Sentencia 56590 de noviembre 13 de 2013

CORTE SUPREMA DE JUSTICIA 

SALA DE CASACIÓN LABORAL

Magistrado Ponente:

Dr. Gustavo Hernando López Algarra

Rad. 56590

Acta 37

Bogotá, D.C., trece de noviembre de dos mil trece.

EXTRACTOS: «Consideraciones

Según lo dispone el artículo 451 del Código Sustantivo del Trabajo, modificado por el artículo 2º de la Ley 1210 de 2008, esta Sala es competente para conocer de la apelación formulada por la demandante, contra la sentencia proferida en primera instancia.

En tal sentido, y teniendo en cuenta la sustentación del recurso de apelación, es claro que lo que se persigue es determinar si la Seccional Cartagena de la Unión Sindical Obrera de la Industria del Petróleo, USO, fue quien promovió el cese de actividades los días 7, 8 y 9 de junio de 2011, en las instalaciones de Propilco S.A., para, en caso positivo, declarar su ilegalidad, y establecer que la demandada incurrió injustificadamente en la prohibición contenida en el literal e) del artículo 379 del Código Sustantivo del Trabajo, modificado por el artículo 7º de la Ley 584 de 2000, en concordancia con el artículo 378 del mismo estatuto.

Al expediente, se aportaron los siguientes documentos:

1. A folios 24 a 35 se encuentran actas de novedades en puesto de Propilco, para los días 18, 24, 25 y 26 de mayo, y 7, 8, 9, 10, y 15 de junio todos de 2011, suscritas por el coordinador del cliente Vimarco zona 5 Mamonal y el gerente del cliente Vimarco Regional Bolívar, de las que se extrae que el supervisor de vigilancia reportó la presencia de varias personas que manifestaban ser miembros de la USO, quienes portaban pancartas, y abordaron a varios contratistas y personal de Propilco, les entregaron boletines y panfletos, y dieron a conocer las pretensiones que se exigían a los contratistas. Para el día 7 de junio de 2011, el supervisor de turno, reportó la presencia de varias personas que dijeron pertenecer al sindicato demandado, y se observó que amarraron pancartas a la malla de la barrera perimetral, y se ubicaron sobre la vía de ingreso peatonal, dificultando el acceso de las personas; siendo aproximadamente las 7:30 iniciaron una marcha con dirección a Pasacaballo, a la que se unieron algunos trabajadores de contratistas quienes salieron de la planta; que aproximadamente las 10:00 horas, personal que dijo ser parte de la demandada, hizo presencia externa en la planta y dialogaron con los trabajadores de contratistas que habían participado en la marcha; además que desde las 12:00 horas, la vigilancia observó, que diferentes trabajadores de contratistas se unieron a los manifestantes permaneciendo hasta la llegada del turno de las 15:00 horas, y que algún personal de turno entrante no ingresó a trabajar, permanecieron en la vía de ingreso, y siendo las 16:00 horas bloquearon la puerta de entrada.

Que el día 8 de junio de 2011, también se reportó la presencia de varias personas que dijeron pertenecer a la USO, quienes amarraron pancartas, se ubicaron en la vía de ingreso peatonal, dificultando el acceso de las personas; algunos contratistas se reunieron con ellos en la parte externa de la planta, retirándose aproximadamente a las 7:30 y regresando a las 14:10 horas; que a las 15:50 horas, el personal manifestante bloqueó la vía de ingreso y salida de la planta, hasta que a las 16:20, la Policía Nacional logró levantar el bloqueo; el día 9, siendo aproximadamente las 06:40 horas, en la planta externa de Propilco S.A., se reportó la presencia, de varias personas que manifestaron pertenecer la Unión Sindical Obrera, USO, quienes portaban pancartas, entregaron boletines a varios contratistas y personal de Propilco, y siendo las 6:50 horas, bloquearon el ingreso y salida de vehículos y personas, situación que duró aproximadamente una hora.

2. Con el documento obrante a folio 98 el representante legal de Aseco SAS, solicitó al Ministerio de la Protección Social – directora regional de Bolívar, comisionar a un inspector, con la finalidad de verificar el abandono del lugar de trabajo de varios trabajadores que fueron enviados a Propilco S.A.

3. Mediante Auto 409 del 7 de junio de 2011, el Ministerio de la Protección Social comisionó a Isabel Angélica Jiménez Marín – inspectora del trabajo y seguridad social -, para que se trasladara a las instalaciones de Propilco S.A., con la finalidad de constatar un posible cese de actividades (fl. 98), funcionaria que a través de acta de constatación, del 7 de junio de 2011, informó que al llegar a las instalaciones de la empresa antes mencionada, encontró una pancarta con el logo de la Organización Sindical USO – Cartagena-, y que en el momento salía personal conducidos por miembros de esa organización; que en el área de empaque entrevistó a los señores Jorge Luis Castillo y Silvio Babilonia, “...quienes manifestaron que quienes laboraban en horas de la mañana se retiraron del área a las 12:30 m, y regresaron a recoger sus pertenencias a las 3:00 p.m. hora de salida, al parecer las razones para retirarse de las labores fue apoyar al personal de cargue que no los dejaban presuntamente ingresar” , así como a Hermin Bolaños – auxiliar de bodega -, que “... manifestó que se encuentran todos los despachadores pero no hay ningún cotero” , y según versión de Milena Jiménez, “el personal de la mañana ingresó a las 07:00 a.m. en su horario normal y se retiró entre las 07:30 a.m. a las 08:00: con sus uniformes puestos y sin autorización de los jefes inmediatos. ...”; relacionó el nombre de las personas que se ausentaron de sus labores, para luego mencionar que en el área de carpados no se observó a ningún trabajador, haciendo mención del personal que no ingresó, para luego concluir que: “en cumplimiento de la comisión impartida, y en ejercicio de las funciones legales, se constata cese parcial de actividades”; por último, concedió el uso de la palabra al señor Víctor Barón Puerta, en su condición de representante legal de la aquí demandante, quién manifestó: “Desconocemos los motivos por los cuales nuestros trabajadores identificados en esta lista abandonaron su lugar de trabajo. Lo que motivo que la compañía que represento les solicito (sic) por escrito que rindieran descargos para el día 8 de junio de 2011 a las 8 a.m. en las instalaciones de nuestras oficinas ubicadas en centro edificio Citibank oficina 13 C, Cabe anotar que los trabajadores antes mencionados en esta lista se negaron a firmar la carta de citación para los descargos respectivos, por lo que firmaron dos testigos como constancia. Los que teníamos programados para trabajar a las 3 p.m. no ingresaron a su lugar de trabajo y que también están señalados en este documento. Es importante anotarle al ministerio que nuestra compañía a la fecha no tiene organización sindical alguna, ni mucho menos nos han presentado alguna inconformidad laboral” (fls. 100 a 101).

4. El 8 de junio de 2011, el inspector Crecenciano Escorcia Reyes, se trasladó a las instalaciones de Propilco S.A., comisionado mediante auto 420 del mismo día, mes y año, y en acta de constatación de cese de actividades, señaló que fue atendido por Víctor Barón Puerta, gerente de la sociedad Aseco SAS, y por la ingeniera Milena Jiménez Consuegra, y siendo las 3:50 p.m., procedió a realizar el recorrido por las instalaciones de Polipropileno del Caribe S.A. Propilco S.A.; encontró en el área de empaque Nº 2, a un trabajador, en el área de empaque uno a 2 trabajadores, en el área de bodega a 9 trabajadores, y en el área de cargue y patios a ningún trabajador; le concedió el uso de la palabra al señor Barón Puerta, quien indicó: “Al igual que el día de ayer nuestros trabajadores no ingresaron a su sitio de trabajo, muy a pesar de estar habilitadas las entradas de ingreso y activados sus respectivos carnets. Dichos trabajadores se han negado rotundamente a entra (sic) a laborar, y a contrario se encuentran a fuera de las instalaciones con propaganda alusiva y bandera de USO. En estos instantes siendo las 4:30 P.M. los trabajadores se encuentran obstaculizando el ingreso y salida de los Vehículo (sic) encuentran en la empresa e inclusivos (sic) las busetas de personal de Propilco S.A.”; después, el inspector, concluyó que había cese parcial de actividades (fls. 91 a 93).

5. Con acta de constatación de cese de actividades, del 9 de junio de 2011, la inspectora Isabel Angélica Jiménez Marín, comisionada mediante auto 441 de la misma fecha, señaló que al llegar a Propilco S.A., no evidenció presencia de la USO o protesta alguna; que en el recorrido al interior de la empresa, contó con la presencia de la ingeniera Milena Jiménez y del señor Richard Álvarez Villeros, quien al responder sobre los motivos del cese, dijo: “Hay inconformidad de los coteros por los pagos, no les pagan lo que corresponde ellos ganan por tonelaje; también, han hablado con la doctora Gilma Morales y no les han brindado una solución, es lo que he escuchado”; constató el personal presente y ausente, y afirmó que existía cese parcial de actividades (fls. 94 a 96).

También se recepcionaron los siguientes testimonios:

a) Jorge Eduardo Segrera Mutis: manifestó en un primer momento que dirigentes sindicales de la USO, interactuaban con los trabajadores de Aseco SAS, y que estos lideraron los bloqueos que se hicieron en la puerta, pero luego, al preguntársele que “en una de sus respuestas usted manifestó q (sic) habían unos líderes en las afueras de Propilco S.A., que impedían el ingreso y salida del personal de la planta refiriéndose a los día 7, 8 y 9 de junio de 2011, puede usted individualizar las personas q (sic) impedían la entrada y salida de personas?, contestó lo siguiente: “Yo hay debo hacer una precisión lo que a mí me consta es que los líderes sindicales que mencione en respuestas anteriores interactuaron, hablaron con los contratistas y que posterior a eso los contratistas no entraron, pero yo no puedo decir que me consta que los líderes sindicales impidieron el ingreso de los contratistas”; dijo que lo que motivó, a su entender, el cese de actividades, fue el llamado a rendir descargos al primer grupo que abandonó sus labores, y aun cuando informó que estuvo presente los días 7, 8 y 9 de junio de 2011 en la empresa Propilco S.A., y fue testigo presencial y observaba lo que sucedía, señaló, cuando se le pidió que indicará sobre la información que recibían los trabajadores por parte de los miembros de la USO, que “A la distancia que yo estaba no podía escuchar lo que ellos estaban hablando”.

b) Milena del Carmen Jiménez Consuegra: dijo que el 7 de junio de 2011, hubo un cese de actividades de los trabajadores de Aseco en la empresa Propilco; que ese día todo inició normalmente; que en esa época trabajaba como supervisora de la demandante, e iniciaron turno a las 7 de la mañana; las rutas de los trabajadores llegaron sin inconvenientes, y todos ingresaron a trabajar, pero que transcurrido un tiempo después, fue llamada porque el personal del área de cargue, aún no habían llegado, y “...salí de la oficina fui hacia la portería donde me notificaron que efectivamente los habían visto salir a acompañar una marcha que inicio en Propilco hacia la refinería con los señores de la USO, me regrese fui hacia las oficinas de la persona encargada de los contratos en Propilco a darle información, en camino a la ofician (sic) me encontré a 2 trabajadores de esa área que no alcanzaron a salir y quienes me corroboraron que efectivamente los demás muchachos estaban en dicha marcha, se trataba de los señores Antonio Hurtado y Jorge Acevedo, a ellos les pregunte a quien le habían notificado de esa marcha porque me estaban preguntando en el área, los jefes del área sobre su ausencia, ellos me respondieron que no alcanzaron a decirle a nadie porque se enteraron ese mismo día de la marcha, que al bajarse de la ruta estaban los señores de la USO afuera y les dieron la información de la marcha, entonces ellos entraron se colocaron el uniforme, se cambiaron y volvieron a salir a la marcha, ...”

Cuando le preguntaron qué personas motivaron, sugirieron e informaron a los trabajadores de Aseco SAS de la marcha del 7 de junio de 2001, contestó que “Por la información que recibí de portería y todos los sucesos que habían ocurrido un mes antes cuando comenzó la USO a llegar a Propilco a entregarnos panfletos, a ubicarse afuera en la puerta, a hablar cosas desde afuera sobre Propilco y sus firmas contratistas y el trato que según se les daban a sus trabajadores, ese día vi que los señores de la USO iniciaron la marcha afuera de Propilco colocaron banderas alusivas a la USO y pues los trabajadores salieron con ellos, que cuando salieron de la ruta ellos los invitaron, ellos no tenían autorización mía como supervisora ni de ningún funcionario de la empresa Aseco o Propilco donde solicitaron permiso para asistir a esa marcha y no iniciar sus labores a la hora que se debía”.

Además señaló, que por las informaciones que recibió de la vigilancia, antes de iniciar la marcha, los señores Edwin Castaño y el señor Miguel Pacheco, miembros de la USO, se encontraban en las afueras de las instalaciones de Propilco S.A.; que los trabajadores de Aseco S.A., salieron a la marcha, “... digamos que a apoyar su causa era lo único que yo escuchaba, no recibí de ellos explicación del porque se iban y los del turno de la tarde no ingresaron pues se quedaron afuera con sus compañeros del turno de la mañana, algunas personas, a pesar de lo que se decía afuera si ingresaron a trabajar normalmente”; al preguntársele si en algún momento, los días 7, 8 y 9 de junio de 2011, alguna persona o personas de la empresa impidieron la salida y entrada de personal, manifestó, que en uno de esos días, hubo manifestaciones, donde se impidió que las rutas ingresaran a Propilco a dejar personal, razón por la cual, tuvo que bajarse y entrar caminado, y que el día 7 fue donde recibió información que a las 4 de la tarde se impidió la salida de rutas; indicó que las personas que impedían el ingreso y salida eran los señores de la USO con los trabajadores de Aseco; también expresó que Aseco SAS, le informó que los trabajadores acudieron a las oficinas centrales, acompañados de personal de la USO, y que no se pudieron realizar los descargos.

c) Yira María Crismatt Campillo: señaló que el 7 de junio de 2011, los operarios de cargue salieron de las instalaciones de Propilco, y que alrededor de las 9 o 10 de la mañana ingresaron a la planta, y dijo constarle, porque le preguntó a las únicas dos personas de los auxiliares que se quedaron, quienes relataron que sus compañeros estaban apoyando una manifestación de la USO; que a los trabajadores que se ausentaron de sus labores, se les solicitó se acercaran a las oficinas a exponer las razones de su actuar, frente a lo cual, dijeron que no iban a asistir, permanecieron en el parqueadero, y no continuaron su jornada de trabajo; además, cuando se le preguntó por las personas que motivaron la salida del personal de Aseco, señaló lo siguiente: “Pues la información que yo tengo y lo que vi en ese momento fue a personas de la USO en las afueras de Propilco, días previos con información, panfletos pasquines, proponiéndole a las personas que se afiliaran, que se unieran a la organización”; al preguntársele si vio o escuchó que la demandada, motivó o invitó a algún cese de actividades, respondió: “Pues. Todos los días previos al cierre vi personal de la USO por fuera de las instalaciones de Propilco suministrando información a los trabajadores, invitándoles a afiliarse, sé que la salida el día 7 por parte del personal de cargue se dio para apoyar una marcha de esta organización porque 2 de los compañeros que quedaron dentro lo comentaron. No puedo asegurar que yo escuche una invitación, pues esas invitaciones no las comentaban a personal no afiliado”.

d) Edwin Castaño Monsalve (tachado por sospechoso por la demandante por ser presidente de la demandada): indicó que el objetivo de la marcha era brindar un apoyo de solidaridad a los trabajadores afiliados a la organización sindical de la empresa Propilco, y de los trabajadores de la firma Aseco, Asap, Invertrans y Gómez Mantilla que prestan servicios tercerizados; que nunca se hizo invitación directa a los trabajadores para asistir a la marcha, sino lo que se realizó, en el exterior de las instalaciones, fue un acto de solidaridad con trabajadores de Ecopetrol que trabajaban para empresas contratistas, y que no tiene idea de quien invitó a los trabajadores de la firma Aseco, toda vez que no los vio en la marcha, ya que se encontraba al frente de la misma; manifestó que hizo presencia en las afueras de las instalaciones de Propilco el día de la marcha, sin recordar el tiempo que permaneció, y el 8 se presentó en ese lugar, para verificar si a los trabajadores los dejaban ingresar a sus sitios de trabajo; que no le permitieron el ingreso a las instalaciones de Propilco para ser parte de la comisión del Ministerio de la Protección Social, y la persona que le negó ese derecho, fue la doctora Angélica, quien le señaló que ya había terminado la diligencia.

e) Stewart Rafael Tenorio Rodríguez: manifestó que la Unión Sindical Obrera se preparó para una marcha hacia Reficar, no en Propilco, y no solicitaron a ningún trabajador que los acompañara; que el personal de Aseco S.A., se ausentó de su trabajo porque no los dejaban ingresar a la planta; que la única orden por parte de la USO, fue que regresaran a sus labores, pero al llegar a la principal de Propilco no se les permitió la entrada, y que la demandada, tras el inconveniente con los operadores de cargue, querían servir como intermediarios para hablar o negociar con los funcionarios de Propilco.

f) Hermen Ramos Salguedo: dijo que la Unión Sindical Obrera no los invitó a la marcha del 7 de junio de 2011, lo que sucedió fue que ellos se reunieron y acordaron asistir a esa marcha; se enteraron de ella, porque cuando iban llegando a la puerta, encontraron a los compañeros de la refinería que tenían una marcha; y que los días 7, 8 y 9 de junio de 2011 quisieron seguir laborando, pero los vigilantes no los dejaron.

Teniendo en cuenta lo anterior, es claro que los testigos, Milena del Carmen Jiménez Consuegra y Yira María Crismatt Campillo, al sustentar sus dichos, lo hicieron por referencias o comentarios realizados por terceros, en razón a ello, no atestiguaron sobre las condiciones de tiempo, modo y lugar en que ocurrieron los hechos, por ende, no puede otorgárseles algún grado de credibilidad a su declaraciones; igual acontece con el señor Jorge Eduardo Segrera Mutis, quien pese a afirmar, en principio, que miembros de la demanda lideraron los bloqueos, después contradijo su decir al señalar, que los líderes sindicales únicamente hablaron con los contratistas, pero que no le constaba que hubieran impedido el ingreso de estos, además de indicar, que a la distancia a la que él se encontraba, no podía escuchar lo que estaban hablando.

Así mismo, de las actas de novedades de la sociedad Vimarco, no demuestran que la demandada fue la que promovió el cese de actividades en las instalaciones de Propilco S.A., ello, porque, únicamente dan cuenta de la presencia de miembros de la USO, de las pancartas amarradas en la malla de la barrera perimetral, que se inició una marcha con dirección a Pasacaballo, y que algunos trabajadores del contratista salieron de la planta y se unieron a la marcha, sin que de la mismas, se extraiga, se repite, que la accionada fue la que propició el cese alegado por la demandante.

Por otro lado, y contrario a lo afirmado por la recurrente, los dichos de los señores Stewart Rafael Tenorio Rodríguez y Hermen Ramos Salguedo, fueron unísonos y contundentes al afirmar que la Unión Sindical Obrera - USO -, no solicitó a ningún trabajador que los acompañará a la marcha hacia Reficar, sino que fue decisión de ellos hacer parte de la misma; además, aun cuando el testigo Edwin Castaño Monsalve, fue tachado de falso, lo cierto es, que pese a ser presidente de la organización sindical demandada, conoce los hechos y circunstancias que rodearon las situaciones presentadas en Propilco S.A., razón más que suficiente, tal como lo asentó el tribunal, para dar por no prospera la tacha; por lo que ese testimonio, da cuenta a esta Sala, que la accionada organizó una marcha en solidaridad con los trabajadores tercerizados de Ecopetrol y nunca invitaron a los trabajadores de Aseco SAS.

Adicional a lo anterior, en las actas de constatación de cese de actividades, levantadas por el Ministerio de la Protección Social, nada se dijo respecto a que la USO fue quien promovió los ceses en Propilco S.A., y pese a que en ellas se otorgó el uso de la palabra a Víctor Barón Puerta y a Milena Jiménez, estos no informaron sobre la supuesta participación de la demandada en las situaciones presentadas al interior de la sociedad antes mencionada, los días 7, 8 y 9 de junio de 2011.

Por último, debe señalarse que el Tribunal, en audiencia de 24 de abril de 2012, no decretó como prueba los videos de seguridad aportados por las partes; pese a ello, al examinar los mismos, es claro que no tienen audio, y lo único que puede establecerse es el ingreso de trabajadores, la aglomeración de varias personas, entre ellas miembros de la USO, salida de personal de turno, la llegada de la policía nacional, la dispersión de los grupos hacia la izquierda y derecha, sin que de los mismos, se establezca que la demandada fue quien promovió el cese de actividades en Propilco S.A.

Las razones anteriores, son más que suficientes para confirmar la sentencia proferida por el Tribunal Superior del Distrito Judicial de Cartagena.

Sin costas en la instancia, por no causarse.

En mérito de lo expuesto, la Corte Suprema de Justicia, Sala de Casación Laboral, administrando justicia en nombre de la República de Colombia y por autoridad de la ley, CONFIRMA la sentencia dictada el 14 de mayo de 2012, proferida por la Sala Laboral del Tribunal Superior del Distrito Judicial de Cartagena, en el proceso que Aseco SAS promovió contra La Unión Sindical Obrera de la Industria del Petroleo – USO.

Sin lugar a costas como se dijo en la parte motiva.

Cópiese, notifíquese, publíquese y devuélvase al tribunal de origen.

Magistrados. Gustavo Hernando López Algarra—Jorge Mauricio Burgos Ruiz—Elsy del Pilar Cuello Calderón—Clara Cecilia Dueñas Quevedo—Rigoberto Echeverri Bueno—Luis Gabriel Miranda Buelvas—Carlos Ernesto Molina Monsalve.