SENTENCIA 3619 DE NOVIEMBRE 8 DE 1991

 

Sentencia 3619 de noviembre 8 de 1991 

CONSEJO DE ESTADO 

SALA DE LO CONTENCIOSO ADMINISTRATIVO

SECCIÓN CUARTA

IMPUESTO DE AVISOS Y TABLEROS

ES UN GRAVAMEN AUTÓNOMO

Consejero Ponente:

Dr. Guillermo Chahín Lizcano

Ref.: Expediente 3619

Actor: Bavaria S. A. c/ Municipio de Pereira. Apelación de la sentencia de 15 de febrero de 1991 proferida por el Tribunal Administrativo de Risaralda. Juicio de nulidad y restablecimiento del derecho contra los actos que determinaron el impuesto de industria y comercio por el período de julio de 1989 a junio de 1990. Fallo.

Santafé de Bogotá, D. C., ocho de noviembre de mil novecientos noventa y uno.

Decide la Sala el recurso de apelación interpuesto por la sociedad Bavaria S.A., contra la sentencia de 15 de febrero de 1991, mediante la cual el Tribunal Administrativo de Risaralda denegó las súplicas de la demanda instaurada contra los actos administrativos por los cuales el Municipio de Pereira determin''o el impuesto de industria y comercio y complementarios por el período de julio de 1989 a junio de 1990.

Antecedentes

1. La liquidación oficial. El Municipio de Pereira, mediante Resolución 2067 de 24 de noviembre de 1989 modificó la declración privada únicamente respecto del impuesto de avisos y tableros liquidándolo también sobre el impuesto de industria y comercio correspondiente a la actividad cervecera, excluido en la liquidación privada (fl. 8).

2. La vía gubernativa. El municipio, en Resoluciones nos. 013 de febrero de 1990 y 467 de 9 de marzo de 1990, resolvió los recursos de reposición y de apelación interpuestos, confirmando en su totalidad la liquidación oficial (fls. 14 y 20).

3. La demanda. La sociedad Bavaria S.A. presentó demanda de nulidad y restablecimiento del derecho contra la anterior actuación, aduciendo básicamente que los municipios no pueden gravar la actividad cervecera con el impuesto de avisos y tableros por así prohibirlo los Decretos 190 de 1969, art. 21 (legislativo) y 294 de 1969, artículo 11 (reglamentario) al estipular que ``... los municipios no podrán imponer gravámenes sobre la fabricación, consumo y venta de cervezas nacionales'''', sin que pueda entenderse en su criterio que la Ley 14 de 1983, art. 69 al disponer que quedan vigentes, ``todas las normas relacionados con el impuesto a las cervezas, excepto la prohibición de gravar la industria y el comercio cerveceros con el impuesto de industria y comerció'' exceptuó también de dicha prohibición al impuesto en cuestión, pues la norma sólo se refiere al de industria y comercio, el cual es diferente del de avisos y tableros. Cita en apoyo de su tesis, providencia de esta Sección de 22 de junio de 1990, expediente 2439 (fl. 31).

4. La sentencia apelada. El tribunal, en providencia de 15 de febrero de 1991, denegó las súplicas de la demanda por considerar que la prohibición de gravar la industria cervecera no puede involucrar al impuesto de avisos y tableros, pues según lo sustuvo el Consejo de Estado en la sentencia invocada por la demanda, aquél tributo “no está gravando ni la fabricación ni el consumo de las cervezas, sino el hecho de colocar avisos ...'''' (fls. 70 a 71).

5. La apelación. La sociedad actora interpuso recurso de apelación contra la anterior providencia, reiterando los argumentos esbozados en la demanda en relación con la existencia de una prohibición para gravar la industria cervecera, que incluye en su criterio, al impuesto en cuestión, pues aun cuando el hecho económico que genera el impuesto es el uso de lugares públicos mediante la colocación de avisos, éste grava directamente las actividades comerciales, industriales y de servicios (fls. 79 y ss.).

6. El concepto fiscal. La Fiscalía Tercera de esta corporación, solicita la confirmación de la sentencia por estimar que se trata de dos impuestos distintos y que el objeto del de avisos y tableros “es la “colocación de avisos en la vía pública, interior y exterior de coches, tranvía, estaciones de ferrocarriles, cafés y cualquier establecimiento públicó”. Su objeto no es, pues, la fabricación, o la venta o el consumo de determinados productos o artículos'''' (fl. 89).

Consideraciones

1. Adopta el apelante, la posición de que los Decretos 190 de 1969 artículo 21 y 294 de 1969, artículo 11, consagran una prohibición que involucra también al impuesto de avisos y tableros,por gravar éste las actividades industriales, comerciales o de servicios que grava también el impuesto de industria y comercio, y cuya vigencia es corroborada expresamente por la Ley 14 de 1983, artículo 69, salvo en relación con este gravamen, pues a partir de dicha norma desaparece la prohibición respecto del mismo.

2. A este respecto, estima la Sala, como lo ha manifestado claramente en la misma providencia que invoca la demandante, (sentencia de jun. 22/90, Exp. 2439, fl. 27) que el hecho imponible (o materia imponible) sobre el cual recae el gravamen de avisos y tableros no esla actividad industrial, comercial o de servicios que realiza el sujeto pasivo del mismo, sino el hecho de la ``colocación de avisos en la vía pública, interior y exterior de coches, de tranvías, estaciones de ferrocarriles y cafés y cualquier establecimiento públicó'', como expresamente lo indica la Ley 97 de 1913 artículo 1º, literal k), ya sea directa o indirectamente, pero en todo caso imputable a dicho sujeto pasivo.

3. La Ley 14 de 1983, artículo 37 no modificó tal regulación, sino que precisó otros aspectos del tributo que antes eran regulados por los concejos municipales. Esos otros aspectos son:

a) El sujeto pasivo, que es quien realice las actividades industriales, comerciales y de servicios sujetas al impuesto de industria y comercio.

b) La base gravable, la cual recae sobre el monto del impuesto de industria y comercio, liquidado a cargo del sujeto pasivo.

c) La tarifa, equivalente a un 15% sobre el monto del impuesto de industria y comercio.

4. En lo demás, hecho imponible, hecho generador y sujeto activo, conserva la estructuración definida en la regulación anterior, como se deduce de la mención hecha por el artículo 37 de la Ley 14 de 1983, a las leyes 97 de 1913 y 84 de 1915.

5. El hecho de otorgarle carácter complementario del impuesto de industria y comercio para efectos de liquidación y cobro, no le resta su calidad de impuestos autónomo y diferenciado de aquél, como lo ha sostenido reiteradamente esta corporación (sentencias 22 de junio de 1990, expediente 2439; expediente 0393 de 5 de octubre de 1990 y expediente 2583 de abril 19 de 1991 y expediente 3151).

6. El convertirlo en impuesto complementario del de industria y comercio, se debió no a la intención de modificar su entidad, fusionándolo a aquél para conformar un solo tributo, sino que ello obedeció a motivación de índole práctica, referidas a darle claridad en la determinación de su monto y de la procedencia y momento de liquidación y cobro.

7. Se manifiesta al respecto en los antecedentes de la Ley 14 de 1983:

“... se considera importante racionalizar el impuesto de avisos y tableros autorizado originalmente para Bogotá, por la Ley 97 de 1913, que ha sido objeto de reglamentaciones caprichosas y puede prestarse a manejos indebidos por la discrecionalidad que en la práctica existe para determinar su monto ...'''' (exposición de motivos, Anales del Congreso, 03 de mayo de 1983).

8. Igualmente al introducir lo atinente a la tarifa para la determinación de su monto, se dijo:

“Creemos que la ley debe fijar este porcentaje y proponemos una tarifa hasta de un 15 por ciento sobre el valor de éste, fijados por los concejos municipales. Así evitamos caer nuevamente en el desorden institucional regulando la actividad de los concejos en materia impositiva. Además en esto se evita el sistema anacrónico de fijar las tarifas por medición de los avisos u otros igualmente anacrónicos''''. (Ponencia para primer debate en la Cámara, Anales del Congreso II de mayo de 1983).

9. De modo que el impuesto de avisos y tableros no ha perdido su especificidad y por consiguiente su hecho imponible sigue siendo el definido en la Ley 97 de 1913, por lo que, si no grava actividad industrial, comercial o de servicios alguna, sino el hecho de colocación de avisos en los términos de dicha ley, mal puede recaer sobre la actividad cervecera de fabricación, consumo y venta, por tanto no podía referirse a este tributo la prohibición de los decretos 190 y 694 de 1969.

10. En consecuencia, al no estar prohibida por estas normas su imposición a quienes realizan el hecho generador (colocación de avisos) y no están excluidos expresamente de la obligación (no es éste el caso), desarrollan actividades cerveceras, se deduce que la sociedad actora es sujeto pasivo del mismo, en la medida que respecto de ella se den los demás elementos que configuran el tributo, los cuales estimó la administración se presentan, por lo que liquidó el tributo en mención, y que no son objeto de discusión en el asunto sub judice.

11. En conclusión, al estimarse en virtud de los anteriores considerandos, qu no prohiben los decretos 190 y 694 de 1969 gravar con impuesto de avisos y tableros a las sociedades que desarrollan actividades de fabricación, consumo y venta de cerveza, como lo es la actora, siendo precisamente ésta la argumentación esgrimida por la apelante para controvertir los actos administrativos por lo que se le detreminó dicho impuesto, no es procedente con base en dichos cargos modificar la decisión del a-quo, por lo cual se procederá a su confirmación.

En mérito de lo expuesto, el Consejo de Estado, Sala de lo Contencioso Administrativo, Sección Cuarta, administrando justicia en nombre de la República de Colombia y por autoridad de la ley,

FALLA:

CONFIRMASE la sentencia de 15 de febrero de 1991 proferida en el proceso No 1524, mediante la cual el Tribunal Administrativo de Risaralda denegó las súplicas de la demanda.

Cópiese, notifíquese, comuníquese, devuélvase el expediente al Tribunal de origen y cúmplase.

Se deja constancia que esta providencia se estudió y aprobó en la sesión de la fecha.

Jaime Abella Zárate, Presidente de la Sala—Consuelo Sarria Olcos—Guillermo Chahín Lizcano—Carmelo Martínez Conn. 

Jorge A. Torrado, Secretario.

___________________________________