidad incluyen a aquellas que tengan deficiencias físicas, mentales, intelectuales o sensoriales a largo plazo que, al interactuar con diversas barreras, puedan impedir su participación plena y efectiva en la sociedad, en igualdad de condiciones con las demás.

Artículo 24. Educación

1. Los Estados partes reconocen el derecho de las personas con discapacidad a la educación. Con miras a hacer efectivo este derecho sin discriminación y sobre la base de la igualdad de oportunidades, los Estados partes asegurarán un sistema de educación inclusivo a todos los niveles, así como la enseñanza a lo largo de la vida, con miras a:

a) Desarrollar plenamente el potencial humano y el sentido de la dignidad y la autoestima y reforzar el respeto por los derechos humanos, las libertades fundamentales y la diversidad humana;

b) Desarrollar al máximo la personalidad, los talentos y la creatividad de las personas con discapacidad, así como sus aptitudes mentales y físicas;

c) Hacer posible que las personas con discapacidad participen de manera efectiva en una sociedad libre.

2. Al hacer efectivo este derecho, los Estados partes asegurarán que:

a) Las personas con discapacidad no queden excluidas del sistema general de educación por motivos de discapacidad, y que los niños y las niñas con discapacidad no queden excluidos de la enseñanza primaria gratuita y obligatoria ni de la enseñanza secundaria por motivos de discapacidad;

b) Las personas con discapacidad puedan acceder a una educación primaria y secundaria inclusiva, de calidad y gratuita, en igualdad de condiciones con las demás, en la comunidad en que vivan;

c) Se hagan ajustes razonables en función de las necesidades individuales;

d) Se preste el apoyo necesario a las personas con discapacidad, en el marco del sistema general de educación, para facilitar su formación efectiva;

e) Se faciliten medidas de apoyo personalizadas y efectivas en entornos que fomenten al máximo el desarrollo académico y social, de conformidad con el objetivo de la plena inclusión.

3. Los Estados partes brindarán a las personas con discapacidad la posibilidad de aprender habilidades para la vida y desarrollo social, a fin de propiciar su participación plena y en igualdad de condiciones en la educación y como miembros de la comunidad. A este fin, los Estados partes adoptarán las medidas pertinentes, entre ellas:

a) Facilitar el aprendizaje del Braille, la escritura alternativa, otros modos, medios y formatos de comunicación aumentativos o alternativos y habilidades de orientación y de movilidad, así como la tutoría y el apoyo entre pares;

b) Facilitar el aprendizaje de la lengua de señas y la promoción de la identidad lingüística de las personas sordas;

c) Asegurar que la educación de las personas, y en particular los niños y las niñas ciegos, sordos o sordociegos se imparta en los lenguajes y los modos y medios de comunicación más apropiados para cada persona y en entornos que permitan alcanzar su máximo desarrollo académico y social.

4. A fin de contribuir a hacer efectivo este derecho, los Estados partes adoptarán las medidas pertinentes para emplear a maestros, incluidos maestros con discapacidad, que estén cualificados en lengua de señas o Braille y para formar a profesionales y personal que trabajen en todos los niveles educativos. Esa formación incluirá la toma de conciencia sobre la discapacidad y el uso de modos, medios y formatos de comunicación aumentativos y alternativos apropiados, y de técnicas y materiales educativos para apoyar a las personas con discapacidad.

• Ley Estatutaria 1618 de 2013 “por medio de la cual se establece las disposiciones para garantizar el pleno ejercicio de los derechos de las personas con discapacidad”.

Artículo 1º.Objeto. El objeto de la presente ley es garantizar y asegurar el ejercicio efectivo de los derechos de las personas con discapacidad, mediante la adopción de medidas de inclusión, acción afirmativa y de ajustes razonables y eliminando toda forma de discriminación por razón de discapacidad, en concordancia con la Ley 1346 de 2009.

(...)

Artículo 11. Derecho a la educación. El Ministerio de Educación Nacional definirá la política y reglamentará el esquema de atención educativa a la población con necesidades educativas especiales, fomentando el acceso y la permanencia educativa con calidad, bajo un enfoque basado en la inclusión del servicio educativo. Para lo anterior, el Ministerio de Educación Nacional definirá los acuerdos interinstitucionales que se requieren con los distintos sectores sociales, de manera que sea posible garantizar atención educativa integral a la población con discapacidad.

1. En consecuencia, el Ministerio de Educación deberá, en lo concerniente a la educación preescolar básica y media:

(…) c) Definir el concepto de acceso y permanencia educativa con calidad para las personas con discapacidad, y los lineamientos en el marco de la inclusión;

d) Garantizar la asignación de recursos para la atención educativa a las personas con discapacidad, de conformidad con lo establecido por la Ley 715 de 2001, el Decreto 366 de 2009 o las normas que lo sustituyan;

2. Las entidades territoriales certificadas en educación deberán:

a) Promover una movilización social que reconozca a los niños y jóvenes con discapacidad como sujetos de la política y no como objeto de la asistencia social. Los niños, niñas y adolescentes con discapacidad tienen todos los derechos de cualquier ser humano y, además, algunos derechos adicionales establecidos para garantizar su protección;

b) Fomentar en sus establecimientos educativos una cultura inclusiva de respeto al derecho a una educación de calidad para las personas con discapacidad que desarrolle sus competencias básicas y ciudadanas;

c) Orientar y acompañar a los establecimientos educativos para la identificación de las barreras que impiden el acceso, permanencia y calidad del sistema educativo de los niños, niñas y jóvenes con necesidades educativas especiales de su entorno;

d) Orientar y acompañar a sus establecimientos educativos para identificar recursos en su entorno y ajustar su organización escolar y su proyecto pedagógico para superar las barreras que impiden el acceso y la permanencia con calidad para las personas con discapacidad, en el marco de la inclusión.

e) Garantizar el personal docente para la atención educativa a la población con discapacidad, en el marco de la inclusión, así como fomentar su formación, capacitación permanente, de conformidad con lo establecido por la normatividad vigente;

f) Emprender o promover la investigación y el desarrollo, y promover la disponibilidad y el uso de nuevas tecnologías, incluidas las tecnologías de la información y las comunicaciones, ayudas para la movilidad, dispositivos técnicos y tecnologías de apoyo adecuadas para las personas con discapacidad;

g) Garantizar el adecuado uso de los recursos para la atención educativa a las personas con discapacidad y reportar la información sobre uso de dichos recursos, de conformidad con lo dispuesto por el Ministerio de Educación Nacional;

h) Reportar la información sobre atención educativa a personas con discapacidad en el Sistema Nacional de Información de Educación, de conformidad con lo dispuesto por el Ministerio de Educación Nacional; 

i) Fomentar la prevención sobre cualquier caso de exclusión o discriminación de estudiantes con discapacidad en los establecimientos educativos estatales y privados; 

j) Proveer los servicios de apoyo educativo necesarios para la inclusión en condiciones de igualdad de las personas con discapacidad. Estos servicios incluyen, entre otros: intérpretes, guías-intérpretes, modelos lingüísticos, personal de apoyo, personal en el aula y en la institución.

3. Los establecimientos educativos estatales y privados deberán:

a) Identificar los niños, niñas y jóvenes de su entorno susceptibles de atención integral para garantizar su acceso y permanencia educativa pertinente y con calidad en el marco de la inclusión y conforme a los lineamientos establecidos por la Nación;

b) Identificar las barreras que impiden el acceso, la permanencia y el derecho a una educación de calidad a personas con necesidades educativas especiales;

c) Ajustar los planes de mejoramiento institucionales para la inclusión, a partir del índice de inclusión y de acuerdo con los lineamientos que el Ministerio de Educación Nacional establezca sobre el tema:

d) Realizar seguimiento a la permanencia educativa de los estudiantes con necesidades educativas especiales y adoptar las medidas pertinentes para garantizar su permanencia escolar;

e) Reportar la información sobre atención educativa a personas con discapacidad en el sistema nacional de información de educación, de conformidad con lo dispuesto por el Ministerio de Educación Nacional:

f) Implementar acciones de prevención sobre cualquier caso de exclusión o discriminación de estudiantes con discapacidad en los establecimientos educativos estatales y privados;

g) Contemplar en su organización escolar tiempos y espacios que estimulen a los miembros de la comunidad educativa a emprender o promover la investigación y el desarrollo, y promover la disponibilidad y el uso de nuevas tecnologías, incluidas las tecnologías de la información y las comunicaciones, ayudas para la movilidad, dispositivos técnicos y tecnologías de apoyo adecuadas para las personas con discapacidad;

h) Propender por que el personal docente sea idóneo y suficiente para el desarrollo de los procesos de inclusión social, así como fomentar su formación y capacitación permanente:

i) Adaptar sus currículos y en general todas las prácticas didácticas, metodológicas y pedagógicas que desarrollen para incluir efectivamente a todas las personas con discapacidad.

Decreto 1075 de 20 15, “Por medio del cual se expide el Decreto Único Reglamentario del Sector Educación”.

Artículo 2.3.3.5.1.1.4.Responsabilidades de las entidades territoriales certificadas. Cada entidad territorial certificada, a través la Secretaría de Educación, organizará la oferta la población con discapacidad o con capacidades o con talentos excepcionales, para lo cual debe:

(...)

3. Incorporar en los planes, programas y proyectos, políticas, normatividad, lineamientos, indicadores y orientaciones pedagógicas producidas por el Ministerio de Educación sus entidades adscritas y otros ministerios.

(...)

9. Comunicar al Ministerio de Educación Nacional el número establecimientos educativos con matrícula de población con discapacidad y población con capacidades o con talentos excepcionales, con dos fines: a) ubicar en dichos establecimientos los recursos humanos, técnicos, tecnológicos y de infraestructura requeridos, y b) desarrollar en dichos establecimientos programas de sensibilización de la comunidad escolar y de formación de docentes en el manejo de metodologías y didácticas flexibles para la inclusión de estas poblaciones, articulados a los planes de mejoramiento institucional y al plan territorial de capacitación.

Artículo 2.3.3.5.1.1.5. Integración al servicio educativo. La educación de las personas con limitaciones ya sea de orden físico, sensorial, psíquico, cognoscitivo o emocional y para las personas con capacidades o talentos excepcionales, hace parte del servicio público educativo y se atenderá de acuerdo con la Ley 115 de 1994, las normas que la reglamenten, las reglas establecidas en el presente capítulo y las disposiciones que para el efecto dicten las entidades territoriales.

Artículo 2.3.3.5.1.3.1. Ampliación de la cobertura. Los departamentos, distritos y municipios organizarán en su respectiva jurisdicción, un plan de cubrimiento gradual para la adecuada atención educativa de las personas con limitaciones o con capacidades o talentos excepcionales. 

El plan gradual atención hará del plan de desarrollo educativo territorial. Para su elaboración tendrá en cuenta los criterios que para el efecto señale el Ministerio de Educación Nacional, en coordinación con sus entidades adscritas y vinculadas (...).

Artículo 2.3.3.5.1.3.3. Aulas de apoyo especializadas. Las aulas de apoyo especializadas se conciben como un conjunto de servicios, estrategias y recursos que ofrecen las instituciones educativas para brindar los soportes indicados en el inciso 3º del artículo 2.3.3.5.1.1.5 de este decreto que permitan la atención integral de los educandos con limitaciones o con capacidades o talentos excepcionales. (...)

Artículo 2.3.3.5.1.3.6. Atención a estudiantes con discapacidad cognitiva, motora y autismo. Los establecimientos educativos que reporten matrícula de estudiantes con discapacidad cognitiva, motora, Síndrome de Asperger o con autismo deben organizar, flexibilizar y adaptar el currículo, el plan de estudios y los procesos de evaluación de acuerdo con las condiciones y estrategias establecidas en las orientaciones pedagógicas producidas por el Ministerio de Educación Nacional. Así mismo, los docentes de nivel, de grado y de área deben participar de las propuestas deformación sobre modelos educativos y didácticos flexibles pertinentes para la atención de estos estudiantes.

Artículo 2.3.3.5.1.3.11. Organización de la oferta. La entidad territorial certificada organizará la oferta de acuerdo con la condición de discapacidad o de capacidad o talento excepcional que requiera servicio educativo y asignará el personal de apoyo pedagógico a los establecimientos educativos de acuerdo a la condición que presenten los estudiantes matriculados. Para ello, la entidad territorial certificada definirá el perfil requerido y número de personas teniendo en cuenta los siguientes parámetros:

1. Por lo menos una (1) persona de apoyo pedagógico por establecimiento educativo que reporte matrícula de mínimo diez (10) Y hasta cincuenta (50) estudiantes con discapacidad cognitiva (Síndrome Down u otras condiciones que generen discapacidad intelectual) con Síndrome de Asperger, autismo, discapacidad motora o con capacidades o con talentos excepcionales.

2. Un (1) modelo lingüístico y cultural por establecimiento educativo que reporte matrícula de mínimo diez (10) y hasta veinticinco (25) estudiantes sordos usuarios de la lengua colombiana, en preescolar, básica y media.

3. Un (1) intérprete de lengua señas colombiana en cada grado que reporte matrícula mínima de diez (10) estudiantes sordos usuarios la lengua de señas en los niveles de básica secundaria y media.

4. Cuando la matrícula de estudiantes con discapacidad o con capacidades o con talentos excepcionales por institución sea menor diez (10), la territorial certificada asignará por lo menos una (1) persona de apoyo pedagógico itinerante para aquellos establecimientos educativos ubicados en zonas urbanas y rurales de dicho municipio. En este caso, la Secretaría de Educación de la entidad territorial certificada podrá además flexibilizar el parámetro acuerdo con las condiciones cada contexto, desarrollar programas en convenio intermunicipal, ofrecer formación sobre educación inclusiva a los docentes de grado y de área y vincular a las instituciones educación superior y a las familias, otros.

5. Una (1) persona de apoyo pedagógico por cada estudiante con sordoceguera.

Parágrafo 1. Exclusivamente en el caso de población con discapacidad cognitiva (Síndrome Down y otras condiciones que generen discapacidad intelectual, Síndrome de Asperger y autismo), el porcentaje máximo de estudiantes incluidos en los grupos no deberá ser superior al diez por ciento (10%) del total de estudiantes de cada grupo.

Parágrafo 2. Para el caso los estudiantes con discapacidad sensorial o con discapacidad motora, el porcentaje de estudiantes incluidos en los grupos no deberá ser superior al 20% del total matriculados en cada grupo.

1.2. La competencia de la Secretaría de Educación en relación con los parámetros 

Los parámetros técnicos referentes al número mínimo de estudiantes por grupo o cantidad de docentes por estudiante son competencia del Gobierno Nacional en el marco de la normatividad vigente (artículo 5º de la Ley 715 de 2001, decretos 1850 y 3020 de 2002 reconocidos en el Decreto 1075 de 2015). En particular el artículo quinto de la Ley 715 de 2001 señala como responsabilidad de la Nación:

Artículo 5º. Competencias de la Nación en materia de educación. Sin perjuicio de las establecidas en otras normas legales, corresponde a la Nación ejercer las siguientes competencias relacionadas con la prestación del servicio público de la educación en sus niveles preescolar, básico y medio, en el área urbana y rural:

5.1. Formular las políticas y objetivos de desarrollo para el sector educativo y dictar normas para la organización y prestación del servicio.

5.2. Regular la prestación de los servicios educativos estatales y no estatales.

(...)

5.14. Fijar parámetros técnicos para la prestación del servicio educativo estatal, estándares y tasas de asignación de personal, teniendo en cuenta las particularidades de cada región;

5.16. Definir anualmente la asignación por alumno, tanto de funcionamiento como de calidad, para la prestación del servicio educativo financiado con recursos del Sistema General de Participaciones, de acuerdo con las tipologías educativas y la disponibilidad de recursos del Sistema General de Participaciones.

5.16. Determinar los criterios a los cuales deben sujetarse las plantas docente y administrativa de los planteles educativos y los parámetros de asignación de personal correspondientes a: alumnos por docente: alumnos por directivo; y alumnos por administrativo, entre otros, teniendo en cuenta las particularidades de cada región.

2. Atención educativa actual para población con discapacidad

La atención a población con discapacidad se ha duplicado en los últimos años y mejorado los procesos de apoyo y acompañamiento. Sin embargo, aún se presentan brechas que limitan el derecho a la educación de los niños, niñas y adolescentes con discapacidad:

• A corte del 31 de julio, la Secretaría Distrital de Educación tiene a 12.585 estudiantes con discapacidad en su matrícula oficial, de los cuales 10.614 se atienden a través de los colegios oficiales. La matrícula restante, dada la limitación de los colegios oficiales para la atención de dicha población, ha tenido que atenderse mediante la contratación del servicio educativo con colegios privados.

• La cantidad de estudiantes con discapacidad representa sólo el 1,5% del total de la matrícula oficial.

• De los 10 mil estudiantes con discapacidad que se atienden en instituciones educativas distritales, el 50,3% de los mismos se atienden en sólo 40 colegios. Es decir, el 10% de los colegios públicos del Distrito ha venido atendiendo la mitad de la matrícula de los niños con discapacidad.

• En promedio, sólo el 1,7% de la matrícula de un colegio oficial corresponde a estudiantes con discapacidad.

• En la gran mayoría de colegios oficiales (250 instituciones) se atienden menos de 20 niños con discapacidad por colegio.

• En los colegios oficiales existen cerca de 24 mil grupos o cursos registradas en SIMAT: 76% de los cuales no tienen actualmente ningún niño o joven con discapacidad, 16% tienen un niño, 5% tienen dos niños, 2% tienen 3 o 4 niños y el 1% tienen cinco niños o más (incluyendo las “aulas exclusivas”).

• Aún existen niños, niñas y adolescentes que se encuentran por fuera del sistema educativo que requieren atención diferencial. Según la Encuesta de Calidad de Vida, en el 2015 la población de 5 a 16 años con discapacidad, que no asiste a ningún establecimiento educativo en Bogotá, porque necesita atención diferencial fue de 1.133 personas.

• La Secretaría de Educación del Distrito contaba a diciembre de 2015 con 629 docentes de apoyo a la inclusión. Durante el año 2016 se han ubicado 15 profesionales más, en las instituciones educativas que atienden población con discapacidad.

Tabla 1. Ubicación de los docentes de apoyo por localidad

Localidad%
Rafael Uribe Uribe13
Kennedy12
Engativá11
Ciudad Bolívar9
Bosa7
Suba7
Usme7
Barrios Unidos6
Fontibón5
Mártires4
Puente Aranda4
San Cristóbal4
Tunjuelito4
Usaquén3
Antonio Nariño1
Chapinero1
Teusaquillo1
Candelaria0
Sumapaz0

• Hasta diciembre de 2015 se atendían 217 estudiantes con lesión neuromotora y discapacidad física en procesos de movilidad, autocuidado/higiene corporal y alimentación asistida en 49 instituciones educativas distritales, para lo cual se contaba con el apoyo de 57 auxiliares de enfermería. Actualmente se atienden 235 estudiantes en 48 instituciones educativas distritales, con el apoyo de 60 auxiliares de enfermería.

• La población sorda, sordo-ciega y multidéficit es atendida en 9 instituciones educativas distritales, y un establecimiento educativo privado con contratación de la prestación del servicio educativo, con la organización de los apoyos requeridos: 60 mediadores de acompañamiento pedagógico a estudiantes con sordoceguera y multidéficit, 83 intérpretes de lengua de señas colombiana, que apoyan procesos de inclusión de estudiantes sordos, 14 modelos lingüísticos, y 2 guías intérpretes.

• A lo largo del año se han entregado dotaciones para estudiantes con discapacidad, bajo el precepto del diseño universal, sillas y mesas multifuncionales para estudiantes con discapacidad motora, computadores portátiles, y soluciones interactivas integrales para apoyar la implementación de prácticas pedagógicas pertinentes.

En conclusión, la oferta educativa para la población en discapacidad ha estado concentrada en muy pocos colegios, con consecuencias negativas en términos del acceso, permanencia y pertinencia en su atención.

C. La política de educación inclusiva en el marco del Plan Distrital de Desarrollo “Bogotá Mejor para Todos”

En el marco del Plan Distrital de Desarrollo “Bogotá mejor para todos 2016-2020”, el programa “inclusión educativa para la equidad” busca, “reducir las brechas de desigualdad que afectan las condiciones de acceso y permanencia en la educación preescolar, primaria, secundaria y media de las distintas localidades y poblaciones del Distrito Capital, vinculando a la población desescolarizada al sistema educativo oficial, generando nuevos ambientes de aprendizaje e infraestructura educativa y mejorando la retención escolar con políticas de bienestar integral, en el marco de una educación inclusiva. Lo anterior, en el marco de la garantía al derecho a la educación, y sus condiciones de asequibilidad, accesibilidad, aceptabilidad y adaptabilidad”.

De igual manera, en el programa “Calidad educativa para todos”, se desarrollará el proyecto “Oportunidades de aprendizaje desde el enfoque diferencial”. Es importante resaltar que además del acompañamiento curricular y pedagógico, una educación de calidad garantiza las condiciones, contenidos educativos, los recursos y las estrategias para conseguir la participación efectiva de todos los estudiantes, independientemente de sus condiciones o características(1). La escuela se convierte en un escenario que promueve la equidad y la inclusión, a partir del reconocimiento y abordaje de la diferencia, en donde todos tienen las mismas oportunidades.

En consonancia con la visión de ciudad establecida en el Plan Distrital de Desarrollo “Bogotá mejor para todos”, los establecimientos educativos oficiales y las distintas dependencias del nivel local y central de la Secretaría de Educación del Distrito tendrán como referente la educación inclusiva. De esta forma, “todos los niños, niñas y jóvenes, independiente de su procedencia, situación social o económica, diversidad cultural, sexual o de aprendizaje, deben tener las mismas oportunidades para acceder y permanecer en una educación de calidad que potencia el pleno desarrollo de sus capacidades, talentos e interacciones y que les permite la apropiación y lectura del contexto local y global, a través de un aprendizaje reflexivo y con sentido. En ese marco, el fin de la educación inclusiva es contribuir a la eliminación de las distintas barreras físicas, sociales, económicas, administrativas y culturales que afectan las condiciones de acceso y permanencia en una educación de calidad, reconociendo la diversidad cultural, social e individual, con el fin de lograr el cumplimiento de la garantía integral del derecho a la educación”. (Resolución 1293 de 2016).

En ese sentido, el proceso educativo para estudiantes víctimas del conflicto armado, con discapacidad, capacidades o talentos excepcionales, en condiciones de salud que impiden la escolaridad regular, en dinámicas de trabajo infantil, en extra edad, con orientación sexual y creencias religiosas diversas, en conflicto con la ley penal y estudiantes pertenecientes a grupos étnicos, está centrado en la persona y persigue los mismos objetivos propuestos para aquellos estudiantes que no tienen alguna de estas características . Para garantizar el servicio educativo a los grupos sociales y poblacionales históricamente excluidos y discriminados, se propone una educación inclusiva con enfoque diferencial y la transversalización del enfoque de género. Se buscará fortalecer la atención desde la diferencia, asegurando que las instituciones educativas cuenten con las aulas, la dotación y los profesionales requeridos, promoviendo a su vez el acompañamiento institucional para prevenir la discriminación y la deserción subsiguiente. El 100% de las IED serán acompañadas en la implementación del modelo de atención educativa diferencial.

Así m ismo, el sistema educativo promoverá las acciones pertinentes para garantizar un acompañamiento eficaz tanto a los docentes como IED en la detección temprana de problemas y trastornos del aprendizaje. Lo anterior a través, tanto de las iniciativas que desde la Red de Innovación del Maestro se adelanten, como en la definición de protocolos, construcción de didácticas y modelos de educación flexible o ayudas pedagógicas, no solo para la detección sino para el acompañamiento a los niños y niñas con trastornos de aprendizaje.

De igual manera, se realizará un trabajo articulado con la Secretaría de Salud y la Secretaría de Integración Social, con el objetivo de atender las necesidades de las personas con discapacidad a través del ciclo vital, para lograr su plena inclusión en la sociedad, desde el rol y la competencia de cada sector.

En el marco de lo anterior, la SED realizará:

— Diseño e implementación de una Ruta del Acceso y la Permanencia Escolar que involucre la corresponsabilidad de padres de familia o acudientes, y permita conocer y articular las diferentes estrategias de acceso y permanencia educativa que tiene el Distrito. Dicha ruta reconocerá la atención diferencial de población en condición de discapacidad. La ruta involucrará:

○ i) Consolidación del Observatorio de Acceso y Permanencia Escolar;

○ ii) Seguimiento “niño a niño” y por IED a través del Sistema de Matrícula Estudiantil de Educación Básica y Media (SIMAT) y el Sistema de Información para el Monitoreo, la Prevención y el Análisis de la Deserción Escolar (Simpade);

○ iii) Intercambio de experiencias exitosas y acciones de movilización social de los distintos actores;

○ iv) Acciones de acompañamiento en las 100 IED con más alta deserción;

○ v) Generación de incentivos a las IED que implementan estrategias relacionadas con la atención diferencial (discapacidad y talentos excepcionales, grupos étnicos, población víctima, rural, entre otras) y logran mejorar sus resultados de acceso y permanencia escolar.

Adicionalmente, en el Programa Inclusión Educativa con Equidad en el marco de la Ruta del Acceso y la Permanencia Escolar se reconocerá la atención diferencial de población en situación de discapacidad y talentos excepcionales, grupos étnicos, población rural, víctimas, entre otras, para evitar que su diversidad se convierta en desigualdades educativas.

— Acciones afirmativas orientadas a la vinculación y acompañamiento en el sistema educativo de poblaciones vulnerables rurales y urbanas que tienen mayor riesgo de deserción escolar, y de población diversa, en especial víctima de conflicto, con discapacidad y grupos étnicos. De igual forma, se brindará un acompañamiento particular a las localidades e instituciones educativas que atienden en mayor medida a estas poblaciones y se encuentran por debajo de los promedios distritales de resultados en el acceso y permanencia escolar. De particular relevancia para dicha población se modificará el proceso de valoración pedagógica para la asignación de cupos educativos para dicha población.

— Recursos adicionales. Como lo señala el Plan Distrital de Desarrollo y la Resolución 1293 de 2016 en su artículo 32, la SED, en el marco del Decreto Nacional 1075 de 2015, realizará la asignación de recursos adicionales (recursos propios) a los establecimientos educativos oficiales que atienden población que por sus especiales condiciones de vulnerabilidad o diversidad requieren recursos adicionales que permitan su atención efectiva en el sistema educativo, entre ellas la población con discapacidad.

— Modelo de atención educativa integral para los estudiantes con discapacidad. Que busca a partir, de la revisión de las diferentes modalidades de atención y la situación actual, el fortalecimiento de la prestación del servicio educativo para dicha población, a través de las siguientes acciones:

○ Organización del sistema de apoyos para el cubrimiento del 100% de las instituciones educativas distritales.

○ Diseño e implementación de procesos de formación dirigida a profesionales de apoyo, directivos docentes, docentes de aula, estudiantes, padres de familia.

○ Reorientación de las modalidades de atención para ofrecer alternativas.

○ Fortalecimiento de la red de profesionales de apoyo.

○ Dotación de materiales de acuerdo a las necesidades de los estudiantes con discapacidad.

D. Conclusiones

A pesar de los avances en la universalización de la educación, aún existen brechas de desigualdad que afectan a poblaciones diversas y vulnerables, en especial a la población con discapacidad, lo que exige modificar los mecanismos, estructuración de la oferta y forma de atención que estaba recibiendo dicha población, adecuándola a la normatividad nacional de los últimos años. Se requiere, fortalecer las condiciones de asequibilidad, accesibilidad, aceptabilidad y adaptabilidad(2) de la atención de la población con discapacidad en el marco de una educación inclusiva(3), de conformidad con las normas nacionales e internacionales.

En consonancia con lo señalado en los numerales anteriores se puede concluir:

— La definición de los parámetros es competencia del Ministerio de Educación Nacional y no de la Secretaría de Educación del Distrito. Esta debe reportar la información en el SIMAT, conforme a los lineamientos del Ministerio de Educación Nacional.

— La SED propenderá porque en ningún salón de clase atienda más de 2 estudiantes con discapacidad cognitiva y/o autismo. Para los casos de estudiantes con dificultades de comportamiento diagnosticadas, no superará la relación de un estudiante por salón de clase. En el caso de estudiantes sordos, usuarios de lenguaje de señas, la cantidad de estudiantes por aula se analizará en cada institución educativa.

— El ajuste de los parámetros a la normatividad nacional no afecta la atención de la población con discapacidad, ni la asignación del número de docentes de apoyo, número de coordinadores, asignación de recursos de gratuidad, u otros. La implementación de la nueva política de educación inclusiva, en el marco del Plan de Desarrollo Distrital generará las condiciones mínimas de atención en cada institución educativa distrital, con la asignación de docentes de apoyo, dotaciones, acompañamiento pedagógico, reorientación de las modalidades de atención, entre otras.

— El 100% de las IED serán acompañadas en la implementación del modelo de atención educativa diferencial. Se trabajará para ampliar la oferta en el 100% de las instituciones educativas distritales, manejando el concepto de la proporción natural, es decir, el niño o niña con discapacidad asiste al colegio más cercano a su lugar de domicilio, lo que significa que no se concentrará a la población sólo en el 10% de los establecimientos educativos (como actualmente ocurre), y se prestará un servicio educativo de calidad.

N. del D.: La presente circular va dirigida a establecimientos educativos oficiales.

1 Para hacer efectivo el derecho a la educación para las poblaciones vulnerables, se recogerán los programas, estrategias y materiales que se implementan actualmente, en un modelo unificado de atención educativa integral, que se encuentre en el marco del mejoramiento institucional. De igual manera, se continuará trabajando en la transformación de imaginarios, se formará a los directivos docentes y docentes para generar capacidad instalada, y se desarrollarán estrategias de empoderamiento de la familia para generar capacidades, que les permitan acompañar el proceso educativo y la construcción del proyecto de vida de sus hijos.

2 Tomasevski, K. Human rights obligations: making education available, accessible, acceptable and adaptable. Gothenburg, Novum Grafiska AB, 2001.

3 En los últimos años, el concepto de educación inclusiva se enfoca al propósito que todos los niños, niñas y jóvenes, independiente de su diversidad cultural, sexual, social y de aprendizaje, deben tener las mismas oportunidades en su trayectoria educativa. En ese marco, el fin de la educación inclusiva es contribuir a la eliminación de las distintas barreras físicas, sociales, económicas y culturales que afectan las condiciones de acceso y permanencia a una educación de calidad, reconociendo la diversidad cultural, social e individual. Ver al respecto los documentos publicados por la Unesco y otras entidades a partir de la Conferencia Mundial sobre Necesidades Educativas Especiales: Acceso y Calidad, celebrada en 1994. En especial: Unesco. Archivo Abierto sobre Educación Inclusiva. París, Unesco, 2001; A. Dyson, A. Howes y B. Roberts. A systematic review of the effectiveness, of school-level actions for promoting participation by all students, Inclusive Education Review Group for the EPPI Centre, Londres, lnstitute of Education, 2002; Unesco, Orientaciones para la Inclusión: Asegurar el Acceso a la Educación para Todos. París, Unesco. 2005; Organización de Cooperación y Desarrollo Económicos (OCDE), Education policies for students at risk and those with disabilities in South Eastern Europe, Paris. OCDE, 2006.