Sentencia 2005-00733 de julio 6 de 2011

CONSEJO DE ESTADO

SALA DE LO CONTENCIOSO ADMINISTRATIVO

SECCIÓN SEGUNDA

SUBSECCIÓN “A”

Rad.: 25000-23-25-000-2005-00733-01(0244-09)

Consejero ponente:

Dr. Luis Rafael Vergara Quintero

Actor: Teodoro Ricaurte Campo Gomez

Demandado: Ministerio de la Protección Social

Bogotá, D.C., seis de julio de dos mil once.

EXTRACTOS: «Consideraciones

El asunto se contrae a establecer la legalidad de los oficios Gract-Supre 06617 de 2 de septiembre y Gract-Supre 08707 de 25 de octubre de 2004 y de la Resolución 002396 de 22 de abril de 2005, actos proferidos por la Caja de Sueldos de Retiro de la Policía Nacional, por medio de los cuales se denegó al demandante la reliquidación de la asignación de retiro.

En el sub lite se encuentra acreditado que:

— La Caja de Sueldos de Retiro de la Policía Nacional le reconoció al mayor general (R) Teodoro Ricaurte Campo Gómez la asignación mensual de retiro, a partir del 23 de mayo de 2001 (Res. 1495, mar. 23/2001).

— Por Decreto 1855 de 14 de agosto de 2002 el actor fue reincorporado al servicio activo de la Policía Nacional, con la misma antigüedad que tenía al momento de su retiro.

— El demandante fue designado director general de la Policía Nacional (D.1856, ago. 14/2002), cargo del cual tomó posesión el 15 de agosto de 2002 (Acta 0686 de la misma fecha).

— El Gobierno Nacional, mediante Decreto 1289 de 21 de mayo de 2003, ascendió al actor al grado de general, por haber sido nombrado en propiedad como director general de la Policía Nacional.

— Una vez fue desvinculado el demandante del servicio activo (nov. 11/2003), la Policía Nacional expidió nuevamente su hoja de servicios militares (fls. 3 73), documento que dio lugar a restablecer y ordenar el pago de la asignación de retiro, a través de la Resolución 06698 de 9 de diciembre de 2003 (fls. 13 a 14).

— El actor pidió la reliquidación de la asignación de retiro que le fue restablecida, porque no se tuvieron en cuenta las asignaciones percibidas como director general de la Policía Nacional y como general (fls. 5 a 8).

— Esta solicitud fue denegada a través de los oficios cuestionados Gract-Supre 06617 de 2 de septiembre y Gract-Supre 08707 de 25 de octubre de 2004 (fls. 2 a 4).

— En cumplimiento de un fallo de tutela, la Caja de Sueldos de Retiro de la Policía Nacional expidió la Resolución enjuiciada 002396 de 22 de abril de 2005, por medio de la cual denegó, con los mismos argumentos esbozados en los aludidos oficios, la petición de reliquidación de la asignación de retiro (fls. 55 a 57).

El Decreto 1791 de 14 de septiembre de 2000, normativa vigente para la época del reconocimiento prestacional controvertido (fl. 13-23, mayo/2001), respecto de la reincorporación al servicio activo de la Policía Nacional y la posibilidad de modificar el porcentaje de la asignación de retiro por esta causa, precisó:

“ART. 70.—El personal retirado a solicitud propia o por llamamiento a calificar servicios, podrá ser reincorporado en cualquier tiempo, a solicitud de parte o por voluntad del Gobierno Nacional o de la Dirección General de la Policía Nacional, según el caso, previo concepto favorable de la junta asesora del Ministerio de Defensa para la Policía Nacional para oficiales o de la junta de clasificación y evaluación para nivel ejecutivo.

PAR. 1º—El personal que sea reincorporado, ingresará con la obligación de prestar por lo menos cinco (5) años de servicio para poder adquirir el derecho a asignación de retiro, o a modificar el porcentaje por tiempo de servicio, o a obtener el reajuste correspondiente al nuevo grado, si fuere ascendido” (resaltado y subrayas fuera del texto)(1).

La permanencia mínima de cinco años exigida en el parágrafo 1º transcrito, para dar lugar a la modificación del porcentaje de la asignación de retiro por tiempo de servicio o por ascenso, también fue prevista en el Decreto 1212 de 8 de junio de 1990, estatuto anterior de personal de los oficiales y suboficiales de la Policía Nacional, así:

“ART. 128.—Los oficiales y suboficiales retirados en forma temporal que soliciten su reincorporación y sean aceptados, ingresan con la obligación de prestar por lo menos cinco (5) años de servicio para poder adquirir el derecho a la asignación de retiro, si no la tuvieren dentro de las condiciones previstas en este Estatuto, o a modificar el porcentaje por tiempo de servicio o a obtener el reajuste correspondiente al nuevo grado, si fueren ascendidos” (resaltado y subrayas fuera del texto).

En este punto, resulta pertinente evidenciar que si bien es cierto que el Decreto 2070 de 25 de julio de 2003, normativa que buscaba reformar el régimen pensional propio de las Fuerzas Militares y que también consagraba la figura de la reincorporación al servicio activo y la posibilidad de modificar el porcentaje de la asignación de retiro por esta causa(2) fue declarado inexequible(3), también lo es que las previsiones que resultaban reemplazadas con esta disposición adquirieron plena vigencia (D. 1791/2000).

En el sub lite como el actor permaneció, después de su reincorporación, un lapso un poco mayor a un (1) año al servicio de la Policía Nacional (de ago. 15/2002 a nov. 11/2003), es evidente que no tenía el tiempo mínimo requerido en el artículo 70 (par. 1º) del Decreto 1791 de 2000 (5 años), para dar lugar al reajuste prestacional perseguido por nuevo grado o ascenso (general).

Ahora bien, como el régimen pensional especial del demandante (D. 1791/2000) garantiza, con relación al régimen general, un nivel de protección igual o superior, no resulta procedente pretender la aplicación de otras disposiciones que, en lo pertinente y con argumentos someros, serían supuestamente más favorables (L. 100/93 y D. 2400/1968).

Por estar constitucional y legalmente justificada la existencia de un régimen especial para los miembros de la Fuerza Pública, no se configura la vulneración invocada de principios y derechos fundamentales.

Lo expuesto, impone confirmar la decisión del a quo que denegó las pretensiones de la demanda.

En mérito de lo expuesto, el Consejo de Estado, Sala de lo Contencioso Administrativo, Sección Segunda, Sub Sección “A” administrando justicia en nombre de la República y por autoridad de la ley,

FALLA:

CONFÍRMASE la sentencia de diecisiete (17) de julio de dos mil ocho (2008), proferida por el Tribunal Administrativo de Cundinamarca, en el proceso promovido por Teodoro Ricaurte Campo Gómez contra la Caja de Sueldos de Retiro de la Policía Nacional.

Cópiese, notifíquese, devuélvase el expediente al tribunal de origen y cúmplase.

La anterior providencia la estudió y aprobó la Sala en sesión de la fecha».

(1) La Corte Constitucional, mediante Sentencia C-985 de 13 de noviembre de 2002, se declaró Inhibida de fallar respecto de este artículo por carencia actual del objeto.

(2) ART. 10.—Modificación del tiempo de servicio por llamamiento al servicio activo. Al personal retirado en forma temporal con pase a la reserva de las Fuerzas Militares o de la Policía Nacional que sea reincorporado, solo se le modificará el tiempo de servicio liquidado para asignación de retiro o le será computable para este efecto, una vez cumplidos cinco (5) años de servicio contados a partir de la fecha de la reincorporación.

(3) Sentencia de la Corte Constitucional C-432 de de 6 de mayo de 2004, M.P. Rodrigo Escobar Gil.