Sentencia 3098 de junio 1º de 1995 

CONSEJO DE ESTADO 

SALA DE LO CONTENCIOSO ADMINISTRATIVO

SECCIÓN PRIMERA

CARRERA DE DERECHO

DURACIÓN SEGÚN LA JORNADA

EXTRACTOS: «El ciudadano Jaime Enrique Lozano, obrando en su propio nombre y en ejercicio de la acción consagrada en el artículo 84 del CCA, solicita de esta Corporación la declaratoria de nulidad del artículo 12 del Decreto Nº 1221 de 8 de junio de 1990 “por el cual se aprueba el acuerdo número 60 del 24 de mayo de 1990, emanado de la junta directiva del Instituto Colombiano para el Fomento de la Educación Superior, Icfes, por el cual se determinan los requisitos mínimos para la creación y funcionamiento de los programas de derecho”, expedido por el Gobierno Nacional.

Dispone la norma acusada:

“La carrera de derecho no se podrá cursar sino en forma presencial, en cinco (5) años o diez (10) semestres, en jornada diurna, y en seis (6) años o doce (12) semestres en jornada nocturna”.

Estima la Sala que no basta afirmar que la norma acusada consagra una discriminación entre los estudiantes de las jornadas diurna y nocturna por el solo hecho de prever un año o dos semestres más para cursar la carrera de derecho en la jornada nocturna. Para establecer si tal disposición entraña la discriminación a que alude el actor, y por lo mismo transgrede las normas constitucionales invocadas en la demanda, es menester que aparezca demostrado que los estudiantes de la jornada nocturna se encuentran en la misma situación académica que los de la jornada diurna, en relación con los programas e intensidad horaria, ya que para hablar de igualdad y en consecuencia reclamar un mismo tratamiento, debe partirse de situaciones fácticas idénticas.

Por el contrario, resulta notorio el hecho que la intensidad horaria de la jornada diurna difiere sustancialmente de la de la jornada nocturna, lo cual incide en los programas académicos. Obsérvese cómo, por ejemplo, en la mayoría de las Facultades de Derecho que cuentan con dos jornadas, la diurna es de 7.00 A.M. a 1.00 P.M., en tanto que la jornada nocturna es de 6.00 P.M. a 10.00 P.M.

De tal manera que no existiendo identidad fáctica en las dos jornadas en cuanto a los aspectos antes relacionados quedan sin sustento jurídico los argumentos del actor, por lo cual habrán de denegarse las súplicas de la demanda.

En mérito de lo expuesto, el Consejo de Estado, Sala de lo Contencioso Administrativo, Sección Primera, administrando justicia en nombre de la República de Colombia y por autoridad de la Ley,

FALLA:

DENIÉGANSE las pretensiones de la demanda.

Cópiese, notifíquese y cúmplase».

(Sentencia de junio 1º de 1995. Expediente 3098. Consejero Ponente: Dr. Miguel González Rodríguez).

___________________________________________