DECRETO 674 DE 1998 

(Agosto 3)

“Por el cual se adicionan los decretos 804 de 1993 y 1179 de 1997”.

El Alcalde Mayor de Santafé de Bogotá D.C.,

en uso de sus atribuciones legales y en especial las conferidas por el numeral 4 del artículo 38 del Decreto Ley 1421 de 1993, y

CONSIDERANDO:

Que el Decreto 22 de enero 8 de 1998, adicionado por el Decreto 121 de enero 28 de 1998, suspendió temporalmente la delegación conferida a los alcaldes locales en materia de contratación de los fondos de desarrollo local del Distrito Capital, manteniendo estas disposiciones la facultad de ordenación del pago y la facultad de dirección respecto de los procesos contractuales en trámite, a esa fecha;

Que mediante el Decreto 176 de febrero 10 de 1998 el Alcalde Mayor delegó en las entidades del sector central y en los establecimientos públicos, la facultad de contratar, ordenar los gastos y pagos con cargo al presupuesto de los fondos de desarrollo local, en los programas, subprogramas y proyectos del plan de desarrollo local, creando para tal efecto las unidades ejecutivas de las locales;

Que el Decreto 176 de febrero 10 de 1998 contempló los aspectos generales de la contratación y ordenación de los gastos y los pagos con cargo al presupuesto de los fondos de desarrollo local, pero omitió la especificidad de la situación prevista tanto en el Decreto 804 de 1993, como en el Decreto 1179 de 1997 respecto a la suscripción de las órdenes de pago y relaciones de giro. Por lo tanto se hace necesario adicionar los referidos decretos en lo pertinente, para ajustarlos a la nueva situación.

En mérito de lo expuesto,

DECRETA:

ART. 1º—Adicionar el artículo 2º del Decreto 804 de 1993, así:

Las entidades remitirán a la dirección distrital de tesorería las órdenes de pago mediante una elección de giros, suscrita por el ordenador del gasto y el responsable del presupuesto de la entidad ordenante. Estos funcionarios serán los responsables de la legalidad del gasto y del pago asociado y, por lo tanto, la tesorería distrital no podrá abstenerse de girar aduciendo vicios de forma o fondo en las cuentas relacionadas.

Las ordenes de pago y las relaciones de giros remitidas por las unidades ejecutivas de las localidades de cada una de las entidades, deben ser suscritas por el ordenador del gasto de la entidad del sector central o establecimiento público respectivo y por el responsable de la referida unidad.

ART. 2º—Adicionar el artículo 27 del Decreto 1179 de 1997, así:

Relación de giros. Las entidades mencionadas en el artículo anterior remitirán a la dirección distrital de tesorería las órdenes de pago o relaciones de autorizaciones mediante una relación de giros, suscrita por el ordenador del gasto y el responsable del presupuesto de la entidad ordenante, quienes serán responsables por la legalidad del gasto y del pago asociado, por lo cual la dirección distrital de tesorería no podrá abstenerse de girar aduciendo vicios de fondo en las cuentas relacionadas.

Las ordenes de pago y las relaciones de giros remitidas por las unidades ejecutivas de las localidades de cada una de las entidades, deben ser suscritas por el ordenador del gasto de la entidad del sector central o establecimiento público respectivo y por el responsable de la referida unidad.

Los funcionarios que suscriban la relación de giros deberán registrar sus firmas en las tarjetas que para tal propósito llevará la dirección distrital de tesorería. En caso de modificación de los funcionarios que deban suscribir la relación de giros, la entidad responsable deberá informar inmediatamente y actualizar las firmas correspondientes en la dirección distrital de tesorería.

El formato en que se diligenciarán las relaciones de giro, será diseñado por la dirección distrital de tesorería, entidad que establecerá las seguridades físicas que dicho documento debe tener. Toda relación de giro deberá llevar un código clave de seguridad, cuya estructura y modo de encriptamiento serán establecidos para cada entidad por la dirección distrital de tesorería.

Las órdenes de pago que acompañan la relación de giros, cumplirán la función de comprobantes contables. Con base en ellas, la dirección distrital de tesorería, según le corresponda, registrará las deducciones, retenciones y demás imputaciones contables y presupuestales liquidadas por la entidad.

ART. 3º—El presente decreto rige a partir de la fecha de su publicación.

Publíquese, comuníquese y cúmplase.

Dado en Santafé de Bogotá, D.C. a 3 de agosto de 1998.

____________________________________