Sentencia SL15699-2015/45146 de septiembre 30 de 2015

CORTE SUPREMA DE JUSTICIA 

SALA DE CASACIÓN LABORAL

Radicación 45146

SL15699-2015

Acta 34

Magistrada Ponente:

Dra. Clara Cecilia Dueñas Quevedo

Bogotá, D.C., treinta de septiembre de dos mil quince.

EXTRACTOS: «VIII. CONSIDERACIONES

Tal como lo pone de presente la réplica, al estar dirigido el ataque por la vía de los hechos, no son admisibles reflexiones de orden eminentemente jurídico, especialmente las tendientes a dilucidar cuales son las normas que regulan las relaciones laborales entre la demandada y sus servidores, para de ahí derivar que el Tribunal infringió directamente –falta de aplicación- el art. 127 del C.S.T. que es precisamente lo que esboza la censura.

Ahora bien, si en gracia de discusión se diera por superado lo anterior, de cara a dar respuesta a los doce supuestos errores fácticos señalados en el cargo, preciso es recordar que el fallador de segundo grado para negar la reliquidación de la pensión de jubilación y la cesantía, se ocupó única y exclusivamente de tres conceptos, a saber: prima de servicios, vacaciones en dinero y bonificación por jubilación, de los que estableció, contrario a lo que afirma el recurrente, que no son salario a la luz de las preceptivas convencionales y legales a que hizo referencia en su providencia.

Sobre los demás conceptos, esto es, «EXTRAS DOMINICALES», «VACACIONES EN TIEMPO», «PRIMA CONVENCIONAL», «PRIMA DE VACACIONES» y «ANTIGÜEDAD EN DINERO», nada adujo el colegiado y tampoco merecieron solicitud de adición o complementación por parte del demandante, con lo cual, sobre tales ítems, la decisión recurrida, cobró efectos de cosa juzgada.

En ese orden, el único punto que le corresponde a la Sala dilucidar es si la «Bonificación por jubilación» es factor salarial, -frente a lo cual el Tribunal estimó que no tiene tal connotación dado que no remunera los servicios prestados por el trabajador, ya que se otorga por una sola vez a causa del retiro del servicio, a más de que no está incluida en el art. 118 convencional, para efectos de ser computada como tal.

Planteado así el asunto, desde ya se advierte que el Tribunal no se equivocó al restarle valor salarial a la citada bonificación por jubilación prevista en el par. 3º del art. 121 de la convención colectiva (fl. 274vto) y cancelada al actor (fls. 62 y 339), en tanto constituye un pago originado en el hecho de la jubilación que se entrega a título de obsequio por una sola vez. Desde esta perspectiva, mal puede calificársele como salario, pues su objeto no es retribuir el servicio prestado por el trabajador, como acertadamente lo afirmó el sentenciador colegiado de segundo grado.

Aquí, importante es recordar que la Sala ha tenido la oportunidad de pronunciarse en otros casos seguidos contra la misma demandada, en los cuales también se discutía la incidencia salarial de este concepto. En efecto en la sentencia CSJ SL, 17 abr. 2012, rad. 37451, sostuvo:

(…) en realidad del parágrafo 3º del artículo 121 de la convención colectiva (folio 430 vto) se colige que el pago de la bonificación se produce como efecto del otorgamiento de la pensión, es decir por esta sola ocasión, y califica, además, el reconocimiento como un obsequio, de donde bien puede inferirse su calidad no salarial, a lo que debe sumarse que ninguna estipulación convencional consagra lo contrario, aparte de que tampoco puede entenderse que esté incluida – la bonificación - en las previsiones del artículo 118 convencional en cuanto se refiere a que las primas y subvenciones que reciba el trabajador constituyen factor de salario en la proporción que señala la ley, pues en realidad no es claro que la bonificación referida sea asimilable o equiparable a alguna de tales nociones, ya que no se trata de una prima, de viáticos o de una subvención.

En similar sentido, en sentencia CSJ SL, 27 feb. 2013, rad. 40117, reiterada en sentencia SL12326-2014, precisó:

Lo mismo acontece [refiriéndose al carácter salarial] con la bonificación por jubilación pues entiende la Sala que se trató de un pago único a raíz del reconocimiento a la pensión al trabajador, de suerte que no es evidente su naturaleza salarial y por ende tampoco surge como indiscutible que debía colacionarse para efectos de liquidar la pensión de jubilación y la cesantía (…).

En consecuencia, el valor percibido por concepto de bonificación por jubilación que ascendió a la suma de $3.414.952 no es susceptible de ser incluido para efectos de liquidar la pensión de jubilación y el auxilio de cesantía, dado que, carece de incidencia salarial, tal y como lo concluyó el Tribunal en la sentencia acusada..

Por lo dicho, el cargo no prospera.

Dado que hubo réplica, las costas en el recurso extraordinario estarán a cargo de la parte recurrente. Como agencias en derecho se fija la suma de tres millones doscientos cincuenta mil pesos ($3.250.000.00).

IX. DECISIÓN

En mérito de lo expuesto la Corte Suprema de Justicia, Sala de Casación Laboral, administrando Justicia en nombre de la República de Colombia y por autoridad de la ley, NO CASA la sentencia proferida, el 18 de noviembre de 2009, por la Sala Laboral de Descongestión del Tribunal Superior del Distrito Judicial de Bogotá, en el proceso adelantado por RAMIRO ALONSO JARAMILLO ACEVEDO contra ECOPETROL S.A.

Costas como se indicó en la parte motiva.

Cópiese, notifíquese, publíquese, cúmplase y devuélvase el expediente al tribunal de origen».