CONSEJO DE ESTADO 

SALA DE LO CONTENCIOSO ADMINISTRATIVO

SECCIÓN CUARTA

Rad.: 250002327000200800294 01

Nº Interno: 18586

Consejero Ponente:

Dr. Hugo Fernando Bastidas Bárcenas

Demandante: Instituto Barraquer de América

Demandado: Bogotá Distrito Capital

Impuesto de industria y comercio

Fallo

Bogotá, D.C., veintiocho de noviembre de dos mil trece.

EXTRACTOS: « 3. Consideraciones de la Sala.

Le corresponde a la Sala decidir el recurso de apelación interpuesto por el Distrito Capital contra la sentencia del 15 de septiembre de 2010.

Sin embargo, leído en su integridad el recurso, la Sala aprecia que el Distrito Capital, luego de hacer una serie de precisiones sobre cómo, a su juicio, se gravan, en vigencia de la Ley 100 de 1993, los servicios de salud y las empresas que los prestan, concluye textualmente lo siguiente:

“Efectuada la anterior aclaración sobre la no sujeción prevista en la Ley 14 de 1983, encontramos que el demandante no debe tributar, pero únicamente por los recursos que comprometan el POS, estando gravado por los demás”. (Se resalta).

El Distrito Capital, entonces, parte del mismo presupuesto que dio por sentado el tribunal, esto es, que el Instituto Barraquer es un sujeto que por pertenecer al sistema nacional de salud, no se encuentra sometido al impuesto de industria y comercio. Por lo tanto, en ese punto, no habría disconformidad con la sentencia objeto de apelación.

Habría disconformidad en cuanto a los ingresos que se consideran gravados con el impuesto de industria y comercio. Sin embargo, dado que el tribunal consideró que los ingresos percibidos por el Instituto Barraquer, en virtud del contrato denominado “factibilidad y medio”, correspondían a ingresos que tienen relación directa con la prestación del servicio de salud y con la actividad de carácter científico que desarrolla ese instituto, la Sala considera que el Distrito Capital no controvirtió estas consideraciones del a quo. Por el contrario, planteó un hecho nuevo, que no fue discutido ni en vía administrativa ni en sede judicial.

En efecto, en la liquidación de aforo y en la resolución que la confirmó, el Distrito Capital controvirtió que el Instituto Barraquer era sujeto pasivo del impuesto de industria y comercio por el presunto alquiler de los equipos médicos de propiedad del instituto a Oftalmos S.A. Y, en el recurso de apelación que ahora se analiza pretende controvertir que los ingresos que percibió el instituto, en calidad de entidad adscrita al sistema de salud, no corresponden a ingresos percibidos por los servicios prestados en la ejecución de los planes obligatorios de salud.

La Sala considera que no es pertinente analizar la sentencia del a quo a partir del nuevo planteamiento propuesto por el Distrito Capital, puesto que implicaría sorprender al demandante con argumentos que no tuvo oportunidad de controvertir en la vía administrativa, en detrimento del principio de lealtad procesal y del derecho de defensa.

En esas circunstancias, la Sala considera que el Distrito Capital no desvirtuó las razones por las que el tribunal decidió declarar la nulidad de los actos administrativos demandados.

Por lo tanto, la Sala confirmará la sentencia apelada.

En mérito de lo expuesto, el Consejo de Estado, Sala de lo Contencioso Administrativo, Sección Cuarta, administrando justicia en nombre de la República y por autoridad de la ley,

FALLA:

1. CONFIRMASE la sentencia apelada.

RECONÓCESE personería a la abogada Nohora Carlina Garzón García como apodera del Distrito.

Cópiese, notifíquese, devuélvase el expediente al tribunal de origen. Cúmplase.

La anterior providencia se estudió y aprobó en sesión de la fecha».