CIRCULAR EXTERNA 3 DE 1993 

(Enero 12)

(Nota: Derogada por las Circulares Externas 44 y 14 de 1993 y 1998 respectivamente, ambas de la Superintendencia Bancaria).

Este despacho, en uso de las facultades consagradas en los artículos 1.5.1.1.1 y 4.1.1.0.3, ordinal 15 del estatuto orgánico del sistema financiero, se permite instruir sobre la forma como deberán contabilizarse las operaciones citadas en la referencia (contabilización de derivativos).

1. Contratos a término (forwards) y de futuros. Se entenderán como tales los acuerdos entre dos o más partes para comprar o vender activos, tales como títulos valores y monedas, en desarrollo de operaciones autorizadas, conforme al régimen legal aplicable a las mismas, en una fecha futura, definiendo de antemano la cantidad, el precio y la fecha de ejecución de la operación.

En tal virtud, para cada parte surgen derechos y obligaciones recíprocas e incondicionales.

a) Contratos sobre monedas: entendidos como el acuerdo de intercambiar una moneda por otra en una fecha futura establecida, a un determinado tipo de cambio.

El registro contable será de la siguiente forma:

Débito: Al código del activo que registra los “derechos en contrato a término o de futuros”, por el monto del derecho adquirido, vale decir, la cantidad en pesos a recibir en el futuro (si es contrato de venta) o el valor de las divisas reexpresadas a la tasa de cambio vigente en la fecha del contrato (ya se trate de un contrato de compra de divisas, ya se trate de un contrato en cuya virtud se intercambian unas divisas por otras de diversa clase, v.gr. marcos por dólares).

Crédito: Al código del activo que registra las “obligaciones en contratos a término o de futuros” por el monto de la obligación asumida, esto es, por el valor de las divisas reexpresadas a la tasa vigente a la fecha del contrato (ya se trate de un contrato de venta, ya se trate de un contrato en virtud del cual se intercambian unas divisas por otras de diversa clase) o por el valor a desembolsar en pesos en el futuro (si es contrato de compra de divisas).

Débito (crédito): Al código del activo que registra el “descuento (prima) por amortizar”, el cual será equivalente inicialmente a la diferencia entre el derecho obtenido y la obligación asumida a la fecha del contrato. El descuento o la prima que resulte será amortizada linealmente durante la vigencia del contrato a término o de futuro.

La reexpresión a pesos de la diferencia entre el valor de la obligación asumida (cuando se trate de contratos de ventas futuras de divisas) y el valor del derecho adquirido (tratándose de contratos de compras futuras) se cargará o abonará a los resultados del ejercicio, teniendo en cuenta los precios de venta a la vista de la respectiva divisa. En las operaciones peso-dólar se aplicará la tasa promedio de venta que publica diariamente la Superintendencia Bancaria. Respecto de las demás monedas se utilizarán las tasas que divulga el Banco de la República.

El resultado neto de la amortización del descuento o prima y la reexpresión del derecho o la obligación se registrará contra una cuenta de ingresos (por derivativos) o de gastos (por derivativos) según corresponda.

b) Contratos sobre títulos o instrumentos financieros: entendidos como el acuerdo de comprar o vender un título o instrumento financiero específico en una fecha futura a un precio determinado.

El siguiente será el registro contable:

Débito: Al código del activo que registra los “derechos en contratos a término o de futuros” por el valor presente neto del título (si corresponde a un contrato de compra) o por el valor a recibir por el título (cuando se trate de contratos de venta).

Crédito: Al código del activo que registra las “obligaciones en contratos a término o de futuros” por el valor del contrato o precio de compra (tratándose de contratos de compra de títulos) o por el costo en libros del título prometido en venta (si corresponde a contratos de venta).

Débito (crédito): Al código del activo que registra el “descuento (prima) por amortizar”, el cual será equivalente inicialmente a la diferencia entre el derecho obtenido y la obligación asumida a la fecha del contrato. El descuento o la prima que resulte será amortizada en forma exponencial durante la vigencia del contrato a término o de futuros, contra cargos o ingresos diferidos, según corresponda.

Será prima por amortizar cuando el valor del contrato de compra sea mayor que el valor presente del título. En el evento contrario se generará un descuento.

Por otra parte, si el valor del contrato de venta es mayor que el costo en libros del título, se generará un descuento por amortizar. En caso contrario, se generará una prima.

En los contratos de compras futuras la actualización periódica del valor presente neto de los títulos, esto es, del valor del derecho adquirido y, en los contratos de ventas futuras la actualización de la obligación asumida, esto es, el costo en libros del título prometido en venta, se sujetará a los criterios y valores utilizados para amortizar el descuento o la prima del título y se registrará como cargo o ingreso diferido.

El resultado neto de la amortización del descuento o prima y la actualización periódica del derecho adquirido o de la obligación asumida se registrará contra la cuenta del activo o del pasivo que registre los cargos o ingresos diferidos que se deriven de estos contratos, según corresponda.

Con el fin de determinar el valor presente neto de los títulos, así como las actualizaciones, será necesario establecer su tasa interna de retorno, TIR, a partir de las condiciones nominales de los mismos, en la fecha en que se adquiere el compromiso de compra futura.

Con base en la TIR se calculará el valor presente neto y se ajustará periódicamente contra cargos o ingresos diferidos el valor del derecho en los compromisos de compra.

En los contratos de compra futura de títulos, cuando el valor del derecho adquirido (valor presente neto) sea inferior al valor de la obligación (monto a desembolsar por el título), se registrará la provisión correspondiente para proteger el activo, cuyo monto deberá ser igual al saldo que registre el cargo diferido, en el momento de la ejecución del contrato. En caso contrario, dicha diferencia se imputará como costo del activo, amortizando, a su vez, el valor del ingreso diferido contra el código de resultados que registra los “ingresos por derivativos”.

En los contratos de venta futura de títulos, teniendo en cuenta que el valor de la inversión que registre la contabilidad en el momento de la ejecución del contrato debe ser igual al saldo de la obligación adquirida, cuando el valor del derecho sea superior al de la obligación, se contabilizará la utilidad en el código de resultados que registra los “ingresos por derivativos”, cancelando, a su vez, el saldo del ingreso diferido. En caso contrario, se contabilizará el gasto en la cuenta de resultados que registre los “gastos por derivativos”, cancelando, a su vez, el saldo del cargo diferido.

Los contratos, según se trate de obtener o proveer cobertura se contabilizarán en forma independiente, en los códigos que se habiliten para el efecto.

Tratándose de contratos de futuros, el depósito constituido, en el evento en que éste se presente, así como sus incrementos o disminuciones, por cada contrato, se registrará en el código 196005 - Depósitos en garantía, el cual se cancela en la fecha de su cumplimiento.

Las instrucciones contempladas en este numeral serán aplicables en su integridad a las denominadas “operaciones carrusel”, en los códigos que se establezcan para el efecto, separando los registros contables del compromiso de compra con los del compromiso de venta posterior; por lo tanto cada compromiso se manejará y controlará en forma independiente desde la fecha en que éstos se asumen.

En adición a lo anterior, en las cuentas de orden acreedoras que registren las “obligaciones en contratos a término” y las “obligaciones en contratos de futuros” se registrará por vencimientos el monto de las obligaciones adquiridas en los correspondientes contratos.

(Nota: Derogada por las Circulares Externas 44 y 14 de 1993 y 1998 respectivamente, ambas de la Superintendencia Bancaria).

2. Opciones. Son aquellos contratos mediante los cuales el comprador adquiere el derecho, cuyo ejercicio es potestativo, de comprar (call) o de vender (put) una cantidad de un activo específico, en desarrollo de operaciones autorizadas, a un precio acordado, en o antes de una fecha futura.

La contabilización de las opciones se hará de la siguiente manera:

El comprador de la opción registrará el valor del contrato en la cuenta contingente deudora denominada “derechos en opciones”. Por su parte, el vendedor lo registrará como una cuenta contingente acreedora (obligaciones en opciones).

El valor de la prima pagada por el comprador al vendedor de la opción se cargará al estado de resultados en la subcuenta de resultados que registra los “gastos por derivativos - opciones” y el vendedor la registrará como “ingresos por derivativos - opciones”.

El vendedor de la opción, mensualmente, deberá evaluar los riesgos de pérdida que surjan de cada operación en particular, en consideración a las condiciones específicas, registrando en la subcuenta “riesgos por derivativos” el monto estimado de la pérdida, con cargo a los resultados del ejercicio.

3. Vigencia. La presente circular rige a partir de la fecha de su publicación.

(Nota: Derogada por las Circulares Externas 44 y 14 de 1993 y 1998 respectivamente, ambas de la Superintendencia Bancaria).

____________________________