DECRETO 469 DE 2003 

(Diciembre 23)

“Por el cual se revisa el Plan de Ordenamiento Territorial de Bogotá, D.C.”.

(Nota: Compilado por el Decreto 190 de 2004 de la Alcaldía Mayor de Bogotá)

(Nota: Derogado por el Decreto 364 de 2013 artículo 565 de la Alcaldía Mayor de Bogotá)

El Alcalde Mayor de Bogotá, D.C.,

en ejercicio de sus atribuciones constitucionales y legales, especialmente de las conferidas por el artículo 12 de la Ley 810 de 2003 y el artículo 25 de la Ley 388 de 1997, y

CONSIDERANDO:

Que en relación con las revisiones de los planes de ordenamiento territorial el artículo 12 de la Ley 810 del 13 de junio de 2003 dispone:

“Los concejos municipales y distritales podrán revisar y hacer ajustes a los planes de ordenamiento territoriales ya adoptados por las entidades territoriales y por iniciativa del alcalde.

Si el concejo no aprueba en noventa (90) días calendario la iniciativa, lo podrá hacer por decreto el alcalde”;

Que con posterioridad a la expedición de la citada ley, el Presidente de la República en el artículo 1º del Decreto 2079 del 25 de julio de 2003 estableció:

“Las revisiones y ajustes a los planes de ordenamiento territorial a que hace referencia el artículo 12 de la Ley 810 de 2003, se someterán a los mismos trámites de concertación, consulta y aprobación previstos en los artículos 24 y 25 de la Ley 388 de 1997.

PAR.—En todo caso, la revisión y ajuste de los planes de ordenamiento o de alguno de sus contenidos procederá cuando se cumplan las condiciones y requisitos que para tal efecto se determinan en la Ley 388 de 1997 y en sus decretos reglamentarios”;

Que al examinar la Ley 388 de 1997 y el Decreto Nacional 932 de 2002 que la reglamenta encontramos lo siguiente:

1) Sobre la revisión de los planes de ordenamiento territorial, el numeral 4º del artículo 28 de la Ley 388 de 1997 dispone:

“Las revisiones estarán sometidas al mismo procedimiento previsto para su aprobación y deberán sustentarse en parámetros e indicadores de seguimiento relacionados con cambios significativos en las previsiones sobre población urbana; la dinámica de ajustes en usos o intensidad de los usos del suelo; la necesidad o conveniencia de ejecutar proyectos de impacto en materia de transporte masivo, infraestructuras, expansión de servicios públicos o proyectos de renovación urbana; la ejecución de macroproyectos de infraestructura regional o metropolitana que generen impactos sobre el ordenamiento del territorio municipal o distrital, así como en la evaluación de sus objetivos y metas del respectivo plan”.

2) El artículo 1º del Decreto Nacional 932 de 2002, define la revisión del plan de ordenamiento territorial en los siguientes términos:

Revisión del Plan de Ordenamiento Territorial. En desarrollo de lo dispuesto en el artículo 28 de la Ley 388 de 1997, se entenderá por revisión del plan de ordenamiento territorial la reconsideración general o parcial de sus objetivos, directrices, políticas, estrategias, metas, programas, actuaciones y normas que, como consecuencia del seguimiento y evaluación de su implementación frente a la evolución de las principales características del ordenamiento físico - territorial del municipio o distrito, suponga la reformulación completa del correspondiente plan, o la actualización o ajuste de sus contenidos de corto, mediano o largo plazo”.

3) El artículo 2º del decreto en mención, establece la oportunidad y viabilidad de las revisiones del plan de ordenamiento territorial de la siguiente manera:

“Cuando en el curso de la vigencia de un plan de ordenamiento territorial llegue a su término el período de vigencia de los contenidos de corto, mediano y largo plazo deberá procederse a su revisión, sin perjuicio de aquellas revisiones que deban emprenderse de manera extraordinaria con motivo de la ocurrencia de las condiciones previstas en el mismo plan para su revisión, y cuando se sustenten en los supuestos y las circunstancias que se señalen en el numeral 4º del artículo 28 de la Ley 388 de 1997 o en el artículo 4º del presente decreto.

(...).

PAR.—De conformidad con lo establecido en el artículo 15 de la Ley 388 de 1997, la modificación excepcional de alguna o algunas de las normas urbanísticas de carácter estructural o general del plan de ordenamiento territorial, que tengan por objeto asegurar la consecución de los objetivos y estrategias territoriales de largo y mediano plazo definidas en los componentes general y urbano del plan de ordenamiento territorial, podrá emprenderse en cualquier momento siempre y cuando se demuestren y soporten técnicamente los motivos que dan lugar a su modificación.

La modificación excepcional de estas normas se sujetará en todo a las previsiones vigentes en el plan de ordenamiento territorial, de acuerdo con la jerarquía de prevalencia de los componentes, contenidos y demás normas urbanísticas que lo integran”;

Que de acuerdo con lo dispuesto en las normas transcritas se concluye lo siguiente:

1) Conforme lo establece el numeral 4º del artículo 28 de la Ley 388 de 1997, y el artículo 1º del Decreto 2079 del 25 de julio de 2003, las revisiones de los diferentes contenidos del plan de ordenamiento territorial están sometidas al mismo procedimiento previsto para su aprobación y deben sustentarse en los parámetros e indicadores de seguimiento de que trata el numeral 4º del artículo 28 de la Ley 388 de 1997.

2) Acorde con lo dispuesto en el artículo 1º del Decreto Nacional 932 de 2002, se entiende por revisión del plan de ordenamiento territorial, la reconsideración general o parcial de sus objetivos, directrices, políticas, estrategias, metas, programas, actuaciones y normas que, como consecuencia del seguimiento y evaluación de su implementación, suponga la reformulación completa del correspondiente plan, o la actualización o ajuste de sus contenidos de corto, mediano o largo plazo.

3) En cuanto a la oportunidad y viabilidad de las revisiones, es preciso anotar que:

— Se debe proceder a la revisión del plan de ordenamiento territorial cuando llegue a su término el período de vigencia de los contenidos de corto, mediano y largo plazo, sin perjuicio de aquellas revisiones que deban emprenderse de manera extraordinaria con motivo de la ocurrencia de las condiciones previstas en el mismo plan para su revisión.

— La modificación excepcional de las normas urbanísticas estructurales y generales del plan de ordenamiento territorial que tengan por objetivo asegurar la consecución de los objetivos y estrategias de largo y mediano plazo de los componentes general y urbano del plan de ordenamiento territorial, puede emprenderse en cualquier momento siempre y cuando se demuestre y soporte técnicamente los motivos que dan lugar a su revisión;

Que de acuerdo con lo anterior y teniendo en cuenta que el artículo 2º del Decreto Nacional 932 de 2002, establece entre otros motivos que se puede revisar el plan de ordenamiento territorial cuando se presenten las circunstancias previstas en el propio plan, el Departamento Administrativo de Planeación Distrital con el fin de determinar la procedencia y viabilidad de la revisión del plan de ordenamiento territorial de Bogotá, estudió con detalle las circunstancias que ameritan su revisión consagradas en el propio plan, las cuales se encuentran consignadas en el artículo 100 del Decreto Distrital 619 de 2000 de la siguiente manera:

“Condiciones que ameritan la revisión del plan de ordenamiento territorial.

Las condiciones que ameritan la revisión del plan de ordenamiento territorial son las siguientes:

(...).

2. Cambios significativos en las previsiones demográfica.

(...).

6. Ajustes a los nuevos avances tecnológicos.

7. Necesidad de replantear los objetivos y metas del presente plan de ordenamiento territorial después de su evaluación correspondiente.

8. Los convenios con los municipios de la región que impliquen un cambio en las definiciones de los sistemas generales y las normas urbanísticas”;

Que de acuerdo con lo anterior y con fundamento en el proceso de seguimiento y evaluación que ha venido adelantando el Departamento Administrativo de Planeación Distrital y demás entidades distritales respecto del plan de ordenamiento territorial vigente, en los resultados de los estudios de la mesa de planificación regional, los avances tecnológicos y el desarrollo de los futuros proyectos de infraestructura a desarrollar con los municipios vecinos, se considera que desde el punto de vista jurídico y de conveniencia se debe revisar el Decreto Distrital 619 de 2000 (plan de ordenamiento territorial de Bogotá) básicamente en los siguientes aspectos:

— Los compromisos del Distrito Capital para la construcción compartida de la región Bogotá Cundinamarca.

— Los ajustes en el modelo de ordenamiento del Distrito Capital en la perspectiva de consolidación de la red de ciudades.

— La estrategia integral de aplicación de los instrumentos de gestión del suelo previstos en las leyes 9ª de 1989 y 388 de 1997.

— La participación de las localidades en el seguimiento, evaluación y control del plan de ordenamiento territorial.

— La priorización de la inversión y ejecución prevista en el plan de ordenamiento territorial de conformidad con la disponibilidad financiera actual y proyectada del Distrito Capital.

— Los ajustes y modificaciones específicas al Decreto Distrital 619 de 2000 en relación con:

• La estructura ecológica principal del Distrito.

• La actualización de la nueva tecnología prevista para el sistema de descontaminación y tratamiento del río Bogotá.

• La clasificación del suelo.

• El ajuste de la política y el programa de vivienda en razón del agotamiento del suelo de la ciudad y el escenario regional.

• La integración de los sistemas vial y de transporte dentro del sistema de movilidad.

• Ajustes y complementación de las normas del sistema de espacio público.

• La revisión de las normas urbanísticas de usos y tratamientos para adecuarlas al modelo de ordenamiento.

• La complementación de la reglamentación aplicable al suelo rural;

Que como se anotó anteriormente en relación con el procedimiento de revisión del plan de ordenamiento territorial, el artículo 1º del Decreto 2079 del 25 de julio de 2003 establece que “Las revisiones y ajustes a los planes de ordenamiento territorial a que hace referencia el artículo 12 de la Ley 810 de 2003, se someterán a los mismos trámites de concertación, consulta y aprobación previstos en los artículos 24 y 25 de la Ley 388 de 1997”;

Que en concordancia con lo anterior, el artículo 101 del Decreto Distrital 619 de 2000, dispone:

“La revisión del plan de ordenamiento territorial, la de alguno de sus componentes, o la de cualquiera de las decisiones contenidas en él, deberá sujetarse al siguiente procedimiento:

(...).

3. El Alcalde Mayor, a través del Departamento Administrativo de Planeación Distrital, será responsable de dirigir y coordinar la propuesta de revisión del plan de ordenamiento territorial y de someterlo a consideración del Consejo de gobierno.

4. El proyecto de revisión del plan se someterá a consideración de la Corporación Autónoma Regional de Cundinamarca, CAR, para lo concerniente a los asuntos exclusivamente ambientales relacionados con los suelos rural y de expansión urbana. En lo que se refiere a los aspectos exclusivamente ambientales del suelo urbano, el proyecto de revisión se someterá a consideración del Departamento Administrativo del Medio Ambiente, DAMA. Las mencionadas autoridades, dentro de la órbita de sus respectivas competencias, dispondrán de treinta (30) días hábiles para concertar tales asuntos o aspectos ambientales con el Distrito Capital. Transcurrido el término anterior, el Ministerio del Medio Ambiente asumirá el conocimiento de los temas ambientales no concertados, como lo ordena el parágrafo 6º del artículo 1º de la Ley 507 de 1999.

5. Una vez concertado el proyecto de revisión del plan de ordenamiento territorial con las autoridades ambientales mencionadas en el numeral anterior, se someterá a consideración del consejo territorial de planeación, instancia que deberá rendir concepto y formular recomendaciones dentro de los treinta (30) días hábiles siguientes.

6. Durante el período de revisión del plan por las autoridades ambientales y por el consejo territorial de planeación, la administración distrital solicitará opiniones a los gremios económicos y agremiaciones profesionales; realizará convocatorias públicas para la discusión del proyecto de revisión, incluyendo audiencias con las juntas administradoras locales; expondrá los documentos básicos del mismo en sitios accesibles a todos los interesados y recogerá las recomendaciones y observaciones formuladas por las distintas entidades gremiales, ecológicas, cívicas y comunitarias del distrito, debiendo proceder a su evaluación, según la factibilidad y conveniencia. Igualmente pondrá en marcha los mecanismos de participación comunal previstos en el artículo 22 de la Ley 388 de 1997.

7. La administración distrital establecerá los mecanismos de publicidad y difusión del proyecto de revisión del plan de ordenamiento territorial de tal manera que se garantice su conocimiento masivo.

8. Una vez surtidas las instancias de participación, consulta y concertación interinstitucional previstas en los numerales anteriores, el proyecto de revisión del plan de ordenamiento territorial será presentado por el alcalde a consideración del Concejo Distrital de Santafé de Bogotá, dentro de los treinta (30) días siguientes al recibo del concepto del concejo territorial de planeación. Si el concejo estuviere en receso, el alcalde convocará a sesiones extraordinarias. La revisión del plan de ordenamiento territorial será adoptada por acuerdo del Concejo Distrital.

9. Sin perjuicio de los demás mecanismos de participación contemplados en la ley y en el presente plan de ordenamiento territorial, el concejo distrital celebrará un cabildo abierto previo al estudio y análisis de los proyectos de revisión que a su consideración le someta la administración, de conformidad con el artículo 2º de la Ley 507 de 1999 y con el numeral 4º del artículo 28 de la Ley 388 de 1997”;

Que en cumplimiento de lo anterior, el Departamento Administrativo de Planeación Distrital adelantó las siguientes actuaciones:

— Durante el primer semestre del presente año, llevó a cabo 10 (diez) mesas de trabajo del 10 al 25 de junio, en las cuales participaron dentro de las discusiones y propuestas presentadas para la revisión del plan de ordenamiento territorial, representantes de las entidades distritales, de las autoridades ambientales y del Consejo Territorial de Planeación entre otros.

— Surtió un proceso de discusión y análisis con los miembros del consejo consultivo de ordenamiento territorial, quienes rindieron un dictamen técnico favorable respecto de la propuesta de revisión del plan de ordenamiento territorial, según consta en el acta Nº 4 de julio 4 de 2003.

— Sometió a consideración del Consejo de Gobierno Distrital en la sesión del 11 de julio de 2003 la propuesta de revisión del plan de ordenamiento territorial.

— Remitió el proyecto de revisión a consideración del Departamento Técnico Administrativo del Medio Ambiente, DAMA, y de la Corporación Autónoma Regional de Cundinamarca, CAR, con el fin de adelantar el proceso de concertación de los aspectos ambientales según consta en los radicados números 2-2003-15559 y 2-2003-15561 del 28 de julio de 2003 respectivamente, los cuales fueron aclarados con las comunicaciones números 2003ER25334 (radicado DAPD) y 2003-0000-07021 (radicado CAR) del 31 de julio del mismo año.

— Llevó a cabo el proceso de concertación de los aspectos ambientales del proyecto de revisión del plan de ordenamiento territorial con las citadas autoridades ambientales, el cual culminó con la suscripción de las actas de concertación de fechas de 22 y 25 de agosto de 2003.

— Remitió el proyecto al Consejo Territorial de Planeación para que dicho organismo contara con suficiente tiempo para hacer un análisis del proyecto de revisión del plan de ordenamiento territorial, el 28 de julio de 2003 según consta en el radicado 2-2003-15560.

— Concertado los aspectos ambientales del proyecto de revisión del plan de ordenamiento territorial y con el fin de que el consejo territorial de planeación expidiera su concepto y recomendaciones adjunto a la comunicación identificada con el radicado 2-2003-17693 del 27 de agosto de 2003, remitió a dicho organismo las actas y los anexos de concertaciones adelantadas con las autoridades ambientales.

El Consejo Territorial de Planeación rindió sus recomendaciones y observaciones sobre el proyecto de revisión del plan según consta en el concepto entregado a la administración el pasado 3 de septiembre del presente año.

— Publicó en la página web de ese departamento desde el 30 de julio de 2003 el proyecto de revisión, con el fin de que la ciudadanía contara con la oportunidad de pronunciarse sobre el mismo. Esta publicación fue actualizada en la página web el 16 de septiembre del presente año de acuerdo con la versión que se sometió a consideración del Concejo Distrital.

— Adelantó varias presentaciones públicas sobre la revisión entre las cuales se relacionan las celebradas los días 31 de julio, 13, 14, 15, 20, 21, 22 y 26 de agosto del presente año. Así mismo envió a las alcaldías locales volantes informativos sobre la publicación del proyecto de revisión del plan de ordenamiento y entregó más de 300 discos compactos que contienen en medio magnético la propuesta de revisión y 300 publicaciones;

Que luego de surtir los pasos anteriores, el proyecto de revisión del plan de ordenamiento territorial fue radicado al Concejo Distrital el día 11 de septiembre del presente año, para que dicho organismo contara con el término de 90 días que le concede el artículo 12 de la Ley 810 de 2003 para adoptar la revisión;

Que previamente a la iniciación del estudio y debate del proyecto de revisión, el Concejo de la ciudad convocó el pasado 30 de septiembre a la ciudadanía a participar en un cabildo abierto dentro del cual hubo 67 inscritos y el 9 de octubre del mismo año se realizó una audiencia pública para dar respuesta a las ponencias presentadas en el cabildo abierto.

Que el pasado 10 de diciembre de 2003 se cumplieron los 90 días de que disponía el Concejo Distrital para aprobar la revisión del plan de ordenamiento territorial, por lo cual de conformidad con lo establecido en el artículo 12 de la Ley 810 de 2003 el Alcalde Mayor puede aprobarlo por decreto.

Que teniendo en cuenta que según lo establece el Decreto 2079 de 2003, las revisiones de los planes de ordenamiento territorial están sujetas al mismo procedimiento previsto para su adopción, es procedente aplicar el artículo 25 de la Ley 388 de 1997 que permite al Concejo Distrital, hacer modificaciones al proyecto de revisión sometido a su consideración siempre y cuando estas cuenten con la aceptación expresa de la administración;

Que en relación con las propuestas de modificación al proyecto remitidas al Departamento Administrativo de Planeación Distrital por la secretaría de la comisión primera permanente - comisión del plan de desarrollo del concejo distrital, los artículos nuevos y los modificados aceptados por la administración distrital, son los siguientes:

Artículos nuevos:

7 artículos nuevos identificados en este decreto con los artículos 5º, 47,194, 223, 230, 276 y 278.

Artículos modificados del proyecto original

11, 13, 18, 29, 31, 34, 35, 38, 39, 40, 46, 52, 59, 62, 70, 71, 122, 138, 143, 177, 212, 224, 222, 224(sic), 231, 233, 238, 239, 255, 275;

Que con el fin de hacer congruentes los ajustes hechos al proyecto de revisión del plan de ordenamiento territorial, es procedente hacer los ajustes pertinentes en otros artículos y en la cartografía radicados en el Concejo Distrital;

Que de conformidad con el literal a del numeral 1 del artículo 10 de la Ley 388 de 1997, las normas sobre medio ambiente y recursos naturales constituyen normas de superior jerarquía para la revisión del plan de ordenamiento territorial, por lo cual es necesario incluir en este decreto los artículos concertados con las autoridades ambientales competentes en la forma como se acordó su redacción.

DECRETA: