Sentencia 3156 de abril 17 de 1991 

CONSEJO DE ESTADO 

SALA DE LO CONTENCIOSO ADMINISTRATIVO

SECCIÓN SEGUNDA

DOCENTES PENSIONADOS

DERECHO A PERMANECER EN EL EMPLEO

EXTRACTOS: «Constitucionalmente está consagrada la prohibición de recibir más de una asignación que provenga del Tesoro Público, pero al mismo tiempo se contempla la posibilidad de que la ley establezca excepciones.

Así, para el personal docente el art. 1º del Decreto 2285 de 1955 que regía en el ámbito departamental y municipal hasta cuando fue nacionalizada la educación primaria y secundaria por la Ley 43 de 1975, y el art. 5º del Decreto 224 de 1972, vigente en todos los órdenes, establecieron en favor del personal docente dicha excepción, es decir, la posibilidad de devengar simultáneamente sueldo y pensión de jubilación.

En ocasiones anteriores la jurisprudencia del Consejo de Estado había sostenido que la compatibilidad entre sueldo y pensión de que gozan los docentes no les confería garantía de estabilidad y, por tanto, la administración discrecionalmente podía conservar en el servicio a los maestros que gozaran de la aludida prestación social, o retirarlos.

Sin embargo, en fallos más recientes, entre ellos el fechado el 19 de marzo de 1989, recaído en el proceso Nº 895 (Actor: Luis Fernando Castro Garzón, Ponente: doctor Álvaro Lecompte Luna) rectificó el criterio antes expuesto, por cuanto consideró que el artículo 5º del Decreto 224 de 1972 consagró en favor de los educadores el derecho de permanecer en su empleo hasta los 65 años o sea hasta la edad de retiro forzoso, siempre y cuando se hallen mental y físicamente aptos para desempeñar las tareas propias de él.

En efecto, reza así el art. 5º del Decreto 224 de 1972:

“El ejercicio de la docencia no será incompatible con el goce de la pensión de jubilación siempre cuando el beneficiario esté mental y físicamente apto para la tarea docente, pero se decretará retiro forzoso del servicio al cumplir sesenta y cinco (65) años de edad”.

Por manera que, en virtud de lo previsto en la norma pretranscrita, la administración carece de facultad discrecional para desvincular del servicio a los educadores pensionados que no hayan alcanzado la edad de retiro forzoso, puesto que sólo puede disponer su remoción si éstos han sufrido un deterioro tal en sus condiciones físicas y mentales, que impida el desempeño idóneo de sus tareas docentes, o cuando, de conformidad con las reglas respecto de la permanencia en el empleo consagradas en el estatuto docente (Decreto 2277 de 1979 - art. 31), dichos educadores hayan sido excluidos del escalafón docente por las causas y de acuerdo con los procedimientos señalados en el Decreto 2277 de 1979.

De esta suerte, la desvinculación de un maestro que se halle disfrutando de la pensión de jubilación está sujeta a lo dispuesto tanto en el Decreto 224 de 1972 como en el Decreto 2277 de 1979».

(Sentencia de abril 17 de 1991. Expediente 3156. Consejero Ponente: Dr. Reynaldo Arciniegas Baedecker).

_____________________________