LEY 76 DE 1993 

(Octubre 5)

“Por medio de la cual se adoptan medidas de protección a los colombianos en el exterior a través del servicio consular de la República”.

El Congreso de Colombia,

DECRETA:

ART. 1º—(Modificado).* Las oficinas consulares de la República en cuya jurisdicción la comunidad colombiana residente estimada sea superior a diez mil (10.000) personas, tendrán funcionarios especializados en la orientación y asistencia jurídica a los compatriotas que allí se encuentren.

Estos funcionarios serán preferiblemente nacionales colombianos pero a juicio del Ministerio de Relaciones Exteriores o de la misión diplomática o consular, podrá ser contratada la asesoría externa de conocedores del derecho interno de dichos países.

*(Nota: Modificado por la Ley 991 de 2005 artículo 1º del Congreso de Colombia)

ART. 2º—(Modificado).* El número de los funcionarios especializados aquí previstos, y su asignación a las oficinas consulares que lo requieran según el artículo 1º de la presente ley, será determinado por el Ministerio de Relaciones Exteriores, conforme a las disposiciones legales que regulan el servicio exterior de la República, teniendo en cuenta la cantidad de colombianos residentes, las características del flujo migratorio y el volumen de asuntos que deba atender cada consulado.

*(Nota: Modificado por la Ley 991 de 2005 artículo 2º del Congreso de Colombia)

ART. 3º—Los funcionarios especializados deberán cumplir las funciones que les señale el Ministerio de Relaciones Exteriores, con observancia de las normas y principios de derecho internacional, en orden a lograr los siguientes objetivos de protección y asistencia de los colombianos en el exterior:

— Respeto a los derechos humanos.

— Exclusión de discriminaciones o abusos en materia laboral.

— Plena observancia, en concordancia con los principios internacionales y con la respectiva legislación, del debido proceso, del derecho de defensa, y de las garantías procesales en las investigaciones y procesos a los cuales sean sometidos.

— Localización de colombianos desaparecidos.

— Condiciones mínimas de respeto a los derechos de los colombianos detenidos.

— Designación por el Estado receptor de apoderados de oficio, de acuerdo con las leyes de cada país, en ausencia de abogado defensor.

— Respeto de los intereses de nuestros nacionales, por parte de las autoridades policiales o de inmigración.

— Defensa de los intereses de los menores, minusválidos o de cualquier otro connacional incapacitado temporal o permanente.

(Nota: Véase Ley 991 de 2005 artículo 3º del Congreso de Colombia)

ART. 4º—Autorízase al Gobierno Nacional para apropiar o trasladar los recursos presupuestales necesarios para el cumplimiento de esta ley, a partir de la presente vigencia fiscal, así como también al fondo rotatorio del Ministerio de Relaciones Exteriores para que, sin perjuicio de la debida atención de las obligaciones y actividades a su cargo, introduzca y adopte las medidas que sean del caso, en el procedimiento para determinar el valor de los derechos consulares que hacen parte de su patrimonio, a fin de que, además pueda adelantar programas especiales de protección y promoción de los colombianos en el exterior.

(Nota: Véase Ley 991 de 2005 artículo 3º del Congreso de Colombia)

(Nota: Véase Ley 991 de 2005 artículo 4º del Congreso de Colombia)

ART. 5º—Esta ley rige a partir de su promulgación.

(Nota: Véase Ley 991 de 2005 artículo 4º del Congreso de Colombia)

Publíquese y ejecútese.

Dada en Santafé de Bogotá, D. C., a 5 de octubre de 1993.

______________________________________________