Sentencia STP2502-2017/90116 de febrero 23 de 2017

CORTE SUPREMA DE JUSTICIA

SALA DE CASACIÓN PENAL

SALA SEGUNDA DE DECISIÓN DE TUTELAS

STP2502-2017

Radicación 90116

Aprobado acta 54

Magistrado Ponente:

Dr. José Luis Barceló Camacho

Bogotá, D.C., veintitrés de febrero de dos mil diecisiete.

Vistos

La Sala resuelve la impugnación interpuesta por el accionante, Enrique Mariño Álvarez, contra el fallo de primera instancia de la Sala de Casación Laboral de la Corte Suprema de Justicia, que negó el amparo de sus derechos al debido proceso, mínimo vital y móvil, seguridad social en pensiones, vida digna e igualdad.

Antecedentes y fundamentos de la acción

Los hechos relevantes para abordar la presente acción de tutela, se pueden resumir de la siguiente manera:

1. El 29 de septiembre de 2008, el Instituto de Seguros Sociales reconoció pensión de vejez a Mariño Álvarez(1).

2. El 17 de febrero de 2012, el pensionado solicitó al Seguro Social se le concediera un incremento del 14% de su mesada pensional, con efectos retroactivos, pues de él depende su compañera permanente(2).

3. El 23 de abril del mismo año, el Seguro Social negó el incremento solicitado bajo el argumento de que la norma que lo establecía se encuentra derogada tácitamente por la Ley 100 de 1993, al pertenecer a dos sistemas pensionales diferentes(3).

4. El 10 de octubre de 2013, presentó demanda ante la jurisdicción laboral contra el Instituto de Seguros Sociales, solicitando el incremento de su mesada pensional, pues su compañera permanente depende económicamente de él y no cuenta con una pensión. Como argumento normativo, invocó el artículo 21 del Decreto 758 de 1990 que regula este tipo de circunstancias(4).

5. El 13 de abril de 2016, el Juzgado 25 Laboral del Circuito de Bogotá profirió sentencia condenatoria contra el Instituto de Seguros Sociales, al encontrar probados los hechos esgrimidos en la demanda respecto de la condición de la compañera permanente del accionante(5). Así mismo, señaló que no era procedente declarar la prescripción del incremento, pero este fenómeno sí procedía respecto de las mesadas cuya data supere los tres años anteriores a la presentación de la demanda(6). Esta decisión, fue apelada por la parte demandada(7).

6. El 30 de junio de 2016, el Tribunal Superior del Distrito Judicial de Bogotá, Sala Quinta de Decisión Laboral, revocó la sentencia de primera instancia, y absolvió a la demandada. Conforme lo resume la Sala de Casación Laboral, el tribunal señaló “(...) el incremento pretendido, por mandato legal no hace parte de la pensión; y iii) que el momento de su exigibilidad no es otro que el de su reconocimiento” (CSJ STL 45554 del 6 de dic. de 2016). Por ello, el tribunal decidió declarar fundada la excepción de prescripción respecto de la reclamación administrativa del incremento pensional por haber sido presentada más de 3 años después del reconocimiento de la pensión(8).

Trámite de la acción

1. El 28 de noviembre de 2016, el señor Enrique Mariño Álvarez acudió a la acción de tutela por considerar conculcados sus derechos fundamentales al debido proceso, mínimo vital y móvil, seguridad social, vida digna e igualdad.

2. El 30 de noviembre de 2016, la Sala de Casación Laboral de la Corte Suprema de Justicia avocó el conocimiento respecto de la mencionada acción, y procedió a notificar de su existencia a “las partes e intervinientes, en el proceso ordinario laboral adelantado por el accionante contra Colpensiones radicado bajo el número 20130042301”(9).

3. El 2 de diciembre, el Juzgado 25 Laboral del Circuito de Bogotá descorrió el traslado de la acción solicitando que no se concediera el amparo, pues el proceso se adelantó garantizando los derechos constitucionales del accionante(10).

4. El 7 de diciembre, el patrimonio autónomo de remanentes del Instituto de Seguros Sociales en Liquidación contestó el amparo argumentando que al no ser continuador del proceso liquidatario del Instituto Colombiano de Seguros Sociales ni su sucesor(11). Finalmente, señaló que el expediente del señor Mariño Álvarez, fue remitido a Colpensiones.

5. El 9 de diciembre de 2016, el Tribunal Superior del Distrito Judicial de Bogotá informó que en decisión del 30 de junio de 2016, revocó la sentencia de primera instancia dentro del proceso 2013-00423-01 y en consecuencia absolvió a Colpensiones.

6. El 6 de diciembre de 2016, la Sala Laboral de la Corte Suprema de Justicia denegó la solicitud de amparo presentada por Enrique Mariño Álvarez.

El fallo impugnado

Como fundamento de la decisión, se argumentó que la decisión del tribunal resultaba razonable, y que dentro del proceso no se encontró ningún acto que lesionara los derechos del accionante. Así mismo precisó que la pretensión de este no “no fue el reajuste pensional, sino el incremento del 14% por cónyuge a cargo, el que por mandato legal no hace parte de la pensión”(12).

Fundamento de la impugnación

1. Indica el impugnante, que la Sala de Casación Laboral no entró a considerar de fondo la procedencia de la aplicación de la prescripción, de conformidad con el precedente de la misma corporación que señala:

Por todo lo anterior, esta Sala recoge el criterio jurisprudencial expuesto en la Sentencia CJS SL, 15 jul. 2003, rad. 19557 y, en su lugar, postula que LA ACCIÓN ENCAMINADA A OBTENER EL REAJUSTE DE LA PENSIÓN POR INCLUSIÓN DE FACTORES SALARIALES NO ESTÁ SUJETA A LAS REGLAS DE LA PRESCRIPCIÓN (...)(13) (resalta el impugnante).

2. Así mismo, solicitó se aplicara el precedente contenido en la sentencia de la Corte Constitucional T-369/2015, la cual representa una interpretación constitucional más beneficiosa al señalar que:

(...) el incremento del 14% sobre la mesada pensional a cargo, subsiste mientras perduren las causas que le dieron origen. De tal forma, lo considerado en dichos fallos respecto de la imprescriptibilidad del derecho en comento se encuentra en consonancia con el principio de favorabilidad, razón por la cual concluir que tal derecho se encuentra afectado por el fenómeno de la prescripción, en perjuicio de los peticionarios, contraría dicho principio, e implica una violación de la Constitución (subraya la Sala).

3. Igualmente el impugnante acude a otros pronunciamientos de la Corte Constitucional como la Sentencia T-217/2013, que contiene pilares argumentativos similares a la decisión trascrita en el párrafo anterior.

Para resolver se considera

1. La competencia de la Sala está determinada por el artículo 2.2.3.1.2.4 del Decreto 1069 de 2015 —Único Reglamentario del Sector Justicia y del Derecho— (antes D. 1382/2000, art. 4º), en concordancia con el artículo 44 del reglamento de la corporación.

2. Respecto de los requisitos generales de procedencia de la acción de tutela, inmediatez y subsidariedad, se encuentran cumplidos toda vez que entre la sentencia del Tribunal Superior de Bogotá, Sala de Decisión Laboral, y la presentación de la acción transcurrieron menos de 6 meses. Así mismo, contra esta decisión se agotaron los recursos ordinarios legalmente establecidos, sin que se abriera la posibilidad para acudir en casación, como se observa en la decisión del tribunal(14).

3. Respecto de los requisitos específicos de procedencia de la acción de tutela contra providencias judiciales, se observa que el accionante afirma que el tribunal desconoció la existencia del precedente, configurando uno de los requisitos específicos de procedibilidad de la acción de tutela contra decisiones judiciales, tal como lo ha expuesto la Corte Constitucional al indicar:

Desconocimiento del precedente, hipótesis que se presenta, por ejemplo, cuando la Corte Constitucional establece el alcance de un derecho fundamental y el juez ordinario aplica una ley limitando sustancialmente dicho alcance. En estos casos la tutela procede como mecanismo para garantizar la eficacia jurídica del contenido constitucionalmente vinculante del derecho fundamental vulnerado (C.C. C-590/2005).

4. Así, es pertinente indicar que para que una sentencia sea precedente y su desconocimiento constituya causal de procedencia de la acción de tutela se requiere:

(...) i) que en la ratio decidendi de la sentencia anterior se encuentre una regla jurisprudencial aplicable al caso a resolver; ii) que esta ratio resuelva un problema jurídico semejante al propuesto en el nuevo caso y iii) que los hechos del caso sean equiparables a los resueltos anteriormente (C.C. T-292/2006 y SU-053/2015).

5. Conforme a lo anterior, esta Sala encuentra que casos similares, en materia de tutela, han sido previamente resueltos indicando que el incremento del 14% de la mesada pensional, en virtud de la relación de dependencia económica entre cónyuges —en este caso compañeros permanentes atendiendo al principio constitucional de igualdad—, no está sujeto al fenómeno de la prescripción.

6. Así fue señalado por la Sentencia STP 89543 del 2 de junio de 2016, de esta Sala, y por la Sentencia T-369/2015 de la Corte Constitucional (T-369/2015) que indica

En efecto, en ninguna de las normas citadas, que regulan el incremento bajo estudio, se establece que dicha regla deba ser aplicada al incremento en mención, pues al definirse la naturaleza del mismo, solo se señala que el incremento del 14% sobre la mesada mínima por cónyuge a cargo subsiste mientras perduren las causas que le dieron origen. De tal forma, lo considerado en dichos fallos respecto de la imprescriptibilidad del derecho en comento se encuentra en consonancia con el principio de favorabilidad, razón por la cual concluir que tal derecho se encuentra afectado por el fenómeno de la prescripción, en perjuicio de los peticionarios, contraría dicho principio, e implica una violación directa de la Constitución

7. De tal suerte, se encuentra que el tribunal se apartó de esa regla jurisprudencial, sin cumplir los deberes que ello supone, y que han sido definidos por la Corte Constitucional de la siguiente manera:

(...) el juez (singular o colegiado) solo puede apartarse de la regla de decisión contenida en un caso anterior cuando demuestre y cumpla los siguientes requisitos:

(i) Debe hacer referencia al precedente que abandona, lo que significa que no puede omitirlo o simplemente pasarlo inadvertido como si nunca hubiera existido (principio de transparencia). (ii) En segundo lugar, debe ofrecer una carga argumentativa seria, mediante la cual explique de manera suficiente y razonada los motivos por los cuales considera que es necesario apartarse de sus propias decisiones o de las adoptadas por un juez de igual o superior jerarquía (principio de razón suficiente)” (T-794/2011, T-082/2011).

8. Por consiguiente, ante la indudable afectación de los derechos fundamentales invocados, deberá revocarse el fallo impugnado, para en su lugar conceder la protección reclamada.

Por lo expuesto, la Corte Suprema de Justicia, Sala de Casación Penal, Sala Segunda de Decisión de Tutelas, administrando justicia en nombre de la República y por autoridad de la ley,

RESUELVE:

1. REVOCAR el fallo impugnado y, en su lugar, CONCEDER la tutela solicitada por el señor Enrique Mariño Álvarez para sus derechos fundamentales al debido proceso, mínimo vital y móvil, seguridad social en pensiones, vida digna e igualdad.

2. DECLARAR sin valor y efecto el fallo dictado el 30 de junio de 2016 por la Sala Laboral del Tribunal Superior del Distrito Judicial de Bogotá dentro del radicado 11001310502520130042301.

3. ORDENAR a la Sala Laboral del Tribunal Superior del Distrito Judicial de Bogotá que dentro del término de quince (15) días, siguientes a la fecha en que le sea notificada esta providencia, profiera, dentro del proceso mencionado en el punto anterior, una nueva sentencia, en la que defina el recurso de apelación interpuesto por Colpensiones siguiendo el precedente constitucional constituido por la Sentencia T-369/2015.

4. Notifíquese de conformidad con lo dispuesto en el artículo 30 del Decreto 2591 de 1991.

5. Remítase el proceso a la Corte Constitucional para su eventual revisión.

Notifíquese y cúmplase.

Magistrados: José Luis Barceló Camacho—Fernando Alberto Castro Caballero—Luis Antonio Hernández Barbosa.

Nubia Yolanda Nova García, Secretaria.

1 Fl. 18, cdno. de la acción.

2 Fl. 22, cdno. de la acción.

3 Fl. 20, cdno. de la acción.

4 Fl. 55, cdno. de la acción.

5 Fl. 33, cdno. de la acción Cd. REC. 15:37.

6 Fl. 33, cdno. de la acción Cd. REC. 18:08.

7 Fl. 125, cdno. de la acción Cd. REC. 8:20.

8 Fl. 4, cdno. de la Sala de Casación Penal CSJREC. 18:08.

9 Fl. 2, cdno. de la Sala de Casación Laboral de la CSJ.

10 Fl. 17, cdno. de la Sala de Casación Laboral de la CSJ.

11 Fl. 25, cdno. de la Sala de Casación Laboral de la CSJ.

12 Fl. 62, cdno. de la Sala de Casación Laboral de la CSJ.

13 Fl. 75, cdno. de la Sala de Casación Laboral de la CSJ. Cita hecha por el accionante.

14 CD. Cuaderno de la Sala de Casación Penal CSJ.