Sentencia 36872 de julio 21 de 2010

CORTE SUPREMA DE JUSTICIA

SALA DE CASACIÓN LABORAL

Rad.: 36872

Acta 25

Magistrada Ponente:

Dra. Elsy del Pilar Cuello Calderón

Bogotá D.C., veintiuno de julio de dos mil diez.

La Corte resuelve el recurso de casación interpuesto por Amparo de Jesús Londoño Giraldo contra la sentencia de 11 de abril de 2008, proferida por la Sala Laboral del Tribunal Superior de Medellín, en el proceso ordinario que la recurrente promovió contra el departamento de Antioquia.

EXTRACTOS: «Se considera

Dada la vía directa escogida, se parte de la total conformidad de la censura con los supuestos fácticos que encontró probados el tribunal, según los cuales: José Gabriel Londoño Arboleda, pensionado por el departamento de Antioquia, falleció el 9 de octubre de 1987; esa entidad le reconoció la sustitución pensional a la cónyuge sobreviviente y se la negó a la hija común, Amparo de Jesús Londoño Giraldo, porque solo acreditó una pérdida de la capacidad laboral del 60%, cuando el artículo 61 del Decreto 1848 de 1969, exigía por lo menos una reducción en el 75%; la cónyuge supérstite falleció el 7 de abril de 2005.

La Sala encuentra que el ad quem centró su atención en la norma aplicable a la pretensión de la demandante y definió el asunto en los términos de la Ley 33 de 1973 y el Decreto 1848 de 1969, al concluir que no podía acceder a la sustitución pensional porque la accionante no demostró que en dicha época había perdido su capacidad laboral en por lo menos un 75%, exigido en las normas reseñadas que eran las vigentes para la fecha en que falleció el causante.

De acuerdo con lo anterior se advierte, como lo ha precisado la Sala en forma reiterada, que en virtud de la aplicación inmediata de la ley, los conflictos relacionados con la pensión de sobrevivientes se deben resolver con base en las normas vigentes en la fecha del fallecimiento del pensionado o afiliado, salvo algunas excepciones que se han admitido por la jurisprudencia, para garantizar el derecho a los beneficiarios que se encuentren en situaciones especiales.

Como lo afirma el recurrente, la Corte en situaciones especiales, ha aceptado que se justifica, jurídica y socialmente, que un hijo a quien se le sustituyó la pensión de su padre, por ser menor de edad y luego, por persistir la incapacidad por razón de sus estudios, mantenga el derecho a la sustitución pensional, por haber continuado incapaz por enfermedad, pues entendió que quien enfrenta esa situación conserva su estado inicial de desamparo, pues nunca dejó de ser incapaz y tampoco ha podido proveerse lo necesario para su congrua subsistencia, como sucedió en los 2 casos analizados en las sentencias referidas por el recurrente.

Pero esas situaciones son diferentes, pues en este asunto la demandante no acreditó los requisitos exigidos para los hijos mayores de edad dependientes económicamente del pensionado fallecido en vigencia de la Ley 33 de 1973.

De lo expuesto no se advierte que el fallador de segundo grado hubiera incurrido en “aplicación indebida del artículo 68 (sic) del decreto 1848 de 1969 e interpretación errónea de los artículos 92 ibídem, 1, parágrafo 1º de la Ley 33 de 1973”, como lo señala el impugnante, porque su decisión la fundó en la falta de acreditación de los requisitos legales para la pensión de sobrevivientes, según las preceptivas aplicables en ese momento.

Por lo expuesto el cargo no prospera.

Sin costas en el recurso extraordinario.

En mérito de lo expuesto, la Corte Suprema de Justicia, Sala de Casación Laboral, administrando justicia en nombre de la República y por autoridad de la ley, NO CASA la sentencia del 11 de abril de 2008, proferida por la Sala Laboral del Tribunal Superior del Distrito Judicial de Medellín, en el proceso adelantado por Amparo de Jesús Londoño Giraldo contra el departamento de Antioquia.

Sin costas en casación.

Cópiese, notifíquese, publíquese y devuélvase al tribunal de origen».