Sentencia C-482 de septiembre 26 de 1996 

CORTE CONSTITUCIONAL 

SALA PLENA

VIGENCIA DE LA LEY TRIBUTARIA

APLICACIÓN AL PERÍODO EN CURSO

EXTRACTOS: «La acción se dirige contra la parte del artículo 87 de la Ley 223 de 1995, que, en lo pertinente, establece que a partir de la vigencia de dicha ley, los contribuyentes podrán descontar del impuesto sobre renta y complementarios a su cargo, ciertos porcentajes de las donaciones allí mencionadas, que hayan efectuado durante el año gravable a determinadas universidades. La demanda fundamenta la supuesta inexequibilidad del aparte impugnado, en la violación de los artículos 338, inciso 3º, y 363, inciso 2º, de la Constitución.

Por tanto, es necesario examinar separadamente los cargos contra los dos artículos anotados, lo que se hará a continuación, no sin antes advertir que la Corte no percibe la violación de algún otro artículo de la Constitución.

1. Porque no hay vulneración del inciso 3º del artículo 338 de la Constitución.

El inciso 3º del artículo 338 de la Constitución ordena lo siguiente:

“Las leyes, ordenanzas o acuerdos que regulen contribuciones en las que la base sea el resultado de hechos ocurridos durante un período determinado, no pueden aplicarse sino a partir del período que comience después de iniciar la vigencia de la respectiva ley, ordenanza o acuerdo”.

Como la norma superior se refiere a las leyes, ordenanzas o acuerdos que “regulen contribuciones”, conviene, de entrada, recordar que la Corte, al interpretar esta disposición (Sent. C-149/93, abr. 22, M.P. José Gregorio Hernández Galindo, Gaceta de la Corte Constitucional, año 1993, tomo IV, pág. 121), ha asignado a la palabra contribución un sentido genérico sinónimo de impuesto, entendimiento que se reiterará en esta providencia y que, por lo demás, es el que el vocablo tiene de ordinario (Esteban Jaramillo, Tratado de ciencia de la hacienda pública, quinta edición, Voluntad, Bogotá 1953, pág. 60). Lo anterior implica, entonces, que el impuesto sobre la renta y complementarios está sujeto a lo dispuesto por el inciso 3º del artículo 338 de la Carta.

Hecha esta precisión, la Corte considera que la disposición atacada no contradice lo ordenado por la Constitución en el inciso 3º de su artículo 338, porque como el período de tiempo que va del 22 de diciembre de 1995, día de la publicación de la ley, al 31 de diciembre del mismo año, es precisamente el que comienza después de la vigencia de la ley, corresponde con el período señalado por la propia Carta, esto es, el que se inicia “después de iniciar la vigencia de la respectiva ley, ordenanza o acuerdo”. Sobre este particular, es necesario precisar que cuando la Constitución dice que las leyes tributarias “no pueden aplicarse sino a partir del período que comience después de iniciar la vigencia de la respectiva ley, ordenanza o acuerdo”, la palabra “período”, por estar libre de cualquier calificativo, no coincide con la noción, más restringida, del período gravable anual característico del impuesto a la renta y complementarios.

Si una norma beneficia al contribuyente, evitando que se aumenten sus cargas, en forma general, por razones de justicia y equidad, sí puede aplicarse en el mismo período sin quebrantar el artículo 338 de la Constitución. La prohibición contenida en esta norma está encaminada a impedir que se aumenten las cargas al contribuyente, modificando las regulaciones en relación con períodos vencidos o en curso. La razón de la prohibición es elemental: el que el Estado no pueda modificar la tributación con efectos retroactivos, con perjuicio de los contribuyentes de buena fe.

En consecuencia, puesto que los descuentos que nos ocupan son los que corresponden a las donaciones efectuadas entre el 22 y el 31 de diciembre de 1995, vale decir, un período posterior a la vigencia de la ley, los mismos están encuadrados dentro de los límites del inciso 3º del artículo 338 de la Constitución y, por lo tanto, no son inexequibles.

2. Por qué no hay vulneración del artículo 363, inciso 2º, de la Constitución.

Esta norma dice: “(...) Las leyes tributarias no se aplicarán con retroactividad”. Recordemos que la demanda afirma que la disposición impugnada quebranta este mandato constitucional, “pues siendo la Ley 223 de 1995 una ley que regula contribuciones, se ha pretendido aplicar en el mismo período en que inició su vigencia”.

La Corte desecha este cargo, porque los descuentos del artículo 87 de la Ley 223 de 1995, sólo tendrán operancia para la declaración de renta del año gravable de 1995, si se refieren a donaciones efectuadas dentro de la vigencia de la ley, esto es, del 22 al 31 de diciembre del mismo año.

En consecuencia, el cargo tampoco prosperará.

D. Decisión

En mérito de lo expuesto, la Corte Constitucional, administrando justicia en nombre del pueblo y por mandato de la Constitución,

RESUELVE:

Declarar EXEQUIBLE, por los motivos expuestos, la expresión “A partir de la vigencia de la presente ley”, que está en el inicio de la adición que el artículo 87 de la Ley 223 de 1995 introdujo al artículo 249 del estatuto tributario.

Cópiese, notifíquese, publíquese, cúmplase e insértese en la Gaceta de la Corte Constitucional».

(Sentencia C-527 de octubre 10 de 1996. Magistrado Ponente: Dr. Jorge Arango Mejía).