CIRCULAR EXTERNA 11 DE 2003 

(Marzo 26)

Ref.: Modificación a la Circular Externa 100 de 1995, capítulo I, numeral 11.

Este despacho en uso sus facultades legales y en especial de las que le confieren los literales a) y b) del numeral 3º del artículo 326 del estatuto orgánico del sistema financiero, ha considerado necesario modificar el literal b) y el parágrafo del numeral 11, capítulo I de la Circular Externa 100 de 1995, los cuales quedarán así:

“11. Vigencia y derogatorias

“(...), y

“b) Para los valores o títulos de deuda privada y los demás títulos de deuda pública interna a partir del 6 de junio de 2003, sin perjuicio de lo establecido en el parágrafo siguiente.”

“PAR.—Con anterioridad al 6 de junio de 2003 las entidades vigiladas por esta superintendencia podrán valorar, es decir, aplicar el numeral 6º del capítulo I de la Circular Externa 100 de 1995 a los valores y títulos a que se refiere el literal b) precedente, siempre y cuando medie aprobación previa de la Superintendencia Bancaria para el uso de metodologías que permitan su valoración de conformidad con las normas de este capítulo.

(...)”.

La presente circular externa entra en vigencia a partir de la fecha de su publicación. Se anexa la página que fue objeto de modificación.

N. del D.: Esta circular externa va dirigida a representantes legales y revisores fiscales de las entidades vigiladas.

CAPÍTULO I

Clasificación, valoración y contabilización de inversiones

Página 2

Si no se opta por la reclasificación prevista en el inciso 1º del presente numeral, las inversiones en valores o títulos de deuda que a la fecha de entrada en vigencia de la presente norma formen parte de las inversiones hasta el vencimiento continúan ajustándose a los plazos mínimos de mantenimiento previstos en el literal a), numeral 1.3.2 de la Circular Externa 70 de 1998 expedida por la Superintendencia Bancaria.

De igual manera, las que formen parte de las inversiones permanentes se pueden clasificar como inversiones disponibles para la venta conservando los plazos de mantenimiento previstos en el literal b), numeral 1.3.2 de la Circular Externa 70 de 1998 expedida por la Superintendencia Bancaria.

10.4. Tratamiento contable de las pérdidas de valoración que surjan por efecto de la aplicación de esta norma.

Las pérdidas que se generen en la valoración del stock de inversiones en la fecha de aplicación de la presente norma, y que se originen exclusivamente por efecto de los cambios introducidos por la misma, pueden ser amortizadas en alícuotas diarias, a partir de dicha fecha y hasta el 30 de junio de 2003.

En todo caso, la entidad vigilada debe enviar, a la respectiva superintendencia, al día siguiente de la adopción del nuevo método, una relación detallada de su portafolio en la que se indique para cada especie el monto de la pérdida a amortizar y el período en el que se va a diferir, el cual debe ser igual para todo el portafolio.

PAR.—En ningún caso podrán diferirse pérdidas que se generen a partir del 2 de mayo del 2003 por la valoración de inversiones mediante la utilización de metodologías que se aprueben para determinar precios, tasas de referencias y márgenes”.

11. Vigencia y derogatorias

La presente norma rige a partir del dos (2) de septiembre de 2002, sin perjuicio de que pueda ser aplicada a partir del 26 de agosto de 2002, excepto para la valoración de:

a) Los títulos TES, clase B cuya vigencia será a partir del 2 de enero de 2003, y

b) Para los valores o títulos de deuda privada y los demás títulos de deuda pública interna a partir del 6 de junio de 2003, sin perjuicio de lo establecido en el parágrafo siguiente.

PAR.—Con anterioridad al 6 de junio de 2003 las entidades vigiladas por esta superintendencia podrán valorar, es decir, aplicar el numeral 6º del capítulo I de la Circular Externa 100 de 1995 a los valores y títulos a que se refiere el literal b) precedente, siempre y cuando medie aprobación previa de la Superintendencia Bancaria para el uso de metodologías que permitan su valoración de conformidad con las normas de este capítulo.

Se derogan las normas que le sean contrarias.

_______________________