Sentencia 6089 de febrero 11 de 1994 

CORTE SUPREMA DE JUSTICIA

SALA DE CASACIÓN LABORAL

SECCIÓN PRIMERA

COEXISTENCIA DE CONTRATOS DE TRABAJO

VIOLACIÓN DE LA CLÁUSULA DE NO CONCURRENCIA

EXTRACTOS: «El artículo 26 del Código Sustantivo del Trabajo establece: “Un mismo trabajador puede celebrar contratos de trabajo con dos o más patronos salvo que se haya pactado la exclusividad de servicios en favor de uno sólo”.

Esta norma permite la coexistencia de contratos de trabajo con dos o más empleadores y hace alusión también a la posibilidad de estipular la no concurrencia consagrada por el artículo 44 ibídem. Pero, no tiene el alcance de que si el trabajador incumple esta última y celebra contrato de trabajo al mismo tiempo con otro empleador, el contrato así celebrado pierda su naturaleza; y no puede llegar a ese extremo la hermenéutica sin incurrir en desconocimiento de las normas sociales así como de los derechos que de ellas derivan.

El artículo 23 del ordenamiento laboral determina los presupuestos esenciales del contrato de trabajo y dispone que “una vez reunidos los tres elementos de que trata este artículo, se entiende que existe contrato de trabajo y no deja de serlo por razón del nombre que se le dé, ni de otras condiciones o modalidades que se le agreguen”; así que mucho menos podría sufrir la pérdida de su naturaleza debido a condiciones estipuladas en otro contrato aun cuando sea éste también laboral.

El incumplimiento del trabajador en relación con la cláusula de no concurrencia puede generar otros efectos que derivan de las mismas normas sociales pero nunca el de invalidar los dos contratos de trabajo.

Tiene razón el replicante cuando tratando de estar al unísono con el fallo impugnado expresa que: “una misma persona no puede celebrar contratos laborales con dos o más patronos cuando se ha pactado la exclusividad de servicios en favor de uno sólo”; naturalmente que ello es así, pues, en todo caso deben las partes cumplir de buena fe y a cabalidad lo estipulado en el contrato; pero la transgresión a ello no afecta la existencia de la relación contractual, y puede producir efectos en el contrato incumplido pero no en otro».

(Sentencia de casación, febrero 11 de 1994. Radicación 6089. Magistrado Ponente: Dr. Jorge Iván Palacio Palacio).

___________________________________