CIRCULAR EXTERNA 12 DE 1997 

(Marzo 21)

La Junta Directiva del Banco de la República expidió la Resolución Externa 26 del 11 de octubre de 1996 con aplicación a partir del 11 de octubre del mismo año, por medio de la cual estableció regulaciones en materia cambiaria, en particular en relación con la posición propia de los intermediarios del mercado cambiario.

En tal virtud, esta superintendencia, en ejercicio de las facultades consagradas en el literal a) del numeral 3º del artículo 326 del estatuto orgánico del sistema financiero, considera necesario impartir instrucciones con el objeto de facilitar el cumplimiento de lo allí establecido, para lo cual se sustituyen las páginas 41, 41-4 y 41-5 del capítulo XIII —controles de ley—, de la Circular Externa 100 de 1995, básica contable y financiera.

Página 41

8.4. Montos máximo y mínimo. El monto máximo de posición propia en moneda extranjera de los intermediarios del mercado cambiario no podrá exceder el equivalente en moneda extranjera al veinte por ciento (20%) del patrimonio técnico del intermediario.

El monto mínimo de posición propia en moneda extranjera de los intermediarios del mercado cambiario será cero por ciento (0%) del patrimonio técnico.

En el siguiente cuadro se sintetiza, para cada uno de los meses del año, la mecánica para determinar el patrimonio técnico base del cálculo de la posición y la tasa de reexpresión correspondiente.

 

En el caso de estados financieros de corte de ejercicio o cuando no se haya realizado oportunamente el reporte a la Superintendencia Bancaria, el patrimonio técnico que servirá de base para el mencionado cálculo corresponderá al de los estados financieros más recientemente reportados.

Cuando un intermediario del mercado cambiario haya realizado una colocación de acciones o cuotas representativas de su capital, se podrá incluir dentro del patrimonio técnico antes referido el monto de las acciones emitidas y efectivamente pagadas, desde el mismo mes en que se haya informado a la Superintendencia Bancaria el nuevo monto del capital pagado.

En el caso de existir algunos rubros del patrimonio técnico en monedas extranjeras diferentes a la moneda funcional, el dólar de los Estados Unidos de Norteamérica, para su conversión a dólares se deberá utilizar la tasa de cambio informada por el departamento de cambios internacionales del Banco de la República del último día hábil del mes.

(1) La Tcaprcme corresponde a la tasa de cambio aplicable para reexpresión de cifras en moneda extranjera, a la que se refiere la Circular Externa 008 de 1993 de la Superintendencia Bancaria, publicada mensualmente. Corresponde al promedio aritmético del valor de la tasa representativa del mercado de los últimos cinco días hábiles anteriores al cierre del mes.

* En uno u otro caso el plan de ajuste se proyectará sobre bases semanales y el total del ajuste se realizará, como mínimo, a prorrata durante cada una de las semanas del período de ajuste. A título de ejemplo, si la posición propia de un intermediario del mercado cambiario está excedida en más del veinte por ciento (20%) del patrimonio técnico y el exceso es de US$ 26.000, dispondrá de 26 semanas (seis meses) para ajustar el exceso y dicho ajuste se deberá realizar en un monto semanal, mínimo de US$ 1.000 (US$ 26.000/26 semanas).

El plan de ajuste se dará por terminado, en cualquier tiempo y en forma inmediata, si se incumplen los términos de la autorización que imparta esta superintendencia.

El patrimonio técnico y la tasa de cambio de reexpresión informada por la Superintendencia Bancaria a utilizar para efectos del plan de ajuste se determinarán tal como se indicó en el numeral 8.4.

8.9.1.2. Intermediarios con capital garantía. En el caso de intermediarios del mercado cambiario que al quince (15) de mayo de 1996 el fondo de garantías de instituciones financieras les haya otorgado capital garantía podrán presentar el plan de ajuste a más tardar el veintitrés (23) de mayo de 1996, que ésta entidad evaluará y autorizará de ser considerado financieramente viable, a más tardar el 15 de junio de 1996.

A las entidades a quienes no se les autorice el plan de ajuste se les liquidará la correspondiente sanción a partir del día 15 de mayo de 1996.

Estudiada la situación particular del intermediario, la superintendencia podrá extender el plazo para llevar a cabo el ajuste como máximo hasta tres (3) años.

El plan de ajuste deberá contener como mínimo los mismos requisitos establecidos en el numeral anterior para los intermediarios del mercado cambiario sin capital garantía.

El plan de ajuste se dará por terminado, en cualquier tiempo y en forma inmediata, si se incumplen los términos de la autorización que imparta esta superintendencia.

El patrimonio técnico y la tasa de cambio de reexpresión informada por la Superintendencia Bancaria a utilizar para efectos del plan de ajuste se determinarán tal como se indicó en el numeral 8.4. del presente instructivo.

8.9.1.3. Excesos resultantes de la colocación o venta de acciones. En aquellos casos en que, como resultado de la colocación o venta de acciones representativas del capital del intermediario del mercado cambiario o de la venta de acciones o cuotas representativas del capital de otras sociedades de propiedad del intermediario, su posición propia supere el límite máximo, 20% del patrimonio técnico, dispondrá de un plazo de noventa (90) días calendario para ajustarse. Este plazo cuenta a partir del día en que, como resultado de cualquiera de las operaciones antes aludidas, se produzca el exceso. Dicha situación deberá informarse tanto al Banco de la República como a la Superintendencia Bancaria por lo menos cinco días antes de la transacción.

Durante los primeros cuarenta y cinco (45) días calendario del plazo anterior, el intermediario del mercado cambiario deberá haber ajustado por lo menos la mitad del exceso de posición propia.

8.9.2. Defectos de posición propia. Si al quince (15) de mayo de 1996, fecha de entrada en vigencia de la Resolución 8 de la Junta Directiva del Banco de la República, los intermediarios del mercado cambiario registran un saldo de posición propia en moneda extranjera negativo, esto es inferior al cero por ciento (0%) del patrimonio técnico, podrán presentar a la Superintendencia Bancaria un plan de ajuste antes del 1º de agosto de 1996, que esta entidad evaluará y autorizará de ser considerado financieramente viable, a más tardar el 1º de septiembre de 1996.

A las entidades a quienes no se les autorice el plan de ajuste se les liquidará la correspondiente sanción a partir del día 15 de mayo de 1996.

El plan de ajuste deberá contener como mínimo, los siguientes aspectos:

* Relación de operaciones y contratos de arrendamiento financiero (para el caso de las compañías de financiamiento comercial especializadas o no en leasing), discriminando el cliente, monto por operación, fecha de iniciación y fin del contrato y moneda pactada para su pago señalando, además, si el canon se encuentra indexado o no a la divisa que fondea la operación.

* Acciones proyectadas a realizar para ajustar el defecto.

* Tiempo límite para ajustar el defecto, el cual, en todo caso, no podrá superar los dos (2) años.

* El plan de ajuste se proyectará sobre bases semanales y el total del ajuste se realizará, como mínimo, a prorrata durante cada una de las semanas del período de ajuste. A título de ejemplo, si la posición propia de un intermediario del mercado cambiario está en defecto en más del veinte por ciento (20%) del patrimonio técnico, el defecto es de US$ 26.000 y la entidad sugirió un tiempo límite para ajustarlo de 26 semanas (seis meses), dicho ajuste se deberá realizar en un monto semanal, mínimo de US$ 1.000 (US$ 26.000/26 semanas).

El plan de ajuste podrá ser modificado, antes de su autorización, por la Superintendencia Bancaria y se dará por terminado, en cualquier tiempo y en forma inmediata, si se incumplen los términos de la autorización que imparta esta entidad.

El patrimonio técnico y la tasa de cambio de reexpresión informada por la Superintendencia Bancaria a utilizar para efectos del plan de ajuste se determinarán tal como se indicó en el numeral 8.4.

8.10. Régimen sancionatorio. Tal como se dispuso en la Resolución Externa 26 de 1996 de la Junta Directiva del Banco de la República, en armonía con lo consagrado en el Decreto 2578 de 1991, los intermediarios del mercado cambiario que no ajusten su posición propia a los límites fijados, se harán acreedoras a una sanción pecuniaria a favor del Tesoro Nacional, que se liquidará con el mismo porcentaje que para el caso del desencaje de los establecimientos de crédito; esto es una sanción equivalente al 3.5% del exceso o defecto en moneda extranjera de los días calendario del respectivo mes, reexpresado a la tasa de cambio representativa del mercado correspondiente al día en que ocurran tales excesos o defectos, a saber:

 

Suponiendo que tales incumplimientos se presentaron en un mes calendario de 30 días, la sanción se liquidará de la siguiente manera:

($ 602.400* 0.035 mes) /30 días = $702.80 ”

8.11. Prácticas no autorizadas. Este despacho considera como práctica no autorizada la estipulación en moneda legal de intereses y comisiones de cuentas por cobrar y por pagar en moneda extranjera, por lo que tales intereses y comisiones siempre y en todo momento se deberán registrar en el sufijo 2 del PUC.

N. del D.: La presente circular va dirigida a representantes legales y revisores fiscales de los intermediarios del mercado cambiario con excepción de las casas de cambio.

_____________________________