Indemnización por despido injustificado versus bonificación por retiro

Revista Nº 200 Mar. Abr. 2017

Con la terminación del contrato de trabajo sin justa causa por parte del empleador surge la obligación de indemnizar al trabajador.

Adriana Alejandra Fernández Montejo 

Gerente laboral de EY

Ahora bien, en algunas oportunidades, empleador y trabajador deciden, de común acuerdo, dar por terminado el contrato de trabajo, y el empleador opta por reconocer una suma de dinero a título de bonificación por retiro, equivalente al valor de la indemnización a la que el trabajador tendría derecho en caso de haber sido despedido sin justa causa.

Dado que la indemnización y la bonificación por retiro tienen una finalidad distinta, siendo la de la primera resarcir un perjuicio causado y la de la segunda reconocer una suma extralegal ocasional, su tratamiento es completamente diferente, tanto en materia de seguridad social como en materia de retención en la fuente.

Seguridad Social

La indemnización por terminación del contrato sin justa causa NO es base de aportes al Sistema de Seguridad Social Integral (SSSI), ya que no es un pago constitutivo de salario, ni tiene carácter remunerativo. Por su parte, la bonificación por retiro, al ser un pago extralegal, indiscutiblemente de carácter no salarial(1), será solamente base de aportes al SSSI si su valor excede el 40% del total de la remuneración en el respectivo mes de pago, tal y como lo dispone el artículo 30 de la Ley 1393 del 2010(2).

De esta manera, en materia de seguridad social, si la cantidad a pagar supera el 40% del total de la remuneración mensual del trabajador, la indemnización por retiro injustificado resulta menos onerosa para el empleador que la bonificación de retiro. En este mismo escenario, el trabajador tiene un mayor flujo de efectivo inmediato, ya que con el pago de la indemnización por despido injustificado no se le efectuarán los descuentos destinados al pago de sus contribuciones al SSSI.

Retención en la Fuente

Anteriormente, la retención en la fuente aplicable a las indemnizaciones por despido injustificado y bonificaciones por retiro definitivo del trabajador se calculaba de la misma manera. Así, en virtud del artículo 9º del Decreto 400 de 1987, el empleador debía sumar la totalidad de pagos gravables recibidos directa e indirectamente por el trabajador durante los 12 meses previos a la fecha de su retiro y calcular el ingreso mensual promedio del trabajador, dividiendo el resultado en 12 meses o en el número de meses trabajados, si el tiempo laborado era inferior. Con el ingreso mensual promedio se determinaba el porcentaje de retención según la tabla de retención aplicable en el año de retiro(3). Este procedimiento continúa aplicando para el cálculo de retención en la fuente de las bonificaciones por retiro mas no para las indemnizaciones por despido injustificado.

Con la entrada en vigencia de la Ley 788 del 2002 y en concordancia con lo establecido en el artículo 2º del Decreto Reglamentario 379 del 2007, las indemnizaciones por retiro injustificado están sometidas a retención en la fuente a una tarifa del 20% para trabajadores que tengan ingresos superiores al equivalente de 204 Unidades de Valor Tributario UVT ($ 6.499.234 para el año 2017)(4).

Las indemnizaciones por despido injustificado de trabajadores que devenguen menos de las 204 UVT no están sometidas a retención en la fuente. Así lo ha reiterado la Dirección de Aduanas e Impuestos Nacionales (DIAN) en varias oportunidades(5). Cabe resaltar que el procedimiento del cálculo de retención en la fuente se aplica a las bonificaciones por retiro sin tener en cuenta el devengo mensual de los trabajadores.

Así mismo, es importante anotar que, para la DIAN, a las bonificaciones de retiro y las indemnizaciones por despido injustificado no les es aplicable el límite mensual del 25% fijado como renta exenta en el artículo 206 del Estatuto Tributario, por tratarse de pagos que se dan una sola vez(6).

Antes de la entrada en vigencia de la Ley 1819 del 2016 (Reforma Tributaria), la tarifa de retención en la fuente aplicable a las bonificaciones por retiro correspondía al mayor valor entre el procedimiento especial de retención en la fuente y el sistema del cálculo de retención en la fuente mínima, no obstante, a partir de este año, ese sistema desaparece(7).

Si bien en algunos casos resulta beneficioso para el trabajador el hecho de recibir una bonificación por retiro en lugar de una indemnización por retiro injustificado o viceversa, en términos de su flujo de efectivo al momento del retiro, puede que al final una menor retención se vea reflejada en un mayor impuesto a pagar por concepto de renta en el año fiscal siguiente.

Indemnización por Despido Injustificado versus Bonificación por Retiro en la práctica

En la práctica, las indemnizaciones por despido injustificado y las bonificaciones por retiro tienen el siguiente tratamiento:

 Indemnización por despido injustificadoBonificación por retiro
Seguridad SocialNo es base de aportes.El monto que exceda el 40% del total de la remuneración del mes de pago es base de aportes.
Retención en la FuenteSe aplica la tarifa del 20% para trabajadores que tengan ingresos superiores a 204 UVT.1. Se suma la totalidad de pagos gravables recibidos por el trabajador durante los 12 meses anteriores a la fecha del retiro.
2. Se divide el resultado en 12 o en el número de meses laborados si el tiempo trabajado es inferior.
3. Con el ingreso mensual promedio se determina la retención según la tabla aplicable en el año de retiro(8). Para este año las tarifas oscilan entre el 0% y el 33%.

Para efectos de determinar si una u otra es más conveniente para el trabajador y/o el empleador, a corto y a mediano plazo es necesario analizar cada caso en concreto desde la perspectiva tributaria y de seguridad social.

1. Ver. Corte Suprema de Justicia, Sentencia 28085 del 17 de abril del 2007, Magistrado Ponente Gustavo José Gnecco Mendoza “Respecto de la bonificación por retiro es incuestionable el carácter ocasional, pues se paga a la terminación del contrato y con ocasión de la extinción del vínculo, lo que descarta la habitualidad y la contraprestación del servicio”.

2. Ley 1393 del 2010, Artículo 30.

3. Decreto 400 de 1987, Artículo 9º.

4. Ley 788 del 2002, Artículo 92 - La retención en la fuente del 20% aplicaba para trabajadores que devengaran ingresos superiores a 10 Salarios Mínimos Legales Mensuales Vigentes, con la entrada en vigencia del Decreto Reglamentario 379 de 2007 la tarifa del 20% es aplicable para trabajadores que devenguen ingresos superiores a 204 UVT. Una UVT equivale a $31.859. 204 en el año 2017.

5. Ver. DIAN Conceptos Nº 015071, 25 de marzo 2003 y Nº 083096, octubre 9 del 2009.

6. Ver. DIAN Concepto Nº 07261, 11 de febrero del 2015.

7. Ver. Ley 1819 del 2016, Artículo 17.

8. Para este año aplica la tabla contenida en el artículo 383 del Estatuto Tributario, modificado por el artículo 17 la Ley 1819 del 2016.