RESOLUCIÓN 420 DE 1993 

(Febrero 12)

“Por medio de la cual se establecen normas de carácter general para la financiación, por parte de las entidades aseguradoras de las primas de seguros”.

El Superintendente Bancario,

en ejercicio de sus facultades legales, y en especial de las que le confiere el parágrafo segundo del artículo 3.1.4.0.3 del estatuto orgánico del sistema financiero, y

CONSIDERANDO:

1. Que de conformidad con el artículo 3.1.1.0.1 del estatuto orgánico del sistema financiero, dentro de los principios orientadores de la actividad aseguradora en Colombia, se procura crear condiciones apropiadas para el desarrollo del mercado asegurador, así como una competencia sana de las instituciones que participan en él;

2. Que se hace necesario establecer un mecanismo adecuado para el recaudo de primas, en condiciones que no constituyan prácticas inseguras por la concesión de plazos excesivos o la negligencia en el cobro de las mismas y que además le facilite al tomador el pago de las primas, mediante la adopción de alternativas distintas al pago de contado,

RESUELVE:

ART. 1º—Requisitos de financiación. Las entidades aseguradoras podrán financiar el pago de las primas de los contratos de seguros que expidan, con sujeción a las siguientes condiciones:

a) La financiación no podrá exceder del setenta por ciento (70%) del valor total de la prima a cargo del tomador, ni de los límites individuales previstos en las resoluciones 44 de la Junta Monetaria y 2091 y 2092 de la Superintendencia Bancaria, todas de 1991;

b) El plazo máximo de la financiación no podrá ser superior al período de vigencia del seguro y, en todo caso, no excederá de un año contado desde la expedición de la póliza;

c) El importe de la parte no financiada de la prima, deberá ser cubierto por el tomador a más tardar dentro del mes siguiente, contado a partir de la entrega de la póliza, certificados o anexos que se expidan con fundamento en ella, según el caso;

d) La tasa de interés aplicable a las operaciones de financiación de primas no podrá ser inferior a la tasa variable DTF calculada por el Banco de la República para la semana inmediatamente anterior a la celebración del contrato, menos cinco (5) puntos, y

e) El conjunto de las financiaciones no podrá exceder del veinticinco por ciento (25%) del patrimonio, los fondos en general y el monto que exceda el cuarenta por ciento (40%) de las reservas técnicas.

PAR.—Las financiaciones que se otorguen mediante fraccionamiento de la primera deberán sujetarse en todo caso a las condiciones de este artículo.

ART. 2º—Para que el valor de las primas por recaudar pueda ser cancelado con la financiación así otorgada, y entenderse como recaudo de primas para todos los efectos, la obligación deberá ser incorporada en pagarés o cualquier otro título valor de contenido crediticio emitido por el tomador a la orden del asegurador, excepto cuando se trate del fraccionamiento de la prima, cuyos términos deberán consignarse en la póliza.

ART. 3º—Cuando la prima haya sido cancelada mediante el sistema de financiación regulado por esta resolución, estos créditos se asimilarán a créditos de consumo y, en consecuencia, se calificarán en función de su oportuna atención o del tiempo de vencimiento que registren los saldos pendientes, de acuerdo con lo previsto en el artículo 5º de la Resolución 2053 de 1989, y demás normas que la modifiquen o adicionen.

ART. 4º—Constitución de provisiones. Deberán provisionarse las primas de seguros no recaudadas en el lapso previsto para su pago según las normas legales vigentes o no financiadas en los términos y condiciones previstos en la presente resolución.

En materia de provisiones, no será aplicable a los contratos de seguros cuyas primas deban ser cubiertas por cualquier entidad de derecho público, siempre y cuando exista la apropiación presupuestal respectiva y la certificación expedida por la auditoría en cumplimiento de lo dispuesto en el literal l) del artículo 10 de la Resolución 2053 de 1989, y demás normas que la modifiquen o adicionen.

ART. 5º—Derogatorias y vigencia. La presente resolución deroga las disposiciones que le sean contrarias y rige a partir de la fecha de su publicación.

Publíquese y cúmplase.

Dada en Santafé de Bogotá, D.C ., 12 de febrero de 1993.

_________________________