Perfil económico-financiero de las empresas de alto crecimiento(1)

Revista Nº 47 Jul.-Sep. 2011

Oriol Amat* 

Fernando Campa**  

(España) 

*Universitat Pompeu Fabra de Barcelona 

**Universitat Rovira i Virgili 

Introducción

Las empresas de alto crecimiento han generado un interés creciente a lo largo de los últimos años, entre otros motivos, porque el crecimiento suele ser considerado como una de las consecuencias del éxito empresarial.

De acuerdo con la literatura, la variable que determina si una empresa es de alto crecimiento suele ser el ritmo de expansión de las ventas. La definición más común de empresa de alto crecimiento es la que considera que se trata de una empresa que tiene un crecimiento anual de las ventas mínimo del 20% durante tres años (Eurostat 2007; Ahmad y Petersen 2007). Para otros autores, la empresa de alto crecimiento es aquella que tiene un crecimiento de ventas mínimo del 80% acumulado en tres años (Barringer, Jones y Neubam 2005). Un subgrupo específico dentro de las empresas de alto crecimiento está integrado por las denominadas empresas gacela. Una empresa gacela es una empresa de alto crecimiento creada hace menos de cinco años (Eurostat 2007; Ahmad y Petersen 2007).

En algunos estudios también se incluye una restricción sobre el número de empleados. Así, además de las características anteriores, añaden el requisito de que la empresa tiene que tener un mínimo de 10 empleados para ser considerada de alto crecimiento o empresa gacela (Ahmad 2006).

En un estudio previo (Hernández et ál. 1999) se identificaban las empresas industriales catalanas que en 1997 cumplían la definición de alto crecimiento y se concluyó que:

— Su modelo económico y financiero se caracterizaba por generar un incremento de las ventas que, acompañado de mejoras importantes en eficiencia de los gastos de personal y otros gastos, así como mejoras en la gestión de los activos, permitía obtener un rendimiento muy elevado.

— Este rendimiento económico, al ir acompañado de un equilibrio adecuado entre deudas y recursos propios, facilitaba la obtención de una elevada rentabilidad financiera.

— La mejora de la eficiencia en los gastos de personal y otros gastos de explotación hacía que estas empresas tuvieran una estructura mucho más flexible, lo que facilitaba la adaptación a los cambios que se pudieran producir en el entorno.

— Otra característica de las empresas de alto crecimiento es que hacían fuertes inversiones en stocks y clientes, lo que quiere decir que, como consecuencia del crecimiento, tenían grandes necesidades financieras para poder invertir en activos corrientes.

— A pesar de tener grandes necesidades de inversión, como eran capaces de generar un importante flujo de caja, estas empresas tenían una gran capacidad de devolución de la deuda y una estructura financiera equilibrada.

— Tenían una gran capacidad de crecimiento autosostenido, es decir, de crecimiento que no necesitaba aumentar las aportaciones de capital de los socios.

En el presente estudio se han analizado empresas que se consideraron de alto crecimiento en 1997 (Hernández et ál. 1999) y también empresas de alto crecimiento diez años después, es decir en 2007 (Hernández et ál. 2009). El análisis de las dos muestras permite, en primer lugar, analizar la evolución durante una década de las empresas de alto crecimiento de 1997. En segundo lugar, se analiza el perfil económico-financiero de las empresas de alto crecimiento de 2007.

1. Metodología

Para realizar el estudio, se ha trabajado exclusivamente con empresas con sede social en Cataluña y dedicadas a actividades industriales, es decir, empresas en las que su actividad principal es industrial de acuerdo con la clasificación nacional de actividad empresarial que las mismas empresas se atribuyen cuando depositan sus cuentas en el Registro Mercantil. Se ha incluido un filtro de tamaño, ya que solo se han considerado empresas con una facturación anual mínima de 2,4 millones de euros.

Las empresas de alto crecimiento de 1997 fueron objeto de un primer estudio (Hernández et ál. 1999) que seleccionó un total de 254 empresas que en el período 1994-1997 tuvieron un crecimiento anual de la facturación igual o superior al 15% durante los ejercicios 1995, 1996 y 1997. También se incluyeron las empresas que duplicaron su cifra de ventas entre 1994 y el 1997, aunque en alguno de los ejercicios no hubieran llegado al 15%.

La segunda muestra está integrada por 250 empresas que en 2007 cumplían con las condiciones de alto crecimiento. En este caso, se trata de empresas que tienen un crecimiento anual de las ventas mínimo del 20% durante tres años, de 2005 a 2007. Se ha decidido pasar del 15% al 20% como consecuencia de la mayor bonanza económica de estos últimos años que ha hecho más fácil el incremento de ventas en muchas más empresas.

Estos criterios de selección de las empresas de alto crecimiento son similares a los utilizados en estudios previos (Eurostat 2007; Ahmad y Petersen 2007). La materia prima utilizada en este estudio son los balances de situación y las cuentas de resultados. Esta información se ha obtenido a partir de la base de datos del sistema de análisis de balances ibéricos (SABI)(2) que contiene información contable que las empresas españolas depositan en el Registro Mercantil.

El análisis realizado consta de un análisis patrimonial (inversión, financiación...) y un análisis económico (ventas, beneficios, rentabilidad, crecimiento...).

A pesar de que la población objeto de estudio ha sido la misma (todas las empresas industriales catalanas) no se ha identificado ninguna empresa que fuera de alto crecimiento en 1997 que lo siga siendo en 2007.

2. Evolución de las empresas de alto crecimiento (1997-2007)

En este apartado se describe la evolución que han experimentado estas empresas durante una década, desde que fueron identificadas como empresas de alto crecimiento (1997) hasta 2007. De las 254 empresas integrantes de la muestra, 190 seguían activas en 2007. El resto estaban en concurso (11), en quiebra (2), fueron absorbidas (21) o bien estaban extinguidas (30).

2.1. Análisis patrimonial

Las empresas industriales se caracterizan por necesitar importantes inversiones en activos fijos (terrenos, naves industriales, maquinaria, elementos de transporte, etc.) para poder desarrollar su actividad. A lo largo de la última década, las empresas de alto crecimiento han ido aumentando significativamente el peso de sus inversiones en activos no corrientes (ver tabla 1). En cambio, el peso relativo de los stocks y clientes ha disminuido.

 

CONTABLE47ART5TAB1.JPG
 

 

En la tabla 2 se comprueba que las empresas de alto crecimiento han ido mejorando su liquidez a lo largo de los años hasta situarse en una posición en el año 2007 en la que los activos corrientes superan ampliamente las deudas a corto plazo.

 

CONTABLE47ART5TAB2.JPG
 

 

La evolución del endeudamiento permite comprobar si los recursos obtenidos por la empresa mantienen un adecuado equilibrio entre financiación propia y ajena y entre financiación a corto plazo y a largo plazo. La financiación de las empresas de alto crecimiento, que ya era muy saneado en el año 1997, se ha fortalecido más con un incremento del patrimonio neto y de las deudas a largo plazo (ver tabla 3). Por tanto, se trata de empresas con una estructura financiera muy sólida, ya que con el paso de los años han ido reduciendo las deudas a corto plazo.

 

CONTABLE47ART5TAB3.JPG
 

 

En la tabla 4, figuran los ratios de endeudamiento. El total del endeudamiento está estabilizado con tendencia a reducirse. Por otra parte, la calidad de la deuda también ha ido mejorando a lo largo de los años y los gastos financieros sobre ventas no son demasiado elevados. Por lo tanto, el endeudamiento de estas empresas parece bastante saneado.

 

CONTABLE47ART5TAB4.JPG
 

 

La evaluación de la gestión de los activos permite comprobar si la empresa es eficiente en el uso de los mismos. Si existe una rotación elevada, cada vez se precisará una inversión menor en activo para el desarrollo de la actividad. Por lo tanto, al tener menos activos habrá menos financiación, o sea menos deudas y menos capitales propios, y más eficiente será la empresa.

En la tabla 5 se puede visualizar que las empresas de alto crecimiento han ido perdiendo eficiencia en la gestión de sus activos, tanto los no corrientes como los corrientes, ya que las rotaciones van disminuyendo a lo largo de los años.

 

CONTABLE47ART5TAB5.JPG
 

 

La evaluación de los plazos permite comprobar si la empresa gestiona adecuadamente sus stocks, clientes y proveedores. En la tabla 6 se puede comprobar que las empresas de alto crecimiento han ido empeorando la gestión de los plazos, ya que los plazos de stocks y clientes han ido aumentando a lo largo de los años y, en cambio, el plazo de proveedores se ha ido reduciendo. Esto explica que el ciclo de maduración sea cada vez más largo, en el año 2007 es de casi de seis meses (177 días). El resultado explica que estas empresas tengan una mayor necesidad de financiación del circulante y como el plazo de proveedores se va reduciendo, el ciclo de caja es cada vez más desfavorable.

 

CONTABLE47ART5TAB6.JPG
 

 

2.2. Análisis económico, de la rentabilidad y del crecimiento

El análisis de la capacidad de tener beneficios tiene una gran relevancia, ya que toda empresa debe generar riqueza para sobrevivir y lograr sus objetivos. En la tabla 7, se comprueba que las empresas que fueron consideradas de alto crecimiento en 1997, gracias al fuerte incremento de ventas que tenían, tienen dificultades para mantener el ritmo de crecimiento. Entre las causas que pueden explicar este hecho estaría que es más fácil tener elevadas tasas de crecimiento en los primeros años de vida de la empresa cuando la dimensión es muy reducida. Parece claro que no es fácil mantener ventajas competitivas durante mucho tiempo.

 

CONTABLE47ART5TAB7.JPG
 

 

La evolución de los beneficios también tiende a decrecer a medida que pasan los años (ver tabla 8) a pesar de que en 2007 todavía era un año de economía en fase expansiva. Entre las causas de la reducción de los beneficios estaría el incremento de los consumos y otros gastos de explotación y los gastos de personal. De todos modos, las empresas analizadas seguían generando un beneficio importante (5,49% sobre ingresos) en 2007.

 

CONTABLE47ART5TAB8.JPG
 

 

En los datos de la tabla 9, se puede comprobar que las empresas de alto crecimiento han mantenido a lo largo de los años unos niveles de rentabilidad muy elevados, aunque con tendencia a irse reduciendo. Al generar un elevado rendimiento del activo —muy superior al coste de la deuda— el apalancamiento ha sido en todos los años superior a 1 y, por lo tanto, la deuda ha sido rentable para estas empresas. Otro indicio de que el apalancamiento financiero es favorable es que el rendimiento del activo es superior al coste de la deuda, ya que en los años analizados el coste de la deuda oscilaba entre el 4% y el 6%.

 

CONTABLE47ART5TAB9.JPG
 

 

En la tabla 10, se presentan los ratios de crecimiento de las empresas analizadas. En todos los años analizados, los beneficios crecían más que las ventas, lo que es favorable. En el último año, la reducción de las deudas fue un aspecto positivo y, en conjunto, el crecimiento puede calificarse de equilibrado.

 

CONTABLE47ART5TAB10.JPG
 

 

En conclusión, las empresas que hace diez años fueron consideradas de alto crecimiento, aunque a medida que pasan los años ya no tienen incrementos de ingresos tan elevados (ver gráfica 1), siguen contando con una excelente situación patrimonial, financiera y económica. Esto permite esperar que las empresas de alto crecimiento se encuentren en una posición financiera más sólida para encarar con menos dificultades una recesión económica como la que se está viviendo desde 2008. La evolución de las empresas de alto crecimiento es una muestra de la dificultad de conseguir fuentes de ventajas competitivas que permitan que los ingresos sigan creciendo por encima de la media de manera sostenida.

 

CONTABLE47ART5GRAF1.JPG
 

 

2.3. Análisis económico financiero de las empresas de alto crecimiento por sectores

En la mayoría de sectores el perfil de las empresas es muy similar al que se ha descrito en apartados anteriores. Se trata de empresas con una situación patrimonial saneada, ya que el nivel de endeudamiento es bastante aceptable. La solvencia a corto plazo también parece adecuada. Los incrementos de ventas son mucho menores a los que tenían en el año 1997, que superaban el 15% anual. La rentabilidad es muy elevada. El apalancamiento es favorable y, por lo tanto, la utilización de deuda incrementa la rentabilidad de los recursos propios. De todos modos, hay diferencias en algunos sectores:

— Textil: tanto las ventas como los beneficios han decrecido. Por este motivo, la rentabilidad, aun siendo positiva, es baja.

— Papel: son empresas con una menor solvencia a corto plazo y con un volumen más elevado de endeudamiento. En cambio, mantienen una excelente capacidad para incrementar los ingresos y los beneficios.

— Químico: tienen una buena posición patrimonial y financiera y mantienen la capacidad de generación de beneficios y rentabilidad. En cambio, las ventas han decrecido.

— Plástico: aunque las ventas mantienen un buen ritmo de crecimiento, los beneficios se reducen. Sin embargo, los niveles de rentabilidad son bastante elevados. Las empresas de este sector están menos capitalizadas.

— Maquinaria: tienen una buena posición patrimonial y financiera y mantienen la capacidad de generación de rentabilidad. En cambio, el crecimiento de las ventas y los beneficios es débil.

— Material eléctrico: su evolución es similar a la del sector textil. Por otra parte, el ciclo de maduración es muy largo (302 días) lo que provoca importantes necesidades de financiación del circulante. De todos modos, las empresas de este sector están muy capitalizadas y tienen una buena posición patrimonial y financiera.

En los otros sectores (alimentación, metal, material de transporte y otros) están muy en línea con el diagnóstico genérico efectuado por el conjunto de las empresas analizadas.

3. Empresas de alto crecimiento en el período 2004-2007

Seguidamente, se analizan las empresas de alto crecimiento del período 2004-2007.

3.1. Análisis patrimonial

Son empresas que, al igual que las empresas de alto crecimiento del período 1994-1997, han realizado importantes inversiones en activos fijos.

 

CONTABLE47ART5TAB11.JPG
 

 

En la tabla 12 se comprueba que las empresas de alto crecimiento analizadas tienen una solvencia a corto plazo positiva. En 2007 se reduce, lo que puede hacer pensar que convendría mejorarlo para garantizar que se pueden atender sin dificultades las deudas a corto plazo. Las empresas de alto crecimiento del período 1994-1997 y la media de las empresas industriales presentaban unos ratios de liquidez más elevados.

 

CONTABLE47ART5TAB12.JPG
 

 

Las empresas de alto crecimiento han tendido a reforzar sus recursos propios, ya que han destinado a autofinanciación la mayor parte de los resultados generados. Aunque los recursos propios han ido aumentando en proporción a la deuda (ver tabla 13), a finales del 2007 seguían siendo un poco reducidos y estaban por debajo de los niveles de las empresas de alto crecimiento del período 1994-1997. Esto quiere decir que en los próximos años tendrán que seguir apostando por la autofinanciación y/o aportaciones de capital de los accionistas para aumentar la proporción de recursos propios.

 

CONTABLE47ART5TAB13.JPG
 

 

En la tabla 14, se acompañan diversos ratios para evaluar el endeudamiento. El total del endeudamiento está estabilizado, pero es más elevado que el de la media de las empresas industriales. La calidad de la deuda era del 74% en el año 2007 y, por lo tanto, la mayor parte de la deuda era a corto plazo. Teniendo en cuenta que la liquidez era un poco ajustada, puede ser conveniente que estas empresas tiendan a aumentar más la proporción de deudas a largo plazo. Un aspecto positivo es que el peso de los gastos financieros sobre las ventas es bastante reducido e incluso menor que en el caso de las empresas de alto crecimiento del período 1994-1997. Esto se ha visto favorecido por el entorno de bajos tipos de interés de los años analizados.

 

CONTABLE47ART5TAB14.JPG
 

 

Si se distinguen los activos no corrientes de los activos corrientes, el análisis de la gestión de los activos muestra resultados diferentes. En cuanto a los activos corrientes, su eficiencia ha ido mejorando con el paso de los años y es más elevada que en la media de las empresas industriales. En cambio, con los activos fijos no ha ocurrido lo mismo, ya que su rotación en el año 2007 era menor que la del año 2000 y también menor que la media de las empresas industriales. Por tanto, la gestión de los activos fijos ha perdido eficiencia (ver tabla 15). Las empresas de alto crecimiento del período 1994-1997 presentaban unos ratios de rotación de activo fijo más elevados y que aumentaban en los años analizados.

 

CONTABLE47ART5TAB15.JPG
 

 

En el apartado anterior se ha indicado que las empresas de alto crecimiento han ido mejorando de manera sustancial la gestión de su circulante. El análisis de los plazos permite profundizar este análisis. En la tabla 16, se puede comprobar que los plazos de stocks y clientes han ido disminuyendo a lo largo de los años y, en cambio, el plazo de proveedores ha ido creciendo. Esto explica que el ciclo de maduración sea cada vez más corto —en el 2007 es de unos cuatro meses (128 días)—. El ciclo de caja también ha ido acortándose, al pasar de 106 días a 57 días, lo que reduce mucho las necesidades de financiación del circulante. En relación con la media de las empresas industriales, estas tienen un plazo de existencias mucho más elevado.

Por tanto, aunque en el apartado anterior se ha indicado que la liquidez no era demasiado elevada, la mejor gestión del circulante aumenta mucho las posibilidades de atender sin dificultades las deudas a corto plazo.

 

CONTABLE47ART5TAB16.JPG
 

 

3.2. Análisis económico, de la rentabilidad y el crecimiento

De nuevo, como los criterios de selección de la muestra de empresas de alto crecimiento ha incluido el incremento de las ventas, es lógico que las empresas analizadas hayan experimentado incrementos muy importantes de las ventas (ver tabla 17). Por lo tanto, estas empresas han logrado modelos de negocio que otorgan importantes ventajas competitivas ya que los incrementos de ventas son muy superiores al incremento experimentado por el sector en su conjunto.

 

CONTABLE47ART5TAB17.JPG
 

 

En línea con el fuerte aumento de las ventas, los beneficios también han evolucionado de manera muy favorable, ya que el control de los consumos, otros gastos de explotación y gastos de personal ha dado muy buenos resultados y mejores que los de la media del sector en 2007 (ver tabla 18). Cabe recordar que el 2007 todavía era un año de economía en fase expansiva.

 

CONTABLE47ART5TAB18.JPG
 

 

CONTABLE47ART5TAB18-B.JPG
 

 

En los datos de la tabla 19, se puede visualizar que las empresas de alto crecimiento han tenido una evolución muy favorable en el rendimiento del activo y en la rentabilidad de los fondos propios. Estos indicadores, además, son mejores que los de la media de las empresas industriales. El elevado rendimiento del activo, que ha sido muy superior al coste de la deuda, explica que el apalancamiento haya sido en todos los años alrededor de 3 y, por tanto, superior a 1. Esto significa que la deuda es muy rentable para estas empresas, ya que cuando el apalancamiento es favorable a medida que aumenta la deuda mejora la rentabilidad de los fondos propios.

 

CONTABLE47ART5TAB19.JPG
 

 

Como se puede comprobar en la tabla 20, las empresas de alto crecimiento además de aumentar las ventas también han incrementado considerablemente los beneficios, mucho más que la media de las empresas industriales. Al igual que ocurría con las empresas de alto crecimiento del período 1994-1997, pero a un ritmo mayor.

En el 2007, el crecimiento de las empresas analizadas ha sido muy equilibrado, ya que:

— El incremento de las ventas ha estado muy por encima de la inflación.

— El activo ha aumentado menos que las ventas. Por lo tanto, su gestión ha sido eficiente.

— Las deudas han aumentado menos que los activos gracias a un incremento sostenido de la autofinanciación y del capital. Por lo tanto, se trata de empresas que han crecido sin aumentar de forma descontrolada las deudas.

— Todo esto ha generado un gran aumento de los beneficios, que en 2007 se incrementaron en un 81% con relación al año anterior.

 

CONTABLE47ART5TAB20.JPG
 

 

4. Conclusiones y limitaciones de los estudios realizados

Este trabajo se ha propuesto identificar las características económico-financieras más relevantes de las empresas de alto crecimiento. Para ello, se han analizado diversas muestras de empresas industriales catalanas. La primera muestra está integrada por las empresas industriales que se consideraron de alto crecimiento en un estudio previo realizado en 1997. La segunda muestra está integrada por las empresas industriales de alto crecimiento en 2007. El análisis de las dos muestras permite identificar diferencias y similitudes entre las empresas de alto crecimiento de 1997 y de 2007. Así mismo, también aporta información sobre la evolución durante una década de las empresas que en 1997 eran de alto crecimiento.

4.1. Sobre las empresas de alto crecimiento en el período 1994-1997

Las empresas de alto crecimiento del período 1994-1997 tenían un modelo económico y financiero caracterizado por una estructura patrimonial y financiera sólida y una gran capacidad para generar ingresos, beneficios y rentabilidad. Además, estas empresas tenían unas políticas financieras conservadoras, ya que destinaban a la autofinanciación la mayor parte de los recursos generados.

4.2. Evolución a lo largo del tiempo de las empresas de alto crecimiento en 1994-1997

De los análisis efectuados se desprende que estas empresas han tenido una evolución muy favorable de su situación patrimonial. Son empresas suficientemente capitalizadas y con un endeudamiento bien estructurado en cuanto a cantidad y plazo. Su solvencia a corto plazo es buena ya que el activo corriente supera suficientemente las deudas a corto plazo. Un aspecto desfavorable tiene que ver con la gestión de los plazos (stocks y clientes, sobre todo) que ha ido empeorando a lo largo de los años y genera necesidades superiores de financiación para el circulante. De todos modos, las empresas gacela han financiado adecuadamente estas necesidades con recursos propios y deudas a largo plazo.

El análisis de la cuenta de pérdidas y ganancias ha permitido identificar que estas empresas han tenido dificultades para mantener los elevados crecimientos de los ingresos de los años anteriores. Aun así, su capacidad de generar beneficios sigue siendo importante, aunque el incremento de los gastos de explotación ha hecho reducir ligeramente los beneficios en relación con los ingresos.

La rentabilidad, aunque ha caído, sigue siendo muy elevada. Uno de los factores que explica la rentabilidad es el apalancamiento financiero, que es muy favorable para estas empresas, ya que la utilización de deudas incrementa su rentabilidad.

El crecimiento que han experimentado estas empresas se puede calificar de equilibrado ya que la buena gestión de los activos y la reducción del endeudamiento han permitido que los beneficios crezcan más que las ventas.

En conclusión, las empresas que hace diez años fueron consideradas de alto crecimiento, aunque hoy ya no tengan incrementos de ingresos tan elevados, siguen contando con una excelente situación patrimonial, financiera y económica.

El análisis por sectores económicos ha permitido detectar que las empresas de alto crecimiento tienen dificultad para mantener tasas de incremento de ingresos superiores a las de su sector, y esto hace que el rendimiento de los activos y la rentabilidad de los fondos propios tiendan a igualarse con el paso de los años a los de las empresas del sector. En cambio, la autofinanciación y las políticas financieras prudentes de las empresas gacela explican que a lo largo de los años su solvencia vaya mejorando sustancialmente y que el endeudamiento sea mucho menor al de las empresas de los mismos sectores. Esto permite prever que las empresas gacela se encuentran en una posición financiera más sólida para afrontar con menos dificultades una recesión económica como la que se está viviendo desde el 2008.

4.3. Sobre las empresas de alto crecimiento en el período 2004-2007

Las empresas identificadas como empresas de alto crecimiento en el período 2004-2007 tienen un perfil muy similar a las identificadas en 1997. Son empresas que tienen una gran capacidad para generar ingresos, gracias a un modelo de negocio que las hace muy competitivas. Además, hacen una gestión eficiente de los activos y de los gastos de explotación y de personal y, por esto, obtienen elevados beneficios y rentabilidad.

Su estructura patrimonial es equilibrada, pero, como trabajan con un elevado nivel de deudas, en los próximos años deberán seguir potenciando la autofinanciación y los aportes de capital de los accionistas para poder seguir creciendo de manera equilibrada, sobre todo si se tiene en cuenta que son empresas que hacen inversiones importantes en activo fijo.

También deberán sustituir parte de las deudas a corto plazo por deudas a largo plazo, y así podrán disponer de una financiación más estable. No obstante, cabe destacar que uno de los motivos que explica la elevada rentabilidad de los capitales propios es el hecho de que las empresas aprovechan el efecto del apalancamiento, que hace que la deuda sea rentable como consecuencia de que el rendimiento de los activos es muy superior al coste del dinero.

El crecimiento de estas empresas es equilibrado, puesto que los beneficios crecen más que los ingresos gracias a la gestión eficiente de los activos y gastos, así como de la autofinanciación.

A pesar del potencial descriptivo y de diagnóstico de los análisis realizados, es importante apuntar ciertas limitaciones. En primer lugar, no se debe olvidar que el período analizado (1997 a 2007) coincide con unos años de bonanza económica que no se han visto interrumpidos hasta el año 2008. Esto puede explicar que la evolución de las empresas analizadas sea más favorable que la del período 2008-2009. Al no disponer de cuentas de 2008 en el momento de realizar este estudio, no se han considerado efectos de la recesión.

En segundo lugar, el análisis económico financiero presenta diversas limitaciones que hay que considerar antes de sacar conclusiones basadas en los datos obtenidos. Por un lado, la información utilizada son las cuentas anuales que las empresas han depositado en el Registro Mercantil. Se trata de información financiera que la empresa ha declarado de forma oficial. Por tanto, es información histórica que puede tener alguna diferencia en relación con lo que ocurrió realmente. Además, parte de la información que aparece en la contabilidad tiene valoraciones que están muy alejadas de la realidad. Esto afecta sobre todo a los inmuebles (que contablemente se valoran al menor del precio de adquisición o precio de mercado) y los intangibles generados internamente que no se valoran (imagen, redes de clientes, marcas, etc.).

Finalmente, hay empresas que hacen actividades que corresponden a diversos sectores, por lo que no es posible asimilarlas a un solo sector de actividad. En los análisis efectuados se ha ubicado cada empresa dentro del sector principal de actividad y no se han considerado los sectores secundarios.

Bibliografía

AHMAD, N. (2006) “A Proposed Framework for Business Demography Statistics”, OECD Statistics Working Papers, n.º 3.

— y PETERSEN, D. R. (2007) “High-Growth Enterprises and Gazelles - Preliminary and Summary Sensitivity Analysis”, OECD-FORA.

AMAT, O. y PERRAMON, J. (2011) “Empresas gacela: inductores del crecimiento y análisis de su evolución”, Revista Partida Doble, n.º 233, junio.

— FONTRODONA, J.; HERNÁNDEZ, J. M. y STOYANOVA, A. (2010) Las empresas de alto crecimiento y las gacelas. Barcelona: Profit Editorial.

BARRINGER, B.; JONES, F. y NEUBAM, D. (2005) “A quantitative content analysis of the characteristics of rapid-growth firms and their founders”, Journal of Business Venturing, n.º 20, pp. 663-687.

CABANELAS, J. y VAAMONDE, A. (1995) “Las empresas gacela de Galicia”, Consorcio de la Zona Franca de Vigo, febrero.

— y VAAMONDE, A. (1996) “Empresas gacela de Euskadi”, Bilbao: Sociedad para la Promoción y Reconversión Industrial, SPRI.

CAMISÓN, C. (1998) “Factores críticos de competitividad, enfoque estratégico y desempeño: tipos estratégicos en la pyme industrial española”, Información Comercial Española, n.º 773.

EUROSTAT - OECD (2007) Eurostat-OECD Manual on Business Demography Statistics. Paris: OECD Publications.

GRANT, R. M. (1991) “The resource-based theory of competitive advantage: Implications for strategy formulation”, California Management Review, vol. 33, issue 3, pp. 114-135.

HERNÁNDEZ, J. M.; AMAT, O.; FONTRODONA J., y FONTANA, I. (1999) “Les empreses gasela a Catalunya”, Papers d’Economia Industrial, n.º 12, Departament d’Indústria, Comerç i Turisme de la Generalitat de Catalunya.

HOFFMANN, A. y JUNGE, M. (2006) “Comparing the Number of High-growth Entrepreneurs across 17 Countries”, FORA Working Paper, OECD.

KRUGMAN, P. (1994) “Competitiveness: a dangerous obsession”, Foreign Affairs, March-April.

LAITINEN, E. K. (2002) “Financial Rating of European Technology Companies: An International Comparison”, Journal of Business Finance & Accounting, vol. 29, pp. 871-901.

(1) El presente trabajo forma parte del proyecto de investigación sobre empresas gacela que se inició en 1997, en el marco del Observatorio de Prospectiva Industrial dirigido por Joan Miquel Hernández y en el que participan también Oriol Amat, Isabel Fontana, Jordi Fontrodona y Alexandrina Stoyanova. Este proyecto ha dado lugar a diversas publicaciones que se incluyen en las referencias bibliográficas.

(2) Distribuida por Bureau van Dijk i Informa.