Sentencia 2011-00254 de diciembre 2 de 2011

CONSEJO DE ESTADO 

SALA DE LO CONTENCIOSO ADMINISTRATIVO

SECCIÓN PRIMERA

Rad.: 11001 0324 000 2011 00254 00

Consejero Ponente:

Dr. Rafael E. Ostau de Lafont Pianeta

Actor: Germán Valencia Luna

Bogotá, D.C., dos de diciembre de dos mil once.

EXTRACTOS: «III: Para resolver, se considera:

1. Conforme a lo dispuesto en el artículo 238 de la Constitución Política, la jurisdicción de lo contencioso administrativo podrá suspender provisionalmente por los motivos y con los requisitos que establezca la ley, los efectos de los actos administrativos que sean susceptibles de impugnación por vía judicial.

El artículo 152 del Código Contencioso Administrativo señala que además de ser solicitada de manera expresa y por escrito, antes de que sea admitida la demanda (num. 1º), para decretar la suspensión provisional del acto administrativo demandado en acción de nulidad es necesario que el mismo viole manifiestamente la norma superior en que se fundamente la petición, por confrontación directa o mediante documentos públicos aducidos con la solicitud (num. 2º).

Entonces, para que proceda la suspensión provisional de actos administrativos, se requiere que la medida se solicite y sustente de modo expreso en la demanda o por escrito separado presentado antes de su admisión y, si la acción es de nulidad, como sucede en este caso, basta que haya manifiesta infracción de una de las disposiciones invocadas como fundamento de la misma, por confrontación directa o mediante documentos públicos aducidos con la solicitud.

De acuerdo con lo dispuesto por el artículo 152 del Código Contencioso Administrativo para suspender provisionalmente los actos administrativos se requiere que la medida se solicite y sustente de modo expreso en la demanda o por escrito separado presentado antes de su admisión y, si la acción es de nulidad, como sucede en este caso, "basta que haya manifiesta infracción de una de las disposiciones invocadas como fundamento de la misma, por confrontación directa o mediante documentos públicos aducidos con la solicitud".

2. El acto administrativo cuya suspensión se solicita por el demandante es: la Resolución 74 del 27 de mayo de 2002, por medio del cual, se “... reglamentan los certificados de vigencia de inscripción y antecedentes disciplinarios de contador público, de sociedades de contadores públicos, personas jurídicas prestadoras de servicios contables, y se establece el procedimiento para su expedición”, expedida por la Junta Central de Contadores.

3. Por su parte, las normas que se consideran manifiestamente infringidas son los artículos 2º, 13, 25, 83, 84, 150, 333 y 338 de la Constitución Política, y el artículo 20 de la Ley 43 de 1990.

4. Ahora bien, visto el contenido de la solicitud de suspensión provisional formulada y una vez confrontadas las disposiciones demandadas con las normas que se invocan como fundamento de dicha petición, el despacho llega a la conclusión de que por simple comparación normativa, no es evidente la violación que aduce el actor del aparte censurado, toda vez que la Ley 43 de 1990 habilita a la Junta Central de Contadores para la expedición y cobro de las certificaciones a que se alude en la resolución acusada. Luego, el tema de la competencia debe ser un aspecto que se estudie al momento de proferir sentencia, una vez se cuente con todos los elementos de juicio a los que es posible acceder una vez se agoten las etapas procesales pertinentes.

En lo que hace al juicio de periodicidad en el cobro por la expedición de los pluricitados certificados, el despacho advierte que este tópico al igual que el cargo atrás esbozado debe ser analizado en apego al procedimiento judicial que estatuye para tal efecto el Código Contencioso Administrativo.

5. Ahora bien, visto el contenido de la solicitud de suspensión provisional formulada, la Sala observa que, según se lee en el encabezado de la Resolución 74 de 2002, su expedición tuvo corno sustento, el Decreto 1235 de 1991, el Decreto 1510 de 1998 y el Decreto 2150 de 1995, normas estas que no se invocaron como violadas en la solicitud de suspensión provisional.

En tal contexto, la Sala observa que resulta necesario consultar no solo el texto del artículo citado en la demanda como violado sino que se requiere hacer, además, un estudio en forma coordinada con las disposiciones citadas anteriormente para auscultar si dentro del ordenamiento jurídico existe alguna normativa que faculte al Gobierno Nacional a limitar derechos constitucionales individuales a través del acto que se censura.

6. En ese escenario, la definición del asunto requiere de un análisis jurídico de fondo, circunstancia que no puede ser advertida a través del mecanismo de confrontación directa que prevé el artículo 152 del Código Contencioso Administrativo, sino que para ello se precisa acometer un estudio normativo y probatorio de fondo que no es propio de esta etapa procesal, y que solo es posible al momento de dictar el fallo a través del cual se decida el asunto.

En mérito de lo expuesto, el Consejo de Estado en Sala de lo Contencioso Administrativo, Sección Primera,

RESUELVE:

1. ADMITIR la demanda de la referencia. En consecuencia, se dispone:

a. Notifíquese personalmente esta providencia, con entrega de copia de la demanda y sus anexos, a la Junta Central de Contadores.

b. Notifíquese personalmente esta providencia, con entrega de copia de la demanda y sus anexos, al procurador delegado en lo contencioso administrativo ante esta corporación;

c. Para los efectos señalados en los artículos 46 y 48 de la Ley 446 de 1998, fíjese el negocio en lista por el término legal;

d. Dentro del término de los ocho (8) días siguientes a la notificación de esta decisión, la parte demandante deberá depositar la suma de trece mil pesos ($ 13.000) para gastos ordinarios del proceso;

e. Solicítese a la Junta Central de Contadores, el envío de los antecedentes administrativos de los actos que contienen las disposiciones acusadas;

2. NEGAR la solicitud de suspensión provisional, según lo expuesto en la parte considerativa de esta providencia.

Notifíquese y cúmplase».