RESOLUCIÓN 295 DE 2006 

(Noviembre 10)

“Por la cual se garantiza un precio mínimo por tonelada de fibra de algodón a los productores de la cosecha costa-llanos 2006-2007”.

El Ministro de Agricultura y Desarrollo Rural,

en ejercicio de sus facultades legales, en especial de las conferidas por los artículos 49 de la Ley 101 de 1993, 5º del Decreto-Ley 1675 de 1997 y el numeral 13 del articulo 3º del Decreto 2478 de 1999, y

CONSIDERANDO:

Que la sostenibilidad del cultivo de algodón continúa siendo de interés para el Gobierno Nacional debido a su contribución en el área cultivada lícitamente, en la producción agrícola y en la generación de empleo rural, coadyuvando a la consolidación de la seguridad democrática en el campo;

Que el numeral 2º del artículo 49 de la Ley 101 de 1993, vigente en virtud de lo consagrado en el articulo 5º del Decreto-Ley 1675 de 1997, faculta al Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural, para garantizar a los productores un precio mínimo de compra en caso de presentarse distorsiones del mercado. Que la forma en que el Gobierno Nacional garantizará a los agricultores un precio mínimo, será pagando una compensación, equivalente a la diferencia resultante entre los precios de mercado y el precio garantizado;

Que en el mismo sentido, el numeral 13 del artículo 3º del Decreto 2478 de 1999, le atribuye al Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural la función de determinar la política de precios de los productos agropecuarios y pesqueros y sus insumos, cuando se considere que existan fallas en el funcionamiento de los mercados, así como proponer a los organismos competentes la adopción de medidas o acciones correctivas de distorsiones en las condiciones de competencia interna de los mercados de dichos productos;

Que tal como se ha evidenciado en el mundo, el mercado de algodón se encuentra distorsionado y cuenta con precios altamente volátiles, causados en gran medida por políticas internas de apoyo otorgadas por los principales países productores y exportadores. Que los precios internos de algodón en Colombia están determinados en gran parte por los precios internacionales, por lo que el mercado de algodón colombiano es tomador de precios y por ende el mercado interno de fibra de algodón se encuentra afectado por la situación de los precios a nivel mundial;

Que estos hechos, se demostraron en la demanda interpuesta por Brasil ante la Organización Mundial de Comercio, en donde se declararon como ilegales algunos de los programas de apoyo que otorga Estados Unidos a sus productores y exportadores. Que en febrero del 2006 se aprobó la eliminación del subsidio a las empresas que desmotan y/o exportan algodón, denominado “paso 2”. Que la eliminación del paso 2 para Estados Unidos, entrará en vigencia, a partir del 1º de agosto del 2006, fecha en que se inicia el año algodonero 2006-2007;

Que a pesar de los esfuerzos de la Organización Mundial de Comercio (OMC) para desmontar las ayudas directas que se otorgan a los agricultores de los países desarrollados, en la última ronda de negociación (DOHA) realizada en Ginebra a finales del mes de junio del presente año, no se llegó a un acuerdo sobre la eliminación de las ayudas internas de lo países desarrollados y por ende el conjunto de apoyos otorgados al cultivo de algodón seguirá vigente. Así pues, se considera, que a pesar del interés que se ha presentado mundialmente por eliminar los subsidios de algodón, todavía falta tiempo para que el desmonte sea completo y por ende el mercado de algodón colombiano debe competir en un mercado con precios volátiles y distorsionados;

Que el documento Conpes 3401 de diciembre del 2005, denominado “Política de apoyo a la competitividad del sector algodonero colombiano” recomienda la adopción de un conjunto de medidas orientadas a mejorar la competitividad del sector algodonero nacional y a mitigar los impactos negativos que se puedan derivar de una mayor exposición de este a un mercado internacional altamente distorsionado. De esta manera, se considera necesario continuar con las medidas internas que compensan al productor nacional por competir en un mercado internacional altamente subsidiado y con precios artificialmente bajos;

Que la tasa representativa de mercado y el precio internacional de referencia (FE) son parámetros externos al control de los agricultores y por lo tanto, un cambio sorpresivo y drástico en estos parámetros puede traducirse en ingresos inesperadamente bajos para los agricultores;

Que los precios internacionales y la tasa representativa del mercado son los parámetros principales para calcular la liquidación del precio de compraventa de fibra de algodón en el mercado nacional;

Que el precio de mercado de la cosecha-costa llanos 2006-2007, se liquidará para cada compraventa, a partir de la aplicación de la siguiente fórmula:

(((Cotlook Index Far Eastern (FE) -1.5)* 1.05625) +0.65) *22.046 *TRM

En donde:

Index Fe = Cotización del precio internacional, índice lejano oriente expresado en centavos de dólar por libra.

1.50 = Ajuste por calidad; (Centavos de dólar US$/libra que se le quita para ajustar la calidad Middling (1 3/3”) a la calidad SLM base (1 1/16”) utilizada en Colombia;

1.05625= IVA + Arancel;

0.65= Costos de internación de la fibra importada;

22.046= Factor para convertir de libras americanas a kilos;

TRM = Tasa de cambio representativa del mercado.

Los valores de Cotlook Index Far Eastern (FE) y la tasa representativa del mercado utilizados para el cálculo de la fórmula serán los promedios simples aritméticos de la última quincena del mes inmediatamente anterior a la compra del algodón;

Que el Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural como organismo rector de las políticas del sector agropecuario, pesquero y de desarrollo rural y en razón de las condiciones del mercado internacional del algodón y de la volatilidad de los parámetros que afectan los precios internos de la fibra, considera necesario que se garantice un precio mínimo por tonelada de fibra a los productores de algodón de la cosecha costa-llanos 2006-2007;

Que las compensaciones a que haya lugar y que se determinan pagar en la presente resolución se cancelarán con cargo al proyecto “520-1106-001, implantación y operación fondo de comercialización de productos agropecuarios nivel nacional”, con cargo al contrato 008 del 2006;

Que en razón de lo expuesto, este despacho,

RESUELVE:

ART. 1º—Garantizar a los agricultores de algodón de la cosecha costa-llanos 2006-2007, un precio mínimo de cuatro millones doscientos cincuenta mil pesos ($ 4.250.000) por tonelada de fibra de algodón vendida, base SL-M.

ART. 2º—El valor de la compensación a pagar a los agricultores de algodón, será la diferencia entre el precio de mercado y el precio garantizado. El precio de mercado de la cosecha costa-llanos 2006-2007, se liquidará para cada compraventa, a partir de la aplicación de la siguiente fórmula:

(((Cotlook Index Far Eastern (FE) -1.5) * 1.05625) +0.65) *22.046 *TRM

PAR. 1º—Los valores de Cotlook Index Far Eastern (FE) y la tasa representativa del mercado utilizados para el cálculo de la fórmula, serán los promedios simples aritméticos de la última quincena del mes inmediatamente anterior a la compra del algodón.

PAR. 2º—Cuando el precio de mercado sea inferior al precio de garantía, el Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural a través de la Bolsa Nacional Agropecuaria, pagará a los agricultores la compensación a que haya lugar. Si el precio de mercado es igual o superior al precio de garantía, no habrá lugar a compensación alguna.

PAR. 3º—En ningún caso la compensación a pagar será superior a la diferencia resultante entre el precio liquidado a partir de la aplicación de la fórmula contemplada en esta resolución y el precio de cuatro millones doscientos cincuenta mil pesos ($ 4.250.000) por tonelada de fibra.

PAR. 4º—En caso que se realice una compraventa de fibra de algodón, en el que se negocie un precio por tonelada superior al resultante de aplicar la fórmula establecida en el artículo segundo, el Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural solo otorgará una compensación equivalente a la diferencia entre el precio de la compraventa respectiva y la suma de cuatro millones doscientos cincuenta mil pesos ($ 4.250.000) por tonelada de fibra.

ART. 3º—El Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural, a través de la Bolsa Nacional Agropecuaria, procederá a liquidar y cancelar el valor de la compensación a que haya lugar, a cada agricultor, según los parámetros definidos en la presente resolución, sobre las toneladas vendidas y facturadas con destino a las industrias textileras o de hilandería domiciliadas en Colombia o para la exportación.

ART. 4º—Para acceder a la compensación que otorga esta resolución, la fibra de algodón para el mercado interno, deberá ser negociada en bolsas de productos agropecuarios vigiladas por la Superintendencia de Valores y con cámara de compensación.

PAR. 1º—El precio que se aplicará para la liquidación de la compensación será el vigente para el grado SLM del día de la negociación realizada en bolsa y cumpliendo con lo establecido en el artículo segundo de la presente resolución.

PAR. 2º—Las negociaciones para el mercado interno deberán realizarse en la bolsa durante los primeros 15 (quince) días del mes. Si las negociaciones se llevan a cabo después de los primeros 15 (quince) días del mes, se aplicará como valor de la compensación, el correspondiente al del mes siguiente. En ningún caso, la compensación a pagar será superior a la diferencia resultante entre el precio liquidado por el comprador y el precio de cuatro millones doscientos cincuenta mil pesos ($ 4.250.000).

PAR. 3º—Para las operaciones forward o negociaciones de entrega a más de 30 días, la compensación se liquidará de manera mensual, de acuerdo con las entregas parciales establecidas en el documento de negociación registrado en la bolsa y con el valor de la compensación vigente para cada entrega.

ART. 5º—En el caso de la fibra exportada, la entidad algodonera que comercializa a nombre de los productores deberá presentar para el cobro de la compensación la declaración de exportación definitiva y los respectivos mandatos de comercialización. El valor de la compensación que se aplicará para el pago, será el vigente para el mes en el cual se realice la declaración de exportación definitiva, en concordancia con los parámetros definidos en los artículos primero y segundo de la presente resolución.

PAR. 1º—En caso que se realice una exportación de fibra de algodón, en el que se negocie un precio por tonelada superior al resultante de aplicar la fórmula establecida en el artículo segundo de la presente resolución, el Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural solo otorgará una compensación equivalente a la diferencia entre el valor FOB de la declaración de exportación definitiva y la suma de cuatro millones doscientos cincuenta mil pesos ($ 4.250.000.) por tonelada de fibra. La tasa representativa del mercado que se aplicará para convertir el valor FOB a pesos, será la del día de la fecha de expedición del documento de declaración de exportación definitiva.

ART. 6º—Solamente tendrán derecho a beneficiarse de la compensación establecida mediante la presente resolución, los agricultores que hayan inscrito sus cultivos ante el Instituto Colombiano Agropecuario, ICA, en las fechas establecidas por las resoluciones mediante las cuales se fijan las fechas de inscripción de cultivos expedidas por los coordinadores seccionales departamentales de este instituto.

PAR. 1º—El plazo límite para que las seccionales del ICA de los departamentos algodoneros de la costa y los llanos envíen el listado definitivo de agricultores inscritos a la Bolsa Nacional Agropecuaria, es el 30 de noviembre del 2006. La Bolsa Nacional Agropecuaria no aceptará ninguna adición de agricultores al listado enviado en la fecha estipulada.

ART. 7º—(Derogado).* Sin perjuicio de la normatividad vigente sobre la retención que deben hacer los gremios algodoneros para la destrucción de socas, el equivalente al veinticinco por ciento (25%) de un salario mínimo mensual vigente, por hectárea de algodón sembrado en esta cosecha, será retenido del valor de la compensación que le corresponde a cada agricultor, hasta tanto el Instituto Colombiano Agropecuario, ICA, expida la correspondiente certificación de la destrucción oportuna y eficaz de las socas de algodón.

PAR. 1º—Corresponde a las agremiaciones o entidades algodoneras reportar semanalmente a las respectivas seccionales del ICA, los agricultores que hayan realizado la destrucción de socas. El cumplimento oportuno y eficaz de esta labor será verificado por el ICA, entidad que certificará a los agricultores que hayan cumplido con esta labor.

PAR. 2º—Mensualmente, el ICA deberá elaborar un listado de los agricultores certificados para cada agremiación. Este listado será expedido por el respectivo coordinador seccional del ICA durante los últimos cinco (5) días del mes. Es responsabilidad de las agremiaciones algodoneras acercarse a las oficinas seccionales de este instituto para obtener el respectivo documento y enviarlo a la Bolsa Nacional Agropecuaria durante los primeros cinco (5) días de cada mes.

PAR. 3º—El plazo máximo para que la Bolsa Nacional Agropecuaria devuelva los dineros retenidos a los agricultores de algodón, por concepto de destrucción de socas, será el 30 de junio del 2007.

*(Nota: Derogado por la Resolución 19 de 2006(sic) artículo 1º del Ministerio de Agricultura)

ART. 8º—(Derogado).* Solamente tendrán derecho a la devolución del dinero retenido referido en el artículo 7º de esta resolución, los agricultores que hayan destruido las socas de algodón dentro de las fechas límites establecidas por el ICA, para cada una de las regiones algodoneras. Si dichas socas son destruidas fuera de estas fechas, los agricultores no tendrán derecho a la devolución de los dineros retenidos por la Bolsa Nacional Agropecuaria para este fin.

PAR. 1º—No obstante lo anterior y conforme a la reglamentación del ICA, en el evento que el agricultor no destruya las socas, la agremiación algodonera en donde se encuentre afiliado el agricultor procederá a destruirla directamente o mediante contrato con terceros, afectando para ello los dineros retenidos para tal efecto.

PAR. 2º—En caso que el agricultor y/o la agremiación no destruyan las socas de algodón, el ICA aplicará las respectivas sanciones y usará los dineros retenidos por la Bolsa Nacional Agropecuaria para realizar su destrucción. El ICA autorizará a un tercero para efectuar la destrucción de las socas y la Bolsa Nacional Agropecuaria pagará el costo de dicha destrucción. Corresponde al coordinador de cada seccional del ICA donde estén ubicadas las socas, autorizar la destrucción por parte de un tercero, pactar el costo de la destrucción de las socas y certificar que la destrucción fue realizada correctamente. Es responsabilidad de quien realizó la destrucción de las socas, gestionar la cancelación de esta labor ante la Bolsa Nacional Agropecuaria, para lo cual elaborará cuenta de cobro y adjuntará la autorización del ICA para realizar la destrucción y la certificación de la labor realizada.

PAR. 3º—El plazo máximo para que la Bolsa Nacional Agropecuaria afecte los recursos retenidos por concepto de socas a los agricultores y cancele cuentas de cobro autorizadas por el Instituto Colombiano Agropecuario, será el 31 de julio del 2007.

*(Nota: Derogado por la Resolución 19 de 2006(sic) artículo 1º del Ministerio de Agricultura)

ART. 9º—(Modificado).* Las compensaciones que se otorgan a los productores de algodón en virtud de lo dispuesto en la presente resolución, se cancelarán con cargo al proyecto “520-1106-001, implantación y operación fondo de comercialización de productos agropecuarios nivel nacional”, y al contrato 008 del 2006.

*(Nota: Modificado por la Resolución 19 de 2006(sic) artículo 2º del Ministerio de Agricultura)

ART. 10.—El Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural, a través de la Bolsa Nacional Agropecuaria, pagará las compensaciones a que haya lugar, hasta el 31 julio del 2007. Este plazo, estará sujeto a la disponibilidad presupuestal del Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural.

ART. 11.—La presente resolución rige a partir de la fecha de su publicación.

Publíquese y cúmplase.

Dada en Bogotá, D.C., a 10 de noviembre de 2006.

____________________________________