Sentencia 3959 de abril 17 de 1997 

CONSEJO DE ESTADO 

SALA DE LO CONTENCIOSO ADMINISTRATIVO

SECCIÓN PRIMERA

REGLAMENTACIÓN DE LOS USOS DEL SUELO URBANO

COMPETENCIA DE CONCEJOS Y JUNTAS METROPOLITANAS

EXTRACTOS: «1. La Constitución Política de 1886 en su artículo 197 señalaba las atribuciones de los concejos municipales, no encontrándose dentro de las mismas la de reglamentar los usos del suelo.

2. El numeral 8º del citado artículo 197 establecía que correspondía a los concejos municipales “ejercer las demás funciones que la ley les señale” y, si bien es cierto que el artículo 354 literal c del Decreto-Ley 1333 de 1986 otorgó a las juntas metropolitanas la facultad de reglamentar en su integridad los usos del suelo, no lo es menos que sobre dicha norma operó el fenómeno de la inconstitucionalidad sobreviniente, ya que la Constitución Política de 1991, en su artículo 313, numeral 7º, atribuye a los concejos municipales la competencia de reglamentar los usos del suelo, sin hacer distinción respecto de si el suelo cuyo uso se va a reglamentar pertenece o no a un municipio que conforma un área metropolitana.

3. Lo anteriormente expuesto encuentra corroboración en la Ley 128 de 1994 “ley orgánica de las áreas metropolitanas”, la cual, además de haber derogado expresamente en su artículo 30 los artículos 348 a 373 del Decreto-Ley 1333 de 1986 (CRM), en su artículo 14 dispuso:nes básicas:

a) Planeación. Adoptar el plan integral de desarrollo metropolitano, así como dictar, a iniciativa del gerente y con sujeción a la ley orgánica de planeación si ya hubiese sido expedida, las normas obligatoriamente generales y señalar en ellas los objetivos y criterios a los que deben sujetarse los concejos municipales para los siguientes efectos: (...).

2. Dictar normas sobre uso del suelo urbano y rural en el municipio y definir los mecanismos necesarios que aseguren su cabal cumplimiento”.

El precepto transcrito es claro cuando atribuye a las juntas metropolitanas la función de expedir las normas a las que deben sujetarse los concejos municipales para efectos de dictar, estos últimos, las normas sobre el uso del suelo urbano y rural.

De igual manera, la Ley 136 de 1994 “por la cual se dictan normas tendientes a modernizar la organización y el funcionamiento de los municipios”, en el parágrafo de su artículo 33 dispuso que en todo caso, las decisiones sobre el uso del suelo deber ser aprobadas por el concejo municipal.

4. Se concluye entonces que a partir de la vigencia de la Constitución Política de 1991, la función de reglamentar los usos del suelo urbano compete a los concejos, cuando el ente municipal no pertenece a un área metropolitana. En caso contrario, dicha competencia es compartida, en el sentido de que los concejos municipales dictarán los reglamentos sobre los usos del suelo urbano, teniendo en cuenta los objetivos y criterios que señalen las normas generales que expidan las juntas metropolitanas».

(Sentencia de abril 17 de 1997. Expediente 3959 Consejero Ponente: Dr. Manuel S. Urueta Ayola).

___________________________________